Publicidad

"Para el coche autónomo no es posible simular todas las condiciones imprevisibles simplemente conduciendo", Don Butler de Ford

"Para el coche autónomo no es posible simular todas las condiciones imprevisibles simplemente conduciendo", Don Butler de Ford
1 comentario

Publicidad

Publicidad

Don Butler es el director ejecutivo de de coche conectado y servicios en Ford, y pudimos charlar con él sobre algunos cambios tecnológicos que están irrumpiendo en otras áreas, como la voz y los asistentes inteligentes, además del omnipresente tema del coche autónomo y de cómo ha cambiado la manera de comprar coches de un tiempo a esta parte.

Lo que la gente busca al comprar un coche en 2019

¿Por qué a la gente le debería importar los coches conectados?

Lo pondría de esta forma y puede que suene polémico... No creo que a la gente le tengan que importar los coches conectados. Lo que les debería importar es si están contentos, si están satisfechos y si están felices con la relación que tienen con Ford. Nuestro trabajo es elaborar la tecnología y la conectividad, algo de lo que soy responsable, para proporcionar esos servicios, experiencias y satisfacerles. La tecnología detrás de todo esto debería ser impecable e invisible. No quiero que mis clientes se tengan que preocupar por la conectividad, prefiero que mis clientes se preocupen por las experiencias que tienen que soy capaz de ofrecerles a través de la conectividad.

¿Crees que cuando la gente piensa en comprarse un coche tiene en cuenta las características tecnológicas? Por ejemplo, si tiene Sync en vez de las características del motor.

Por supuesto. Yo diría que los factores que la gente tiene en cuenta a la hora de adquirir un vehículo han cambiado mucho: ¿tiene un buen reconocimiento de voz? ¿tiene una buena pantalla? ¿tiene una pantalla táctil de fácil manejo? ¿me permite hacer uso de mi smartphone de forma segura?

De nuevo, pienso en el tipo de experiencias que los usuarios quieren tener. El tipo de experiencias que quieren tener en el interior del vehículo ha cambiado y para la mayoría de la gente... puede que haya gente como los lectores de Xataka que sean expertos en tecnología y buscarán qué tipo de conexión USB tiene o se si puede conectar con Alexa dentro del vehículo. Pero la mayoría de nuestros consumidores buscan algo con un buen diseño, que se conduzca bien y que les aporte buenas experiencias. Nuestro trabajo es proporcionar esas buenas experiencias y que sean impecables y que las puedan disfrutar sin tener que obsesionarse por la tecnología que va dentro del vehículo.

O sea que se trata más sobre el vehículo en conjunto que de sus especificaciones...

Así es. Es un producto en general y es una experiencia en general. Realmente se tiene en cuenta qué es lo que buscamos desde un punto de vista humano, qué queremos darles a nuestros consumidores. Todo esto se remonta a cuando sacamos Sync en 2007 y creemos que para poder proporcionar una buena experiencia teníamos que darle más peso a la voz dentro del vehículo porque queremos que sea seguro, queremos que nuestros clientes mantengan los ojos en la carretera y las manos al volante.

No queremos que se distraigan y por eso la voz para nosotros es un elemento muy importante. La voz es un elemento cada vez más importante no solo a nivel de seguridad, sino a nivel de simplicidad: en vez de tener que memorizar o entender cómo cambio la emisora de radio, cómo cambio la temperatura... algunos fabricantes se obsesionan con la tecnología y ponen la configuración en un menú tres pantallas más allá simplemente para poder hacer algo muy básico como puede ser cambiar la temperatura.

"Algunos fabricantes se obsesionan con la tecnología y ponen la configuración en un menú tres pantallas más allá simplemente para poder hacer algo muy básico como puede ser cambiar la temperatura"

Nosotros no queremos acabar así, queremos que las cosas sigan siendo sencillas. Si quiero que cambie la temperatura, ¿por qué no simplemente decir "tengo calor" o "tengo frío"? Y nuestro sistema debería entenderlo y adaptarse de forma acorde. Esa es nuestra visión a medida que seguimos evolucionando.

La voz y lo que implica para el futuro del coche

Coche Ford

Precisamente, estamos muy atentos a lo que pasa tecnológicamente en torno a la voz ahora mismo, ¿tenéis un porcentaje de uso de los comandos de voz en el coche?

Es una buena pregunta. No conozco los detalles en cuanto a porcentajes, pero lo que puedo decir es que estoy casi seguro de que casi el 100% de nuestros clientes utilizan la voz dentro del vehículo, ya sea para hacer una llamada a casa, interactuar con Siri o con Alexa... sabemos que la mayoría de nuestros usuarios utilizan la voz. Y lo que vemos que está ocurriendo con la voz y hacia dónde nos estamos dirigiendo es que nosotros ya lo hacemos, ya tenemos reconocimiento de voz integrado y no siempre vas a poder depender de tener conexión a Internet. Nuestro sistema de reconocimiento de voz integrado cada vez es mejor.

Las ventajas de utilizar la computación en la nube para el reconocimiento de voz hacen que podamos mejorar ese reconocimiento de voz y tenemos mayor capacidad de procesamiento, lo que hace que podamos entender mejor lo que están diciendo los usuarios y por otra parte nos da la capacidad de proporcionar experiencias y servicios con lo mejor de la nube en el vehículo.

Un ejemplo real sería la aplicación de Alexa que tenemos, aunque en el coche las opciones de Alexa se vean más limitadas: le puedes pedir a Alexa que ponga cualquier canción y si esa canción está en tu cuenta de Apple Music o Amazon Music sonará esa canción en el coche. La voz hace que la conducción sea, ante todo, más segura y la voz simplifica la estructura de comando y la voz proporciona acceso a contenidos.

¿Ves un futuro en el que no tocaremos nada para cambiar la temperatura y simplemente hablaremos con el coche?

Veo un futuro en el que cada vez más cosas pasarán con la interfaz de voz. Ambas cosas seguirán pasando al mismo tiempo, va a seguir habiendo formas visuales. Las pantallas van a ser cada vez más grandes dentro de los vehículos. Desde un punto de vista de seguridad, cuanto más grande sea una pantalla, mejor se puede leer y si es táctil también es mejor que sea más grande.

"Las pantallas van a ser cada vez más grandes dentro de los vehículos. Lo que también vemos es que la voz va a seguir teniendo un papel cada vez más importante".

Lo que también vemos es que la voz va a seguir teniendo un papel cada vez más importante y simplemente tendrás que decir lo que quieras que ocurra. También pensamos en situaciones a medida que nos encaminamos hacia el futuro del coche autónomo donde tienes a una persona que es un pasajero en vez de un conductor, y puede que una persona que sea solamente pasajero no necesite familiarizarse con todos los controles para simplemente un viaje corto.

Queremos que los pasajeros se monten en el coche, que puedan identificarse con su perfil (con su permiso si son parte de nuestra red de usuarios) con su smartphone y de ahí poder obtener de la nube los datos que son relevantes para ti: tu agenda del trabajo, tu horario de reuniones... deberías poder montarte al coche y preguntar: ¿a qué hora es mi siguiente reunión? En el mejor de los casos podremos reconocer quién eres, identificarte, conectarte con tus contenidos... hacer todo eso por ti. Esa es la visión que tenemos de cara al futuro.

El diseño de servicios y de sistemas para diferentes tipos de personas y culturas debe ser complejo, ¿no?

Si vas a centrarte en las personas, significa que tienes que entender a tus clientes: dónde están tus clientes, cómo viven tus clientes... El cliente de Barcelona va a ser diferente al cliente de Madrid, etc. Parte de lo que tenemos que hacer es entender qué cosas pueden ser comunes y qué cosas necesitamos entender en detalle para poder proporcionar esas experiencias diferenciadas y nuestro modelo ideal es que cuando te montes en un Ford sea tu Ford, diseñado y calibrado especialmente para ti. Parte de eso se basa en la idea de contar con tu permiso para entenderte, ¿qué quiero decir con eso? Básicamente cuando entres en el vehículo queremos tener tu permiso para utilizar tus datos personales, no para venderlos, sino para calibrar nuestros servicios y nuestras experiencias de modo que se adapten a ti y a tus necesidades.

Coche autónomo e inteligencia artificial

Ford Coche Autonomo

Llegará un momento en el futuro en el que los coches autónomos y los coches tradicionales coexistirán, ¿cómo ves ese momento?

Desde el punto de vista del coche autónomo, sí que llegará un momento en el que los vehículos autónomos tendrán preferencia, mientras que los coches tradicionales seguirán siendo mayoría y va a haber un periodo de tiempo muy largo en el que ambos tipos de coches tendrán que coexistir en el mismo ambiente.

"No queremos ser los primeros en sacar un coche autónomo. Queremos ante todo preocuparnos por la seguridad"

En Ford pretendemos sacar nuestro primer vehículo autónomo para el año 2021 y somos muy precavidos y estamos pensando las cosas al detalle. No queremos ser los primeros, queremos ante todo preocuparnos por la seguridad y queremos asegurarnos de que se trata de un vehículo efectivo desde todos los puntos de vista del negocio.

Cuando saquemos nuestro vehículo en el año 2021, será de nivel 4, lo que significa, en nuestro caso, que va a ser capaz de conducir en un área geográfica delimitada señalizada adecuadamente y con mapas de alta resolución que podremos caracterizar a medida que pasa el tiempo con diferentes variables y tendencias, etc. De esta forma podemos minimizar el número de factores imprevisibles, lo que le permite a nuestro vehículo autónomo operar en un ámbito mucho más seguro y también actualizaremos de forma constante dichos mapas y comprendiendo de forma constante como operan e interactúan los vehículos en diferentes situaciones.

La otra cosa que está pasando es que mucha gente piensa que los coches autónomos tienen que conducir millones y millones de kilómetros reales, cuando en realidad el reto está en que no es posible simular todas las condiciones imprevisibles simplemente conduciendo. Hemos construido literalmente modelos de simulación donde los coches conducen miles de millones de kilómetros en modo simulación para que nuestro sistema de conducción virtual experimente todo tipo de situaciones en modo simulación para que esté preparado en caso de que pase en el mundo real. Seguimos haciendo pruebas en carreteras reales, pero nunca vas a ser capaz de acumular todos los datos que necesitas conduciendo normal y por eso necesitas los modos de simulación para mejorar la capacidad del vehículo autónomo de responder en carretera.

¿Qué papel va a tener la inteligencia artificial dentro del coche?

Habrá niveles de diferentes tipos de inteligencia artificial que van desde comprender tu perfil y tener configuraciones que se ajusten a lo que te gusta, la personalización. También habrá aprendizaje automático, literalmente ver lo que haces a medida que pasa el tiempo...Se trata de cosas que ya están pasando y podemos determinar gracias al aprendizaje automático dónde se encuentra probablemente tu casa: normalmente empiezas desde este lugar por las mañanas y normalmente acabas en este lugar por las tardes y si lo haces muchas veces podemos confirmar que se trata de tu casa.

Básicamente ese tipo de aprendizaje automático empezará a ponerse en marcha y con los datos en la nube de Ford podremos hacer un verdadero uso de la inteligencia artificial y hacer cosas como: esta es tu casa, vas de camino al trabajo, esta es la ruta que sueles coger, pero gracias a la inteligencia de los datos sabemos que ha habido un accidente y podemos decírtelo. Puedes suponer que se trata de inteligencia artificial, pero en realidad es simplemente la capacidad de tener en cuenta varios factores y guiarte al respecto. Es cierto que hay aspectos más intensos de la inteligencia artificial en los que estamos trabajando, sobre todo en cuanto a la conducción autónoma y la forma en que funciona. No soy un experto, pero sobre todo en cuanto a aprendizaje automático, modelos de predicción, etc.

Ford Applink

¿Cuál es el mayor reto para el coche conectado?

Diría que el reto más difícil no tiene por qué ser necesariamente la tecnología, sino una combinación de adaptar nuestro modelo de negocio y adaptar al mismo tiempo la forma en la que tomamos decisiones. Durante los últimos 100 años hemos sido primordialmente una empresa de hardware: diseñamos el motor, diseñamos la amortiguación... lo fabricamos, lo vendemos, entendemos cuánto cuesta, entendemos el valor que aportamos y sabemos cuánto le podemos pedir a los consumidores y es una venta que se produce de una sola vez. A medida que nos acercamos al futuro y a medida que ya no solamente vendemos hardware, sino también software, servicios y experiencias, diseñamos cosas con la idea de que vamos a sacar nuevas características en el futuro.

"Hay un cambio en el modelo de negocio, pasando mucho más a un modelo basado en las suscripciones y los servicios"

No le estamos pidiendo al consumidor que pague por esas características, pero hay un coste de hardware que viene asociado a esas características y desde nuestro modelo de negocio tenemos que pensar: "vale, estoy haciendo una inversión desde el punto de vista del hardware, pero hay un coste que tengo que recuperar con el tiempo". Hay un cambio en el modelo de negocio, pasando mucho más a un modelo basado en las suscripciones y los servicios, en contra de un modelo en el que solamente pagas por una cosa una vez.

Creo que ese es uno de los mayores retos y sé que no solamente para nosotros. Lo que hace falta son líderes que tengan capacidad de perspicacia y previsión para poder hacer dichas inversiones teniendo en cuenta que pueden ser rentables a medida que vamos avanzando. En parte mi trabajo pasó a ser más fácil cuando el CEO de Ford James Hackett dijo que el 100% de nuestros vehículos iba a estar conectado, y sabe que eso va a tener un coste y que la rentabilidad no se va a poder medir ahora mismo, pero su visión es que, conectando los vehículos, el valor añadido llegará en algún momento.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir