Publicidad

Elon Musk y la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos llegan a un acuerdo sobre cómo debe usar Twitter el CEO de Tesla

Elon Musk y la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos llegan a un acuerdo sobre cómo debe usar Twitter el CEO de Tesla
14 comentarios

Publicidad

Publicidad

Elon Musk y su "peculiar" comportamiento en Twitter le ha traído varios problemas con la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos (SEC), en forma de dos demandas, una por fraude y otra por desacato, así como problemas con los mismos inversores de Tesla y en el interior de la compañía, dentro del departamento legal.

La más reciente demanda fue en febrero pasado, cuando la SEC solicitó a un juez la detención de Elon Musk por no cumplir con los acuerdos, esto tras las acusaciones de fraude que terminaron en su dimisión obligada como presidente de Tesla y una multa por 20 millones de dólares. Pues Elon Musk y la SEC llegaron a un nuevo acuerdo, que le permitirá al ejecutivo de Tesla seguir usando Twitter con ciertas limitaciones cuando se trata de información que pueda afectar la valoración de Tesla y el mercado de valores.

Tesla dice que las demandas en contra de Elon Musk "carecen de fundamento"

Este nuevo acuerdo, presentado el pasado viernes ante la Corte Federal de Manhattan, y que aún está pendiente de aprobación por parte de la jueza de distrito Alison Nathan, se centra en que Elon Musk podrá seguir usando Twitter como quiera, excepto cuando se trata de ciertos eventos o hitos financieros de Tesla. En esos casos, Musk debe solicitar la aprobación previa de un abogado de la compañía.

Es decir, Musk podrá seguir usando Twitter sin temor a ser detenido por no acatar una orden o acuerdo con la SEC. Claro, siempre y cuando cumpla con el acuerdo, el cual es muy similar al que llegó el año pasado con la SEC y que supuestamente no respetó en febrero, cuando especuló con las cifras de producción del Model 3 durante 2019.

En este nuevo acuerdo, Elon Musk deberá acatar lo siguiente en cuanto a la información que publica en Twitter y deberá pedir autorización cuando esté relacionado con:

  • Cualquier información sobre la situación financiera de la empresa, fusiones, adquisiciones o joint ventures potenciales o propuestas.
  • Cifras de fabricación o números de ventas o de entregas (reales, pronosticadas o proyectadas).
  • Líneas de negocio nuevas o propuestas que no están relacionadas con las líneas de negocio existentes en ese momento (actualmente incluye vehículos, transporte y productos de energía solar).
  • Proyección, previsión o estimación de las cifras relativas al negocio de Tesla que no hayan sido publicadas previamente en los canales oficiales de la empresa.
  • Acontecimientos relacionados con los valores de la empresa (incluida la adquisición o cesión de acciones por parte de Musk).
  • Conclusiones, decisiones legales o reglamentarias no públicas.
  • Cualquier evento que requiera la presentación de un Formulario 8-K, como un cambio en la operación o un cambio en los directores de la compañía; cualquier funcionario ejecutivo principal, presidente, funcionario financiero principal, funcionario contable principal, funcionario operativo principal o cualquier persona que desempeñe funciones similares.

Hay que recordar que la SEC había pedido al tribunal la detención de Musk por desacato al violar el acuerdo de octubre de 2018 sobre aquel tweet de "financiación asegurada" de Musk, con el que buscaba sacar de Bolsa a Tesla. La SEC había argumentado que Musk tenía que tener la aprobación de la junta directiva de Tesla antes de comunicar información potencialmente importante a los inversores.

Ante esto, la jueza Alison Nathan se negó a pronunciarse sobre la moción de desacato, y ordenó a Musk y Tesla que se reunieran con la SEC para que trataran de resolver la disputa por su cuenta. Algo a lo que finalmente han llegado. Y es que el pasado 4 de abril, un abogado de la SEC dijo que si se descubre que Musk cometió desacato, la agencia le pediría al juez que le exija que presente informes regulares sobre su uso de Twitter, y que pague una serie de multas cada vez más altas por cualquier violación que se presente en un futuro.

A pesar de este nuevo acuerdo, tanto Musk como Tesla se han mantenido firmes de que siempre se ha respetado y las demandas "carecen de fundamento", argumentando que el tweet no contenía nueva información que fuera importante para los inversores, y que Musk no necesitaba aprobación previa para todos los tweets sobre Tesla en virtud del acuerdo.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir