Compartir
Publicidad

Microsoft continúa su reestructuración despidiendo a 7.800 empleados de la división móvil

Microsoft continúa su reestructuración despidiendo a 7.800 empleados de la división móvil
72 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Con la entrada de Nadella en Microsoft sabíamos que iba a haber cambios y que la era Ballmer iba a ir desapareciendo. Servicios, móviles y nube ha sido el mantra del actual CEO de la compañía y su mano en la dirección se notó desde bien pronto. En su día anunciaron una serie de cambios respecto en la división móvil tras la adquisición de Nokia y ahora es el turno de hacer un nuevo movimiento, coincidiendo con el nuevo año fiscal de Redmond.

Microsoft ha anunciado hace un momento unas pérdidas de 7.600 millones debido a la adquisición de Nokia. Nadella va a cortar a 7.800 empleados relacionados con el negocio de teléfonos móviles. Recordemos que no es la primera vez que hacen esto, en su día ya anunciaron el despido de 18.000 personas. Hace poco, además, se produjo el despido del último CEO de Nokia: Stephen Elop.

Menos móviles pero mejor orientados

Los despidos, como la vez anterior no se harán de golpe sino de forma escalada durante los próximos meses. En una carta,Nadella informa que ayudará a todos empleados durante la transición, aunque no aclara si parte de esos despidos se integrarán en otros departamentos. El objetivo principal ahora mismo, en teléfonos, es centrarse en dispositivos hechos en casa y que la estrategia no gire alrededor de la venta de dispositivos sino a crear un ecosistema "vibrante" con todos los productos y servicios que ya tienen.

A corto plazo, tendrán un un portafolio, explica Nadella, más efectivo mientras que a largo plazo el objetivo es crear una experiencia continua través de todos los dispositivos, teléfonos incluidos. Un guiño a Windows 10 y su estrategia de tener el mismo sistema operativo en todas las plataformas para tener una unificación de contenido.

La carta de Nadella deja algunas dudas por resolver. Dicen que su objetivo es centrarse en un número más pequeño de terminales y a la vez centrarse en tres áreas: negocios, teléfonos asequibles y tope de gama. Ésto a priori se podría traducir como al menos tres terminales Lumia. De hecho hay rumores de que en los próximos meses lleguen dos buques insignias con Windows 10.

La realidad es que a día de hoy Windows Phone tiene una cuota de mercado muy pequeña y son Apple y Google quienes dominan el mercado de dispositivos móviles. Veremos si los cambios que plantea Nadella sirven para ser terceros con méritos y no tanto por discordia a falta de más competidores.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio