Samsung y SK Hynix mantienen su plan agresivo para combatir el desplome del precio de las memorias DRAM

La filial de Samsung especializada en la fabricación de semiconductores cerró el primer trimestre de 2023 con una caída de los beneficios de nada menos que 3.400 millones de dólares

Dram Ap
17 comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail

La delicada situación que atraviesa el mercado de las memorias viene de lejos. El precio medio de los módulos de memoria DRAM se redujo un 20% durante el primer trimestre de este año si lo comparamos con el que tenían en el último trimestre de 2022, según la consultora TrendForce. Y desde entonces ha continuado cayendo de forma casi constante. A los usuarios esta coyuntura nos beneficia, es evidente, pero para los fabricantes de chips de memoria es un problema.

Y lo es debido a que reduce perceptiblemente sus beneficios. Este comportamiento del mercado de las memorias está estrechamente ligado a la demanda global de ordenadores y smartphones, que no está atravesando ni mucho menos su mejor momento de forma. Si nos ceñimos al mercado del PC podemos fijarnos en que durante el primer trimestre de 2022 las unidades distribuidas cayeron alrededor de un 5%, y la pendiente continuó inclinándose hasta cerrar el año con una caída aproximada del 20% frente al mismo periodo de 2021.

El año en curso no empezó mejor. De hecho, IDC vaticinó a principios de septiembre de 2022 que la crisis del mercado del PC se agudizaría en 2023 y los primeros síntomas de recuperación no llegarán hasta 2024. Esto es precisamente lo que está sucediendo, y los fabricantes de chips de memoria están presenciando cómo sus ingresos son inferiores a los que estimaban antes de que esta recesión arreciase como lo está haciendo. Si se venden menos ordenadores y menos smartphones necesariamente se venderán menos memorias DRAM. Y si se venden menos chips de memoria se acumula el stock y los precios caen.

Samsung y SK Hynix van a recortar aún más su capacidad de fabricación de chips DRAM

En esta coyuntura la estrategia por la que suelen optar los fabricantes para controlar el exceso de stock y frenar la caída de los precios consiste en reducir drásticamente la producción. Esto es, precisamente, lo que decidió hacer Samsung a partir del segundo trimestre de este año. Esta compañía surcoreana es el mayor fabricante de chips de memoria del planeta, y, según la consultora Statista, cerró el tercer trimestre de 2022 con una cuota de mercado del 40,7%, lo que la sitúa a una distancia cómoda de la también surcoreana SK Hynix, con un 28,8%, y la estadounidense Micron, que tiene una cuota del 26,4%.

Samsung y SK Hynix acaparan el 40 y el 29% respectivamente del mercado de las memorias DRAM

La filial de Samsung especializada en la fabricación de semiconductores es la principal fuente de ingresos de esta compañía, y cerró el primer trimestre de 2023 con una caída de los beneficios de nada menos que 3.400 millones de dólares al compararla con la cifra del mismo periodo de 2022.

Es evidente que es muchísimo dinero, por lo que es razonable que las personas que toman las decisiones en esta empresa decidiesen reducir drásticamente la producción de chips de memoria con el propósito de frenar la sangría. SK Hynix siguió el mismo camino con la esperanza de que juntas lograsen equilibrar la oferta y la demanda. Al fin y al cabo, como hemos visto, son los mayores fabricantes de chips DRAM del planeta.

Pese a todo, los ejecutivos de estas dos compañías son optimistas. Según DigiTimes Asia confían en que los precios de las memorias comiencen a recuperarse antes de que concluya 2023, pero, curiosamente, han decidido sostener los recortes de fabricación durante el segundo semestre del año en curso. Esta medida nos indica que, a pesar de que son optimistas, a corto plazo prevén que el mercado mantendrá la inercia de los últimos meses, por lo que los precios de las memorias seguirán sin subir.

Dadas las circunstancias los usuarios podemos preguntarnos si es un buen momento para ampliar o renovar la memoria de nuestro PC. Sí, por supuesto que lo es. Nada parece indicar que a corto plazo los precios de los chips DRAM vayan a subir, pero a medio plazo es probable que sí lo hagan.

Imagen de portada: Valentine Tanasovich

Más información: DigiTimes Asia

En Xataka: China está jugando bien sus cartas: quién es SMIC y cómo ha logrado noquear a EEUU con un hito inesperado

Inicio