Qué queda por comprar en la industria del videojuego: así está el panorama tras la ola de adquisiciones

Qué queda por comprar en la industria del videojuego: así está el panorama tras la ola de adquisiciones
33 comentarios

Finalmente, Sony también se ha subido al carro de las adquisiciones de coste brutal y múltiples ramificaciones. Ayer, anunciaba que adquiría Bungie: el estudio creador de 'Halo' (ahora propiedad de Microsoft) y 'Destiny' pasa a desarrollar bajo el paraguas de Sony. Aunque de momento, asegura la compañía japonesa, ni se dedicará a crear juegos exclusivos para Playstation ni perderá su independencia.

Esta nueva adquisición se suma a un mes francamente febril en ese terreno. Take-Two fue calentando el terreno al adquirir Zynga por 12.000 millones de dólares, pero pronto esa notable adquisición quedó en nada cuando una semana después Microsoft anunciaba que compraba Activision Blizzard. No son movimientos nuevos en la industria, pero sí lo son, ciertamente, de este tamaño: el pistoletazo de salida en estos términos lo dio Microsoft al adquirir Bethesda a finales de 2020, pero tampoco era la primera vez que alguno de los grandes fabricantes de hardware adquirían estudios para tener juegos con los que engordar catálogo.

De hecho, es algo que se viene haciendo desde siempre. Microsoft compró Double Fine Productions ('Psychonauts') en 2019, Playground Games ('Forza Horizon') y otros pequeños estudios en 2018 y Mojang (Minecraft') en 2014. Sony, por su parte, tuvo un 2021 movido con las adquisiciones de Housemarque ('Returnal'), los especialistas en remakes y remasters Firesprite Studios y Valkyrie Entertainment (apoyo en los 'God of War'), entre otros.

Y fuera de los fabricantes de hardware, publishers de considerable tamaño también han adquirido estudios para poder satisfacer el ritmo de lanzamientos que exige el mercado. El usuario de Twitter y experto en movimientos financieros Krevix resumió en un cuadro qué estudios poseía cada compañía, y lo cierto es que en número de posesiones (otra cosa es el tamaño y la envergadura de los juegos que producen, claro), Ubisoft, EA, Tencent, Take-Two o el grupo Embracer no tienen nada que envidiar a Sony o Microsoft.

Sin embargo, aún quedan unos cuantos estudios y entidades independientes. Bien porque su tamaño les impide ser absorbidas, bien porque llevan muy a gala su independencia, de momento permanecen solo como golosas tentaciones para los grandes mastodontes del sector. ¿Indefinidamente, o veremos también cómo entran bajo el paraguas de las grandes?

Las grandes: EA, Ubisoft, Take-Two, Tencent, Square y Sega

Tan grandes que muchas de ellas están en el cuadro que proponía Krovix, cada una con su propio cúmulo de estudios bajo su techo. Por eso mismo, son a su vez platos jugosos para una absorción por parte de Microsoft o Sony. En el caso de dos clásicos como EA y Ubisoft, el acercamiento a las grandes es indiscutible, con sus respectivos servicios de suscripción conectando con Xbox: EA Play entró en Game Pass Ultimate en 2020 y, más adelante, en Game Pass para PC; y UbiSoft Connect ya ha anunciado que formará parte de la oferta de Xbox, aunque posiblemente no dentro de Game Pass.

En cualquier caso, son conglomerados de estudios de tamaño medio muy jugosos para Microsoft y Sony (aunque Sony tiene que tener cuidado con los riesgos de incurrir en un monopolio: Microsoft usa el metaverso como forma de esquivar posibles problemas con regulador). EA ha comprado a lo largo de su historia 46 estudios (obviamente, no todos siguen en funcionamiento), y recientemente han entrado a formar parte de la empresa nombres como Codemasters, Playdemic o Respawn. En cuanto a Ubi, abre subsidiarias en todo el mundo hasta un total de casi medio centenar, a veces procedentes de compras de estudios como Massive, Red Storm, Reflections o FreeStyleGames.

Tencent es, quizás, el caramelo más jugoso de todos los que aparecen en el esquema de Krevix. El gigante chino es dueño de nada menos que 'Fortnite' y 'League of legends': posiblemente, no hay sueño más deseable por las grandes del hardware que llevarse colosos de ese calibre a sus dispositivos. Supera el 50% de la cuota de mercado en usuarios y facturación en China, y aunque no todas las ramas de su negocio son exportables a occidente, su predominio absoluto en el mercado es total, aunque su marca no tenga tanto carisma como otras.

Finalmente, y acabando con publishers que tienen estudios bajo sus paraguas, tenemos a Take-Two, eterna participante en las porras que juegan a vaticinar futuras adquisiciones. Las líneas de negocio comunes entre el publisher y Microsoft hace que siempre se hable de la posibilidad de una compra, sobre todo porque marcas como Rockstar o 2K son iconos absolutos de los videojuegos modernos. La compra reciente de Zynga por parte de Take-Two hace que se distancie, eso sí, de Microsoft y Sony como objetivo de compra: su plan ahora mismo está en los dispositivos móviles, un mercado distinto al hardware de las consolas.



Y además, otros dos nombres japoneses, de indiscutible solera y con una trayectoria histórica que los convierte en interesantes objetos de deseo. También aparecen a menudo en las apuestas sobre futuras adquisiciones, pero se mantienen fuertes e independientes. Por una parte, Square Enix, que recoredemos que no es solo 'Final Fantasy' y 'Dragon Quest' (que no es poco: entre ambas franquicias combinadas han vendido casi 250 millones de unidades). También posee Taito ('Space Invaders') y Eidos ('Tomb Raider').

El segundo nombre japonés a tener en cuenta es Sega, una compañía que vale más por lo que representa y por el potencial de sus franquicias -'Sonic' en cabeza- que por lo que realmente cuesta. Llevan un tiempo de intentar reformular el negocio sin encontrar un rumbo claro, lo que sin duda convierte a la compañía en una pieza accesible: sus pérdidas en la división de recreativas devido al COVID han sido astronómicas, lo que le ha llevado este mismo mes a vender a Genda esa facción de su negocio.

Otros estudios que permanecen independientes

Por supuesto, la cantidad de estudios que siguen sin dueño y cuya situación no parece que vaya a cambiar a corto plazo (aunque lo mismo podríamos haber dicho de Activision hace unos meses) es interminable. Pero estos son algunos de los más notables:

  • Focus Entertainment: Uno de los estudios europeos con más proyección internacional. Sus juegos son invariablemente elogiados por la crítica y se han ganado en poco tiempo un prestigio considerable. Estos franceses encajarían perfectamente tanto en la cartera de Sony como en la de Microsoft y tienen proyectos futuros muy jugosos, con títulos como 'Evil West' o las secuelas de 'A Plague Tale' o 'Space Marine'
  • CD Projekt: Aunque los resultados de 'Cyberpunk 2077' han sido  decepcionantes, el estudio sigue manteniendo su fama gracias al prestigio de 'The Witcher'. Habrá que ver qué pasa en el futuro con estas dos franquicias, pero también hay que tener en cuenta el tercer motor económico que la compañía tiene detrás: la tienda 'GOG'
  • Rebellion Software: El estudio con más personalidad de Reino Unido factura apenas unas migajas en comparación con Microsoft o Sony, pero sus propiedades intelectuales son muy llamativas. No solo 'Sniper Elite' y las encarnaciones clásicas de los juegos de 'Alien vs. Predator', sino también todo el bloque de personajes de 2000 AD, lo que incluye al Juez Dredd, Roge Trooper, Strontium Dog y muchos otros históricos de la ciencia-ficción europea.
  • El tridente japonés: Es decir, tres nombres muy potentes y muy jugosos, pero que permanecen independientes por distintas razones. Por una parte, FromSoftware, padres de la saga 'Souls', dueños de un prestigio y unos éxitos inauditos en la industria a nivel internacional. Por otra, Capcom, que vive de las rentas con recopilatorios de clásicos, pero tiene una cartera de propiedades intelectuales que se puede comparar con Sega y, en ciertos aspectos, con Nintendo. Y finalmente, Konami, que aunque tiene propiedades como 'Silent Hill' o 'Metal Gear Solid', no parece demasiado interesada en explotarla con nuevos juegos. Lo que, sin duda, la convierte en clara aspirante a una futura absorción por parte de Sony o Microsoft.
Temas
Inicio