Nuevo Tesla Model 2: fecha de lanzamiento, precio, modelos y todo lo que creemos saber sobre el coche eléctrico de los 25.000 euros

  • Tesla quiere tener un coche eléctrico de masas que se venda en unos 25.000 euros peor no tiene fecha

  • La producción y las baterías serán claves para reducir el precio del nuevo modelo

Model 2 Scaled
20 comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail

El coche eléctrico se encuentra en una situación desconocida hasta ahora. De momento, los grandes fabricantes han optado por llenar el mercado de modelos de alto precio, lo que les ha valido para aplacar en parte las pérdidas de no poder producir en masa sus vehículos y acercarse al público que más dispuesto puede estar a pagar por esos automóviles.

Pero saciado este mercado, toca arremangarse y ofrecer coches eléctricos de menor precio. Es decir, entrar en el verdadero terreno del coche eléctrico de masas. Con el Tesla Model Y como el coche más vendido del mundo en 2023 (incluyendo los de combustión) y el Tesla Model 3 apoyando las ventas de la compañía, el siguiente gran salto es el coche de los 25.000 euros.

Esto es lo que sabemos, hasta ahora, de su llegada, sus características o su precio.

¿Cuándo van a anunciarlo?

Realmente, poco. Si echamos la vista atrás nos encontraremos que Elon Musk lleva hablando de la llegada de un Tesla compacto, más barato y en la frontera de los 25.000 euros desde 2020. Entonces se decía que se podía tratar de un coche con un lenguaje de diseño propio adaptado a los gustos europeos y fabricado en exclusiva en Berlín.

Aquellos días, todavía, no se ponía fecha a la posible llegada de este (supuesto) Tesla Model 2. Sí se apuntó a esto poco después, en 2021. Elon Musk elevaba el listón durante el Battery Day de la compañía, uno de los eventos anuales de Tesla. Entonces se dijo que en 2023 tendríamos un Tesla compacto, de 25.000 dólares y completamente autónomo. Incluso se habló de que este coche no tuviera volante.

Es 2024 y aquí estamos escribiendo estas notas. Como es evidente, ese supuesto coche eléctrico asequible y autónomo nunca ha llegado pero el año pasado sí que sirvió para alimentar unos rumores que han terminado por tomar calor en el salto del año nuevo.

En noviembre de 2023, Reuters aseguraba que la hoja de ruta del nuevo coche eléctrico de Tesla ya está en marcha. Señalaban que se fabricará en Berlín pero no daban una fecha de llegada para este nuevo coche eléctrico de Tesla. Aseguran que la compañía no maneja un calendario concreto pero sí que tiene claro que su producción será europea.

Poco después, en enero de 2024, también Reuters ha actualizado sus informaciones anteriores. La agencia de noticias asegura que desde dentro de la compañía les han confirmado que la producción de este Tesla Model 2 no se espera hasta mediados de 2025 y que, por tanto, podría que no lo viéramos en la calle hasta 2026.

¿Qué precio va a tener?

Entre las pocas informaciones que hay más o menos claras, el precio es una de ellas. Desde un primer momento, la compañía ha asegurado que trataba de vender su futuro coche eléctrico de masas a un precio de 25.000 euros, considerándolo el precio adecuado para popularizarlo y competir en el mercado.

Lo que, evidentemente, no está claro es si la compañía cuenta con vender varias versiones del mismo coche, situando la gama de acceso en los mencionados 25.000 euros y elevando las versiones más capaces en autonomía y potencia por encima de este precio.

No podemos olvidar que con el Tesla Model 3 la compañía ha seguido esta estrategia durante 2023, situando su gama de entrada por debajo de la psicológica barrera de los 40.000 euros pero dejando los coches más potentes y con mayor autonomía por encima de esta cifra.

¿Cómo va a ser su diseño?

Poco o nada se ha visto del conocido como Tesla Model 2. La forma que tomará el nuevo coche eléctrico de la compañía es, en gran parte, un misterio pero hay algunas líneas maestras que difícilmente cambiarán.

Durante su encuentro anual con accionistas, Tesla mostró la primera imagen oficial del Tesla Model 2. Esta es la silueta que encabeza este artículo y en la que se deja entrever que las formas serán muy similares a las que ya conocemos en el Tesla Model 3. Algo así como una versión reducida o compactada de la berlina de Elon Musk.

¿Qué autonomía tendrá?

Otra de las incógnitas y uno de los aspectos claves a resolver. Si Tesla ha conseguido vender masivamente sus Tesla Model 3 y Model Y ha sido porque ha conseguido ofrecer una relación autonomía/precio difícilmente replicable por otros competidores de la industria.

De momento, los rumores coinciden en que, con un tamaño reducido y un precio asequible, podemos esperar un coche con una batería de unos 50 kWh, lo que podría llevarnos a unos 400 kilómetros en la homologación del ciclo WLTP. Tesla, eso sí, se ha caracterizado por vehículos de consumo contenido, por lo que con ese tamaño podríamos hablar de 350 kilómetros reales en carretera.

Sí sabemos que Tesla estaba desarrollando unas nuevas baterías que deberían sorprender en su rendimiento, con una autonomía notable en un tamaño contenido. Pese a ello, sabemos que la empresa no está obteniendo los resultados esperados y que esto ha podido suponer un retraso en el desarrollo del vehículo.

¿Con qué tecnologías contará?

Otra de las dudas a despejar. Desde el primer anuncio, Elon Musk puso el listón muy alto. Habló de robotaxis y de un coche compacto, asequible que se utilizaría, sobre todo, en modo completamente autónomo. Cuatro años después, Tesla sigue teniendo problemas con sus sistemas de conducción autónoma y los vigilantes regulatorios estadounidenses.

Y sobre esto mismo, Elon Musk señaló a los inversores que no esperen grandes sorpresas con el coche: "Será genial, pero utilitario. No pretende llenarte de asombro y magia, sino llevarte de A a B", recalcó ante los mismos.

Hay que tener en cuenta que Tesla no debería poder ofrecer funciones mucho más avanzadas en su coche de menor precio que en los modelos superiores. Se estaría canibalizando a sí misma, por lo que no tendría mucho sentido que, al menos, toda la tecnología a implementar en el Tesla Model 2 no pueda llegar a los Model 3, Y, S y X.

Sí parece claro que la compañía seguirá apostando por el software como pieza fundamental en su nuevo vehículo. Con la última actualización del Tesla Model 3, los de Elon Musk han optado por llevar el minimalismo del interior a un nuevo nivel, eliminando por ejemplo los mandos satélites del cambio de marchas o los intermitentes para llevarlo todo a la pantalla.

Además, la compañía está inmersa en una fuerte inversión para desarrollar sus propios sistemas de inteligencia artificial, con el objetivo de simplificar al máximo sus vehículos (ahora las cámaras se encargan de todos los sistemas de conducción autónoma) y ceder al software el control.

¿Cómo conseguirán abaratar el Tesla Model 2?

Poco a poco, Tesla sí ha dado algunos detalles más a este respecto. Sabemos que la compañía de Elon Musk ha basado su enorme rentabilidad por vehículo vendido en la producción en masa mediante sus Giga Press. Esto le permite ensamblar decenas de piezas en una sola y producir mucho más rápido.

Con el Tesla Model 2, Elon Musk asegura que está preparados para alcanzar un ritmo productivo como no se ha visto hasta ahora en la industria. Ya mostraron en 2023 su intención de reducir al mínimo los costes productivos, reduciendo la mano de obra y convirtiendo el coche en una especie de puzzle compuesto de grandes piezas que se ensamblan a última hora.

Reuters, sin embargo, también ha desvelado que la empresa, que aspira a ensamblar hasta 400 piezas en una sola, está teniendo problemas para sacar adelante este desarrollo, clave para abaratar sus vehículos.

También se sabe que Tesla ha podido presionar más que nadie en la industria porque, hasta ahora, tenía unos márgenes de beneficio por coche vendido enormes. Si consigue cifras similares con un coche de 25.000 euros tendrá mucho ganado y podrá seguir apretando a los rivales.

Además, Elon Musk no ha dudado en asegurar que no tienen problemas en perder una parte de dinero (o toda) en las ventas ya que quieren hacer del software un valor añadido del producto y conseguir dinero mediante suscripciones.

En Xataka | Tesla se ha quedado estancada a nivel de diseño. Es el precio a pagar por vender coches en masa

Foto | Tesla

Inicio