Compartir
Publicidad

El sonido en el smartphone: así son las principales propuestas para mejorarlo

El sonido en el smartphone: así son las principales propuestas para mejorarlo
Guardar
52 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los argumentos de venta de los fabricantes de smartphones son casi siempre los mismos. Todos hacen hincapié en la pantalla, el SoC, la cámara trasera, la memoria y la capacidad de almacenamiento, entre otras características, pero muy pocos presumen de ofrecer un sonido de calidad, lo que revela con claridad que el audio es una prestación de escasa relevancia mediática para la mayor parte de las compañías.

Hace poco más de dos semanas publicamos un post en el que profundizamos en las características que debemos tener en cuenta si queremos hacernos con un teléfono con un sonido de calidad, por lo que esta entrada, que pretende complementar a aquella, indagará en lo que nos están ofreciendo los fabricantes para mejorar las prestaciones sonoras de nuestros terminales.

Eso sí, antes de entrar en materia es importante tener en cuenta que en el ámbito del sonido buena parte de los fabricantes se encuentran a un nivel bastante parejo, por lo que la diferencia de calidad entre unos productos y otros es más reducida que en otros apartados, aunque existe. Por supuesto, hay algunas excepciones notables en las que merece la pena que nos detengamos, y que destacan por ofrecernos un audio de bastante calidad. Vayamos con ellas.

La crucial ubicación de los altavoces

Para los usuarios que utilizan habitualmente auriculares con su smartphone la ubicación de los altavoces no es crítica, pero para aquellos que suelen jugar, reproducir películas o escuchar música directamente a través de los altavoces que incorpora el teléfono, sí es un factor importante. Las opciones por las que suelen optar los fabricantes son básicamente dos: colocar los altavoces en el perfil del smartphone o hacerlo en el panel frontal. A mí, particularmente, me parece poco recomendable ubicarlos en el panel posterior debido a que quedarían «condenados» si colocamos el terminal sobre una mesa o en cualquier otra superficie con la pantalla hacia arriba. Y, además, proyectan el sonido hacia atrás y no en el sentido en el que se encuentra el usuario.

El sonido en el smartphone

La ubicación de los altavoces no solo condiciona su tamaño, sino también el ángulo y la zona de dispersión del sonido

Muchos fabricantes deciden alojar los altavoces en el perfil del smartphone debido a que de esta forma apenas contribuyen a hacer más ancho el marco de la pantalla. Pero, por otra parte, esta decisión no solo condiciona el tamaño de los altavoces, que deben ser más pequeños para que puedan ser alojados en el perfil del teléfono, sino también el ángulo y la zona de dispersión, que revelan el área del espacio que envuelve al terminal dentro de la cual se produce la transmisión útil de la señal sonora del altavoz. Esto significa, sencillamente, que en los smartphones que incorporan los altavoces en el perfil inferior la energía acústica se irradia habitualmente hacia abajo, hacia el suelo, y no en dirección a nuestros oídos.

Sin embargo, cuando los altavoces del teléfono están alojados en el panel delantero, las ondas sonoras se propagan directamente hacia nuestras orejas, o, al menos, si estamos mirando la pantalla, en dirección a una región más próxima a nuestra cabeza. En estas condiciones percibimos mucho antes las ondas directas, que son las que inciden directamente en nuestras orejas, que las reflejadas por los objetos del entorno y el suelo, lo que nos permite disfrutar una imagen sonora más nítida y estable. Pero colocar los altavoces en el panel frontal conlleva otra ventaja importante, como hemos anticipado antes: pueden tener un tamaño mayor, simplemente, debido a que hay más espacio disponible, lo que, sobre todo, mejora su capacidad a la hora de reproducir las frecuencias más bajas.

HTC, el rival a batir en este apartado

Actualmente no cabe ninguna duda de que uno de los fabricantes que más cuida el sonido de sus smartphones en la firma taiwanesa HTC. Buena parte de sus propuestas tiene unas prestaciones interesantes en el apartado del audio, pero su «buque insignia», el modelo One, está claramente un paso por delante de la mayor parte de sus competidores. Si prestamos atención a la última encarnación de este smartphone, la que conocemos como M8, comprobaremos que no solo incorpora dos altavoces alojados en el panel frontal en recintos con una capacidad considerable (0,85 centímetros cúbicos para el altavoz superior y 0,80 para el inferior), sino también varias tecnologías inspiradas en los avances introducidos en algunos componentes diseñados para aplicaciones de Alta Fidelidad.

Una de ellas consiste en la utilización de un circuito de amplificación que no solo es potente (según HTC el nuevo One M8 es capaz de alcanzar una presión sonora de 95 dB), sino también capaz de controlar con precisión el movimiento del diafragma de los dos altavoces, lo que permite a este smartphone entregar unos graves con más pegada y un sonido detallado. La combinación de estas tecnologías es lo que esta firma llama BoomSound, aunque el nombre es lo que menos nos interesa a los usuarios. No obstante, no acaban aquí las características interesantes de este teléfono en el apartado sonoro.

El sonido en el smartphone

El nuevo HTC One (M8) incorpora dos altavoces de gran tamaño ubicados en el panel frontal del smartphone

HTC también ha instalado un sensor que monitoriza la temperatura del amplificador y reduce la potencia automáticamente cuando es elevada. Esto es importante debido a que cuando un amplificador trabaja en régimen de sobrecarga, se calienta más de la cuenta y se incrementa drásticamente la distorsión, que es, en definitiva, lo que puede dañar seriamente los altavoces. De esta forma es muy poco probable que dañemos el terminal, incluso, aunque se nos vaya la mano con el volumen. Esta tecnología tiene un objetivo similar al de otras diseñadas por fabricantes con mucha experiencia en el mundo de los componentes de Alta Fidelidad, como Power Guard, de McIntosh, o PowerDrive, de NAD Electronics.

En principio, el sonido del nuevo One (M8) debe tener más calidad que el ofrecido por la anterior encarnación del teléfono tope de gama de HTC, el One (M7), aunque, curiosamente, el nuevo terminal no incorpora la tecnología Beats Audio, que sí estaba presente en el anterior. Como recordaréis, esta innovación define un perfil de software que ecualiza el sonido para sacar el máximo partido posible al hardware de audio, por lo que es evidente que los ingenieros de la compañía taiwanesa han conseguido poner a punto su propio algoritmo sin necesidad de contar con Beats Audio.

Atmos, lo último de Dolby para smartphones

Dolby no es una recién llegada al mercado de los smartphones. Hace varios años lanzó una versión de la tecnología Digital Plus para teléfonos móviles que fue utilizada, por ejemplo, por Nokia en su N8, y que tuvo una acogida, en general, bastante tímida. Sin embargo, es posible que el próximo lanzamiento de esta firma «pegue» más fuerte. Y es que la compañía estadounidense está trabajando para adaptar la tecnología Dolby Atmos, utilizada en algunas salas de cine, a los smartphones y los tablets.

En los cines, esta tecnología de sonido envolvente dedica un canal exclusivo a cada caja acústica de la sala (hasta alcanzar un máximo de 64 canales), lo que permite a los ingenieros de sonido que participan en la creación de la banda sonora de las películas decidir con mucha precisión qué debe sonar a través de cada una de las cajas acústicas de la sala, incrementando de esta forma la resolución de la banda sonora. Además, el número de altavoces se ha aumentado drásticamente debido a que la tecnología Atmos exige la colocación de cajas acústicas en el techo, así como de más unidades tanto detrás de la pantalla como en las paredes laterales. Lo que persigue esta innovación es incrementar sensiblemente la inmersión del espectador en la trama de la película, ofreciendo un sonido dotado de una mayor continuidad y coherencia.

El sonido en el smartphone

La tecnología Atmos, de Dolby, pretende trasladar a nuestros smartphones la capacidad de inmersión de los mejores cines

Durante el Mobile World Congress, que, como sabéis, se celebró a finales del pasado mes de febrero en Barcelona, Dolby mostró los primeros dispositivos móviles dotados de la tecnología Atmos. Grosso modo, utiliza unos algoritmos muy sofisticados, que pueden ser ejecutados en un chip de audio dedicado o por un SoC ARM (Dolby ha confirmado que será plenamente compatible con el chip Snapdragon 805 de Qualcomm) para recrear una escena sonora envolvente utilizando el hardware de un smartphone o un tablet. Es un propósito ambicioso, no cabe duda, y no parece fácil obtener un resultado realmente impactante, pero, hasta que tengamos ocasión de probar esta tecnología con la debida calma, merece un voto de confianza.

Dolby ha confirmado que Atmos llegará a los dispositivos móviles a finales de 2014, pero es muy probable que Xataka pueda probarla en breve, así que tenemos la esperanza de poder ampliar esta información y ofreceros nuestras primeras impresiones muy pronto.

¿Qué hacen los demás fabricantes?

Como hemos visto antes, objetivamente es evidente que HTC presta mucha atención al sonido de sus smartphones. En mi opinión, va un paso por delante de todos sus competidores, pero lo cierto es que hay otros teléfonos con unas prestaciones sonoras interesantes, a pesar de que están claramente un paso por debajo en este apartado del One. Ya hablamos brevemente de ellos en el post que dedicamos hace un par de semanas al sonido de los smartphones, pero no nos viene mal recordar que compañías como Samsung, Sony y LG, o las chinas Oppo y Xiaomi, entre otras, han puesto a punto perfiles de audio similares al que Beats Audio desarrolló para los terminales de HTC.

El sonido en el smartphone

Sony tiene Xloud, Samsung cuenta con SoundAlive, LG y Oppo usan Dolby Mobile, Xiaomi apuesta por la tecnología de la firma sueca Dirac… Hay muchas opciones distintas, aunque lo que hemos comprobado a lo largo de este post es que la calidad sonora de un smartphone cuando lo escuchamos a través de los altavoces integrados no depende solo del perfil de ecualización utilizado y el DAC, sino, sobre todo, de la calidad del circuito de amplificación, la sofisticación de los propios altavoces y, como hemos visto, también de su ubicación en el chasis del terminal. Si no os convence el sonido de los altavoces de vuestro teléfono, siempre podéis haceros con unos buenos auriculares, si no los tenéis ya. Hay muchas propuestas interesantes en el mercado, como las de Sennheiser, Beyerdinamic, AKG, Audio-Technica o Grado, entre otras. Vosotros tenéis la última palabra.

Imagen | Cheon Fong Liew, en Flickr En Xataka | El reto menos mediático del smartphone: el sonido. Apunta en qué fijarte En Xataka Smart Home | Nueve conceptos que te ayudarán a entender mejor las especificaciones y las prestaciones sonoras de tus dispositivos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos