Compartir
Publicidad

Por fin podremos usar las HTC Vive de forma inalámbrica... pero tendremos que desembolsar 300 dólares más

Por fin podremos usar las HTC Vive de forma inalámbrica... pero tendremos que desembolsar 300 dólares más
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Dentro de las opciones de realidad virtual que existen en el mercado, HTC ha sido quien mejor ha aprovechado las posibilidades para mostrar un producto sólido con sus HTC Vive. Sin embargo, uno de lo mayores problemas ha sido esa dependencia a los cables que termina por afectar la experiencia.

Desde el lanzamiento de las HTC Vive hace dos años, se buscaron opciones para eliminar el uso de cables, lo que llevó al lanzamiento de una opción de terceros, nada barata, y hasta una alianza con Intel por parte de HTC para aprovechar un estándar de conexión inalámbrica. Hoy, esto último finalmente está dando frutos al traernos el primero adaptador inalámbrico oficial para las HTC Vive.

Vive Wireless Adapter

HTC hizo oficial, por fin, su primer adaptador inalámbrico que será compatible con tanto con las HTC Vive como con las HTC Vive Pro, y con el que podremos conectar las gafas de forma inalámbrica a un PC. El accesorio fue diseñado sobre todo para las HTC Vive, ya que para las HTC Vive Pro necesitaremos "un kit de compatibilidad" adicional de 60 dólares.

HTC no da detalles de la latencia al usar este adaptador, sólo menciona que nos encontremos con "una latencia casi nula". Su funcionamiento se basa en la especificación WiGig de Intel, por lo que la transmisión de datos se hará sobre la frecuencia de los 60Ghz, donde se usará el códec XR de DisplayLink para obtener buenos resultados, o al menos eso es lo que promete HTC.

El adaptador tiene un alcance de hasta seis metros sobre un campo de visión de 150 grados, y es alimentado por una batería de 10.050 mAh con QuickCharge 3.0, la cual es desmontable y nos servirá como batería externa para nuestro smartphone u otros dispositivos. Eso sí, habrá que estar atentos a su uso, ya que aseguran que su autonomía es de apenas dos horas y media de uso constante.

Hay que destacar que para usar el adaptador necesitaremos un slot libre de PCI-e en nuestro ordenador. Asimismo, se podrán usar tres adaptadores al mismo tiempo para una experiencia multijugador, aunque cada casco necesitará su propio ordenador.

El precio del Vive Wireless Adapter es de 300 dólares para las HTC Vive, y 360 dólares (kit de compatibilidad incluido) para las HTC Vive Pro. Si a esto le sumamos el precio de las gafas, estamos hablado de al menos 800 dólares por tener una experiencia de realidad virtual sin cables, esto sin contar el ordenador, por lo que se cree que HTC está apuntando al mercado comercial, de salas recreativas de realidad virtual, donde buscan ampliar sus presencia.

El adaptador inalámbrico de las HTC se podrá reservar a partir del 5 de septiembre y saldrá a la venta el 24 de ese mismo mes.

En Xataka | De volar en globo aerostático a matar zombies en multijugador: probamos las HTC Vive Pro

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio