Publicidad

Droplet quiere que gestiones y programes tus tareas con el Internet de las cosas

Droplet quiere que gestiones y programes tus tareas con el Internet de las cosas
1 comentario

Publicidad

La tecnología se ha convertido en una buena aliada para ayudarnos a gestionar nuestras tareas. Sin embargo, tiene pegas y a veces caemos en marcar tareas como terminadas y luego olvidarnos de hacerlas. Si ese es nuestro caso, a mí alguna vez me ha pasado, el internet de las cosas puede ser la solución a nuestros problemas.

Droplet es un pequeño interruptor inalámbrico que podemos adherir a cualquier cosa. Cada vez que usamos un objeto, tan solo tenemos que pulsar en este accesorio para marcar una tarea como completa. De este modo, será más sencillo completar las tareas. Eso sí, no es solo un pulsador para ayudarnos a ser más productivos y no olvidarnos de nada.

Un interruptor para controlar tus tareas

En el interior de cada Droplet, tenemos un sistema de conexión inalámbrica donde un Hub actúa de intermediario con nuestro móvil. A cada uno de estos interruptores podemos asociarle una tarea en concreta (relacionada con el objeto al que vamos a pegárselo) y cuando lo pulsemos nos marcará esa acción como si la estuviéramos hecha, ya no tendremos que ir al móvil y marcarla como completa.

Si solo hiciera esta función estaría bien, sin más, pero una de las funciones más atractivas de Droplet es poder automatizar acciones cada vez que pulsamos un botón. Por ejemplo, podemos configurarlo para que envíe un mensaje a nuestros padres cuando apaguemos la última lámpara de casa para que sepan que nos vamos a dormir.

Otra función posible es cuantificar el tiempo que pasa entre una pulsación y otra. Una función muy útil para saber el tiempo que hemos estado delante del ordenador, por ejemplo, cuando estamos trabajando. También permite poner alarmas a cada tarea para que nos envíe recordatorios y no nos olvidemos de nada. Sus creadores, eso sí, aseguran que no quieren ser muy intrusivos ni pesados con esta opción.

El proyecto está buscando financiación en Kickstarter y en los pocos días que lleva en la plataforma ha conseguido más de 30.000 dólares. Su objetivo es llegar a los 80.000 y al ritmo que van raro sería que no lo consiguieran. No es caro (la versión más barata son 39 dólares) pero si de verdad queremos usarlo es más práctico coger los modelos más caros que incluyen varios Droplets.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir