Compartir
Publicidad
Publicidad

Samsung Omnia, videoanálisis

Samsung Omnia, videoanálisis
Guardar
40 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Tras analizar el HTC Diamond, el Samsung Omnia es el siguiente teléfono completo que pasar por nuestras manos. de apariencia similar a la del iPhone, sus especificaciones sobre el papel son de las más completas del mercado, pero nos encontramos de nuevo con que usa el sistema operativo Windows Mobile 6, perfecto para los profesionales, pero poco atractivo para los consumidores con otro perfil, y para usar en teléfono móviles. Sus iconos y opciones no están pensadas para usar sin stylus, y no resulta excesivamente atractivo visualmente.

HTC, para evitar precisamente el rechazo de los nuevos usuarios a los que quería seducir con sus modelos Touch, creó una capa superior llamada TouchFlo, que es lo mejor que hay ahora mismo para ocultar la apariencia original de Windows Mobile. Samsung sin embargo apenas ha modificado algo del sistema operativo original, y el resultado no es tan llamativo ni funcional como en el caso del HTC Diamond.

Las especificaciones de este Samsung Omnia dejan poco margen para las dudas: teléfono HSDPA con WiFi, GPS, acelerómetro, Bluetooth estéreo, 16 GB de memoria interna ampliables con tarjetas microSD, cámara de 5 megapíxeles con grabación de vídeo y pantalla enorme de 3.2 pulgadas. En este aspecto lo único reseñable en negativo es la resolución de la pantalla, que pese a ser buena, podría hacerse mejorado.

¿Qué falla entonces en este Samsung Omnia? Pues si ya has usado otros smartphones con Windows Mobile, absolutamente nada. Dispones de un teléfono de gama alta, un poco caro, con las mejoras de Windows Mobile 6, pero ya está.

Sin embargo, para los nuevos consumidores de este tipo de teléfonos, al igual que pasa con las Blackberry, la interfaz no pensada para manejar con los dedos, nos deja bastante fríos y con una extraña sensación de habernos quedado a medias en algo. En las funciones de llamada, contactos o mensajes de texto se ha mejorado el manejo con el dedo, pero no es tan atractivo como el TouchFlo. La única novedad reseñable es la barra de miniaplicaciones que funciona muy bien, pero cuyos widgets apenas añaden nada nuevo, solamente un acceso más directo y llamativo a funciones muy usadas de Windows Mobile 6 Profesional.

Muy ligado a esta funcionalidad de los widgets y el escritorio Windows se encuentra el miniratón que Samsung nos mete con calzador en este Samsung Omnia. La idea me parece buena, pero el desarrollo ahora mismos es desastroso. En ningún momento me parece más útil, cómodo o rápido que coger el stylus. Y eso que con el lápiz táctil la historia también es amarga. En vez de colocarle un buen lugar en el teléfono, mejor si es imantado como en el HTC Diamond, el stylus, relativamente grande, viene separado, y lo más que podemos hacer es colgarlo del Samsung Omnia.

Del navegador, siendo el Omnia un terminal HSDPA, con Wifi y con navegación a través de Opera, no se puede decir nada malo, máxime cuando contamos con una pantalla de 3.2 pulgadas. Sobran en este caso las palabras. El GPS, bastante rápido, cumple con nota, aunque en interior, la recepción de satélites en un poco lenta. Echamos de menos el A-GPS.

samsung-omnia-xataka-analisis.png

De la cámara de fotos, que también graba vídeo, vamos a hablar en otra ocasión, pues la compararemos con la del Diamond. De momento decimos que sus opciones son muchas, que tiene ayudas como la detección de sonrisas, y que los resultados son aceptables de nuevo con luz, como el resto de cámaras de fotos de teléfonos móviles. El flash, bastante potente, ayuda en interior cuando queremos fotografiar personas.

La reproducción de vídeo es un punto fuerte de este teléfono, admitiendo en su pantalla gigante vídeos por ejemplo en divx o xvid. El Samsung Omnia los reproduce bien con resoluciones menores que las de un DVD, pero que en la pantalla se ven geniales pese a que la resolución de la misma podría ser más alta. Destacable es que disponemos de salida de tv pero en el pack no viene el cable necesario. Nos quedamos con las ganas de probar esta funcionalidad.

En la reproducción de audio, a pesar de no tener conector estándar para nuestros auriculares, los podremos usar sin problemas gracias al adaptador que se incluye en la caja. De todas formas, los auriculares incluidos son de buena calidad, de tipo intrauditivo, y que nos deja percibir la gran calidad de sonido que nos ofrece el Samsung Omnia.

La batería es un aspecto muy interesante de este teléfono. Sin apenas aumentar el peso (que pese al acabado metálico y el tamaño del equipo, no es para nada incómodo) Samsung ha metido en su Omnia una de las baterías de más capacidad del mercado, lo que deja los modelos de HTC y Apple por los suelos.

Más información | Samsung Omnia en Xataka.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos