Compartir
Publicidad

'Autoblow A.I.', el dispositivo de masturbación masculina que asegura utilizar IA para "replicar técnicas humanas"

'Autoblow A.I.', el dispositivo de masturbación masculina que asegura utilizar IA para "replicar técnicas humanas"
45 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La industria del sexo mueve miles de millones de dólares al año en todo el mundo, por ello, muchos avances tecnológicos suelen aparecer primero en este mercado o bien, es donde se suele arriesgar con nuevas ideas en esa búsqueda por reventar el mercado y ser el próximo gran producto sexual. Y aquí ya tenemos por ejemplo una gran variedad de juguetes sexuales que ofrecen todo tipo de posibilidades.

Estamos en el pleno auge de la inteligencia artificial, así que alguien pensó que era buena idea desarrollar un dispositivo estimulador sexual que simula el sexo oral, donde lo interesante es que aseguran que sus movimientos provienen de inteligencia artificial para emular los movimientos realizados por los seres humanos.

"Programado en base a 109 horas de vídeos porno"

Este dispositivo ha sido bautizado como 'Autoblow A.I.' y es una invención de Brian Sloan, el mismo creador del 'Autoblow 2' que fue lanzado en 2014. Su creador asegura que este nuevo producto es "el primer juguete sexual que incorpora inteligencia artificial para mejorar la experiencia sexual en solitario".

Autoblow Ai 1

Antes de que ya estén buscando comprarlo, hay que mencionar que por el momento forma parte de una campaña de financiación colectiva en Indiegogo, por lo que no hay ninguna garantía de que vea la luz, tal y como ha ocurrido con otros productos que han sido financiados y luego desaparecen defraudando a quienes los respaldaron.

Sloan menciona que mientras el 'Autoblow 2' hacia sólo movimientos de arriba a abajo a diferentes velocidades, el nuevo 'Autoblow A.I.' incorporaría un algoritmo de machine learning que "cambia continuamente la técnica para complacer al usuario". De hecho, afirman que nos encontraremos con 10 modos diferentes, donde se jugaría con el ritmo, la ubicación y "el nivel de succión y presión".

Pero lo realmente interesante es que Sloan asegura haber contratado a un grupo de ingenieros para que desarrollaran el algoritmo de machine learning, ingenieros que supuestamente escribieron algo llamado el 'Blowjob Paper', que es un "estudio" donde se explica la investigación y los métodos empleados que sirvieron para desarrollar la tecnología de este 'Autoblow A.I.'.

"En este trabajo, buscamos cuantificar lo 'común' o movimientos 'típicos' involucrados en el sexo oral practicado en hombres. Para hacerlo, analizamos un conjunto de datos que contiene más de 108 horas de video pornográfico, donde en cada fotograma se capturó la posición de los labios a lo largo del eje del pene. También usamos técnicas de cuantificación para descubrir dieciséis movimientos distintos, y al usar estos movimientos diseñamos y evaluamos un sistema que genera secuencias de movimientos realistas mediante el aprendizaje profundo. Mostramos cuantitativamente que este sistema es superior a las simples técnicas de cadena de Markov."

Según Sloan, para desarrollar esta tecnología tuvo que contactar ocho compañías, de las cuales, siete le habrían dicho que no estaban interesadas en el proyecto. Curiosamente, la compañía número ocho fue la que aceptó, pero en el 'Blowjob Paper' no aparecen ni sus nombres ni ningún indicio de una compañía o institución.

De acuerdo a su creador, quien asegura haber pagado por 30.000 dólares por esta tecnología, en el documento no hay nombres de ingenieros ni instituciones porque pidieron permanecer anónimos, esto ante el riesgo de perder a sus demás clientes al no estar de acuerdo con este tipo de proyectos.

Adicional a esto, en el documento también se especifica que se diseñó una arquitectura de red neuronal densa (DNN, por sus siglas en inglés) la cual sería capaz de "predecir el próximo movimiento basándose en el análisis de movimientos anteriores", algo así como el texto predictivo de los smartphones.

Para hacerse con un 'Autoblow A.I.' tendremos que invertir/desembolsar 129 dólares, más gastos de envío, en la campaña de crowdfunding, con todos los riegos que esto conlleva, donde existe la promesa de entregarlo en mayo de 2019.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio