Compartir
Publicidad
Elon Musk: esa fuente inagotable de ideas y proyectos que van desde un robot para el hogar hasta una colonia en Marte
Especiales

Elon Musk: esa fuente inagotable de ideas y proyectos que van desde un robot para el hogar hasta una colonia en Marte

Publicidad
Publicidad

Dicen que cuando habla Elon Musk sube el pan, y la verdad es que ha pasado a ser uno de los personajes dentro del ámbito tecnológico que más repercusión crea cuando anuncia algo. ¿Cómo ha llegado a ser así? En gran parte por el empeño que pone en hacer realidad todo aquello que se le ocurre, y de hecho son son pocas las ideas de Elon Musk que llevamos viendo en su trayectoria como empresario (y personaje, vaya).

En lo que anuncia o promete encontramos de todo un poco, pero suelen ser proyectos colmados de ambición que implican retos tecnológicos importantes (y adelantados a su tiempo), y de hecho en ocasiones son de tal envergadura (o locura) que nos cuesta discernir si hay una intención seria tras cierto tweet o está bromeando como sólo un personaje así se lo puede permitir.

Medios de transporte, energía o la conquista espacial pasando por túneles y lanzallamas, la mente de este peculiar inventor contemporáneo parece ser una fuente inagotable de proyectos. Echamos la vista atrás en la biografía de Elon Musk y los repasamos.

Hasta el espacio y más allá

Puede que cuando logras que uno de tus productos se transforme en un sistema que contribuiría a asentar la base de los pagos electrónicos pienses en que el mundo se te queda pequeño. Algo así debió pasar por la mente de Musk cuando, tras aquella "X.com" que acabó siendo PayPal, en lo siguiente que se embarcó el empresario fue en una de sus actuales principales empresas.

Era ya 2002 cuando, como contaba el New York Times, Musk quiso hacer negocio con los cohetes al espacio y fundó Space Explorations Technology, posteriormente conocida como SpaceX.

Spacex 01

La idea era reducir costes en los lanzamientos (aproximadamente por un tercio del coste que tenían) y que fuesen cohetes reutilizables, cosa que se materializó más adelante (varias veces) como "nos hemos cansado" de ver.

Y mal no le ha ido cuando la empresa se ha convertido en una de las principales responsables de los lanzamientos de satélites y otras misiones, como repasábamos en el calendario que tiene para este año, colaborando con el departamento de defensa estadounidense, la NASA (incluso para trajes), el gobierno español y la Estación Espacial Internacional, ideando "taxis" para ir y volver de ésta.

Spacex 02

Nuestros vecinos como próximos retos

SpaceX es una realidad desde hace tiempo, pero eso no hace que las creativas neuronas de Musk pongan la pausa en lo que se refiere a proyectos relacionados con salir del globo terráqueo. En 2016, cuando SpaceX ya llevaba algunos lanzamientos y aterrizajes (en las plataforma marinas) desde su fundación en 2002, anunciaban su intención de llegar a Marte ni más ni menos que en 2018.

Llegado el año vemos que no, que SpaceX no ha pisado tierras marcianas y que no está en su agenda para 2018, pero en su momento Musk explicaba cómo serían las bombas atómicas para transformar Marte y calentarlo. De esto hace tres años (que tampoco es que haga diez o veinte), pero poco a poco ha ido refinando su plan, dejando atrás lo de las bombas para hablar de reducción de costes y plantear la ida a Marte por "sólo" 200.000 dólares.

Y ojo que la idea no es sólo llegar (y competencia tampoco le falta, ojo). Musk explicaba con detalle que el plan era que en 2022 se instalase una colonia en Marte, con un sistema de aprovechamiento de recursos in-situ (bautizado como IRSU) pero que no podría asentarse en cualquier lugar del planeta.

Marte

Para Marte, de hecho, hay pensadas naves y vehículos desde hace tiempo por parte del empresario y su compañía espacial. En 2016 nos presentaba a BFS y BFR, las siglas para nombres tan particulares como Big Fucking Ship y Bíg Fucking Rocket con las que la empresa pretende llegar al Planeta Rojo.

BFR sería, en pocas palabras, un cohete para unirlos a todos. De hecho la idea es que sustituya a lo Falcon y las Dragon en lo de llegar a Marte, y hace poco supimos que tras lanzar el Falcon Heavy la idea era centrarse en el BFR y su llegada a Marte, según palabras de Elon.

Bfr

Pero no sólo Marte está en el centro de las miradas de Musk y SpaceX. El empresario afirmaba el año pasado que necesitamos construir una base en la Luna para que "el público despierte" y haya un interés por los viajes espaciales. De hecho, la compañía afirmó que en 2018 llevaría a dos turistas a la Luna, aunque esto era el año pasado y de momento no tenemos más noticias sobre este particular viaje.

El coche del futuro presente ha de ser 100% eléctrico e inteligente, y los camiones también

En Motorpasión repasaron la vida de Musk y nos recordaron que en 2003 el empresario cofundaba Tesla Motors. Además de otra de sus operaciones para sacar rendimiento económico, Tesla sería otro bebé de Musk y en 2015 afirmaba que estaban a dos años de conseguir su coche autónomo.

Elon Tesla

Así, la idea no era crear una marca más de coches, sino caracterizarse por fabricar unos coches eléctricos e "inteligentes". Muestra de ello fueron los sistemas inteligentes del Model S (no exentos de problemas), pero haberlo materializado tampoco apaga el fuego de los proyectos de Musk.

La idea no era crear una marca más de coches, sino caracterizarse por fabricar unos coches eléctricos e "inteligentes"

Además de intentar reinventar el servicio de reparación de los automóviles, la intención era ir más allá de los turismos eléctricos saltando a los camiones. Y con el tiempo hemos visto que la intención, de nuevo, se materializó.

Tesla Camion

Faltará ver si en el futuro se cumple la predicción de que en las fábricas de Tesla no se necesitarán seres humanos, o si más allá de los camiones acabamos viendo aviones eléctricos Tesla, porque sobre esto también se pronunció Musk.

Medios de transporte algo distintos

E hilando con el ámbito de los medios de transporte, la "idea loca" por excelencia de Elon Musk quizás sea Hyperloop. Un medio de transporte cuyo nacimiento llevamos siguiendo desde que el empresario hiciese pública su idea en 2013 y que se basa en cápsulas que viajan dentro de un tubo y que sean capaces de recorrer largas distancias en poco tiempo.

De la evolución de esta idea, las dudas y del propio concepto hablamos a fondo aquí, porque aunque queda mucho por probar se trata de otra idea que Musk (y un buen puñado de ingenieros y estudiantes) ha sido capaz de hacer realidad en cierto modo. Al menos para que recorra unos segundos.

Hyperloop

Aunque si hemos de hablar de medios de transporte llamativos no podemos dejar pasar otro par de ideas muskianas: un BFR para ir de un sitio a otro del planeta y un vehículo eléctrico para túneles. Y no, nosotros tampoco creemos que sean las últimas ideas de medios de transporte del empresario.

Y hablando de túneles...

Sí, finalmente The Boring Company no era broma, sino una realidad. No sabemos si Musk planea crear un túnel directo desde su casa a las instalaciones de alguna de sus empresas, pero el caso es que Godot, la tuneladora de la compañía, empezó ya un segmento de su primer túnel en Los Ángeles.

(Así empezó la cosa, normal que pudiésemos pensar que era broma.)

Los Ángeles tiene un problema continuo de tráfico, y en esta ocasión el proyecto de Musk está orientado a que esto no sea un problema creando una red de túneles. Ya nos mostró el concepto de cómo funcionaría The Boring Company, todo con la intención de que un recorrido que actualmente es posible en 45 minutos se haga en tan sólo 5.

La obtención de energía también podía rediseñarse

Dentro de su intención de promover el uso de energías renovables en lo concerniente al transporte y al consumo doméstico, Musk también tenía en mente intentar aportar algo al sector de la energía solar, como dijo en su Plan Deux. Primero vimos la Gigafactory, plantas abastecidas únicamente de energía limpia cuyo techo queda cubierto de placas solares, y posteriormente los techos solares de Tesla, funcionando desde agosto de 2017 en casa del propio empresario.

Tesla Casa

Un vínculo entre las máquinas y los seres humanos, o cómo conectar el cerebro a la nube

En plena era de la inteligencia artificial y de la nube, a Musk no se le ocurrió otra cosa que plantear la combinación del cerebro humano con la inteligencia artificial, fundando Neuralink. La idea es crear una especie de actualización para nuestro cerebro que permitirá luchar contra enfermedades, al mismo tiempo que actualizamos nuestros niveles cognitivos para estar más de tú a tú con esas máquinas que ya nos ganan hasta a jugar al póker.

Elon Musk 01

Los detalles sobre este proyecto aún son pocos y lo que sabemos se basa en lo que poco a poco se filtra o dice el propio Elon Musk. Pero sabiendo que registró la empresa y que se están recaudando millones de dólares, tiene pinta de que es otro proyecto de Musk que no quedará sólo en intención. Otra cosa es que sea viable, porque con lo que se sabe no está nada claro.

Se sabe que Neuralink lleva millones de dólares recaudados, pero otra cosa es que el proyecto sea viable

Además, hablando de la AI cabe recordar otro proyecto, aunque dentro de una línea distinta a la de innovar con un invento revolucionario. Con el fin de que se avance con la investigación y el desarrollo de la AI dentro de un marco beneficioso par la humanidad y "no con restricciones por la necesidad de generar beneficios" surgió OpenAI, una organización sin ánimo de lucro creada por Musk (Tesla) y Sam Altman (YCombinator), junto a otros grandes inversores, entre ellos Amazon Web Services.

Una fuente inagotable de ideas, proyectos y tweets

Los caminos de Musk son inescrutables y probablemente nos queda bastante que ver y que oír de uno de los inventores y empresarios más mainstream de nuestros tiempos. Lo último: un lanzallamas que parecía una locura pero que ha llegado a acumular 4 millones de dólares en ventas, ahí es nada para "un soplete con buen diseño".

Hay ideas que parecían haberse quedado por el camino, como la red de satélites para internet de la que hemos ido sabiendo puntualmente. Pero lo que está claro es que en lo que respecta a Musk, donde pone el ojo, pone la bala, y donde pone la intención, pone la pasta.

Tesla

Así que andaos con ojo, robots aspiradores, planchadores y grandes máquinas para el hogar, que la idea de crear un robot ayudante doméstico también se cruzó por el cerebro del empresario. Y como hemos visto es capaz de hacer realidad cualquier idea, como la de poner uno de sus coches en el espacio (que ya hablaremos de la basura espacial, Musk, que esto a Marte no llega).

¿Qué hay que hacer para que el "dicho y hecho" sea una forma de vida? Como vimos aquí repasando lo que estudiaron los líderes de las principales tecnológicas del mundo, Elon Musk se licenció en Administración y dirección de empresas, sin acabar el doctorado en física al empezar con Zip2, la primera empresa que cofundó junto con su hermano Kimbal Musk y su amigo Greg Curry.

Elon 01

Así que no hay más truco que estudiar y tener buen ojo para hacerse con una fortuna que reinvertir. Quizás, si os ponéis las pilas y dais con ideas igual o más revolucionarias, adelantéis a Musk en lo de crear un coche volador, porque el Roadster ya parecía hacer una declaración de intenciones (aunque quizás no como creímos).

Imagen | TED Conference
En Xataka | Elon Musk y su carrera poco conocida en el mundo de los videojuegos
En Magnet | Siete frases que demuestran cómo Elon Musk se ha convertido en el gran bocachancla de nuestro tiempo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio