Publicidad

Por qué los televisores 8K ya están aquí si todavía no hay contenido en esta resolución: así lo justifican las principales marcas
Televisores

Por qué los televisores 8K ya están aquí si todavía no hay contenido en esta resolución: así lo justifican las principales marcas

Publicidad

Publicidad

Todavía cuesta encontrar series y películas en 4K, pero eso no ha evitado que los televisores 8K ya estén aquí. Una resolución cuatro veces superior donde el contenido es incluso más escaso y difícil de conseguir. ¿Por qué entonces todos los fabricantes de televisiones han decidido ya presentar sus nuevos modelos 8K?

Hemos querido averiguarlo y durante el pasado CES 2019 nos hemos acercado a cada marca para conocer cuál es su estrategia y los motivos que nos ofrecen para justificar el salto al 8K.

Lo televisores 8K invaden el CES 2019

Durante el pasado Consumer Electronics Show (CES) de Las Vegas se presentaron más de una decena de televisores 8K. Todas las grandes marcas, sin excepción, tenían en su stand al menos un televisor con esta nueva resolución. Un patrón que se repite y pone en evidencia que el 8K es el camino a seguir. Eso sí, de momento es una resolución reservada principalmente para las teles de gran pulgada, normalmente por encima de las 75 pulgadas.

La primera marca en vender un televisor 8K ha sido Samsung con su QLED 8K Q900R. Nos la presentó en el pasado IFA 2018 y desde un poco antes de Navidad ya ha estado disponible para comprar. En este CES 2019 anunciaron varias mejoras para Bixby, compatibilidad con AirPlay 2 y un nuevo modelo con un tamaño de 98 pulgadas.

Por las mismas fechas, LG presentó su OLED 8K de 88 pulgadas. Pero no ha sido hasta el CES cuando el fabricante surcoreano ha anunciado su disponibilidad y ha confirmado que se trata de un modelo comercial, el OLED Z9, que llegará este 2019. No se queda ahí el catálogo de LG, ya que también ha anunciado el modelo SM99, un televisor Nanocell de 75 pulgadas con resolución 8K, iluminación 'FALD Pro' y procesador de imagen Alpha 9 de segunda generación.

El año pasado por estas fechas, Sony ya nos mostró un prototipo de pantalla 8K con hasta 10.000 nits. Este año ha cumplido con lo esperado y ha presentado su nueva Sony Master Series ZG9, una gigantesca pantalla fullLED que llega en 85 y 98 pulgadas. Y por supuesto, con una resolución 8K HDR que exige una adaptación de los procesadores internos del fabricante japonés.

Tcl 8k

Es llamativo que Panasonic, quien ya mostró en 2012 un televisor de 145 pulgadas con resolución 8K, no haya presentado ningún modelo nuevo. Sí lo ha hecho Hisense, con un modelo basado en la ULED Series 9. También TCL con su QLED X8 de 75 pulgadas, resolución 8K y hasta 4.000 nits de brillo. Y es que aquí está probablemente lo más llamativo del "boom del 8K"; no solo los fabricantes más grandes, también marcas más pequeñas han mostrado ya sus televisores 8K. Una muestra que la tecnología está suficiente madura.

Qué dice la teoría sobre la distancia óptima para apreciar los píxeles

Parece claro que los fabricantes están apostando por el 8K en sus televisores de gama más alta y mayor tamaño. Ahora bien, ¿vale la pena? ¿se puede apreciar esta mejoría? Vamos a ver qué dice la teoría que normalmente se utiliza para explicar la distancia óptima para apreciar los píxeles y cómo encaja con estas nuevas televisiones 8K.

Para calcular cómo se aprecia mejor la tele, suele utilizarse lo que se llama como 'resolución angular'. Básicamente es el número de píxeles por ángulo de visión. O explicado más sencillo: si estamos más cerca veremos mejor los píxeles pero si estamos más lejos de la tele el campo de visión será más amplio.

El ojo humano tiene un campo visual de unos 135 grados, pero el contenido no se crea para que de un vistazo lo veas todo. Lo habitual es enfocar la mirada en un campo visual más reducido. Algunos expertos como los de THX Certified recomiendan un ángulo de 36 grados, pudiendo ser ligeramente mayor según a quien consultemos. Esto nos lleva al siguiente gráfico que nos ofrece RTings, que básicamente consiste en relacionar este ángulo (basado en la distancia y el tamaño de la pantalla) con la resolución (la cantidad de píxeles apreciables)

8K distancia Gráfico de RTings sobre la distancia óptima en función de la resolución. La zona en color rojo sería donde se ubican los televisores 8K presentados este año.

Siguiendo esta teoría, los televisores 8K se ubicarían en la esquina inferior derecha. Lo habitual es encontrar teles 8K de más de 75" y estas se podrían ver correctamente hasta a una distancia de metro y medio. En el caso de los televisores de 88" como los de LG o Sony, el 8K sería interesante si lo vemos a unos dos metros.

¿Significa esto que el 8K no se aprecia si estamos más lejos o la tele es más pequeña? La respuesta no es tan sencilla.

Una persona con visión 20/20 o 6/6, lo que se considera como la máxima puntuación dentro de la agudeza visual, podría distinguir hasta un pixel por ciclo de ángulo. O hasta 60 píxeles por ángulo. Esta referencia sería la que marca el límite de lo apreciable por el ojo humano y por tanto el punto donde añadir más píxeles no tendría sentido. Pero lo que ocurre es que muchos de estos televisores 8K rompen ese límite.

Mejor degradación de color y mayor sensación de realismo

Sony 8k

La explicación más convincente para apostar por el 8K nos la proporcionó Sony. Vamos a intentar transmitirla aquí. El objetivo a la hora de fabricar una tele es, según Toshiyuki Ogura, Chief Distinguised Engineer de Sony Visual Products, "ofrecer la imagen más real y cercana a como ha sido concebida por los creadores".

Durante la feria nos muestran la gran diferencia que sigue existiendo entre los monitores profesionales como el BVM-X300 de 30" y la mejor pantalla OLED. Cuando una observa las extraordinarias imágenes de los televisores de gama alta piensa que es difícil que algo se puede ver mejor, pero lo cierto es que todavía hay bastante camino hasta llegar a lo que los directores de cine ven cuando están produciendo su película.

Debemos tener en cuenta que estas películas en el monitor profesional 4K no sufren degradaciones de color, la imagen es mucho más real, las zonas claroscuras están perfectamente definidas e incluso la densidad de píxeles (156ppp) sigue siendo considerablemente mayor que el de las teles 8K.

Pero, ¿cómo es posible que se vea mejor si habíamos marcado el límite de lo que el ojo puede ver? Aquí Toshiyuki hace referencia al trabajo de Kenichiro Masaoka, experto en ingeniería óptica de NHK, la cadena de televisión japonesa que busca liderar la creación de contenido en 8K. En su investigación 'Sensation of Realness From High-Resolution Images of Real Objects', hace referencia a que los resultados obtenidos en sus pruebas con imágenes 8K ofrecían una mayor sensación de 'realismo' de lo que se tiene con 4K.

Desde Sony nos explican que no es un parámetro numérico, pero que ellos también lo han experimentado en numerosas ocasiones y se debe a que pese a que el ojo no distingue los píxeles, la degradación de color es mucho más agradable. Una impresión que se refuerza con el HDR y los picos de brillo más altos. Sea apreciable o no, lo cierto es que las demos 8K que tuvimos la oportunidad de ver durante el evento eran increíbles. Más impresionantes que cualquiera que hubiéramos visto previamente.

La potencia del reescalado

samsung 8k Imagen explicativa de Samsung para mostrar imágenes en 4K (izquierda) vs su reescalado 8K (derecha).

Para Samsung la falta de contenido en 8K no es un problema insalvable. En una entrevista a Xataka, Nacho Monge, director de Marketing de la División de Audio y Vídeo de Samsung, comentaba que "hacer un televisor 8K no es difícil, la dificultad es que ese televisor sea capaz de leer contenidos que no vienen en 8K y cómo hacer ese escalado".

Para conseguirlo, en sus QLED 8K utilizan un escalado mediante inteligencia artificial basado en una red neural que maneja 256 algoritmos mediante el chipset dedicado Quantum Processor 8K. Con ello lograrían imágenes más cercanas a la original, texturas más detalladas y una eliminación del ruido. También una mejora en escenas como los fondos negros, que son analizados para ampliar el contraste, o las letras, donde mediante la IA se pueden definir mejor.

Tomás Alonso, director de Comunicación de Samsung España con quien coincidimos en el CES 2019, tiene una opinión similar a su compañero y cuando habla de sus televisores 8K la primera referencia trata sobre el escalado.

BA Winston, director de Amazon Prime Video Playback, comentó durante la presentación de Samsung en el CES 2019 que la compañía estaba trabajando para crear un streaming más robusto y permitir que "más personas puedan disfrutar del 4K y en el futuro del 8K".

Una resolución para ver la tele más cerca

Lg 8k

El televisor que acaparó todas las miradas en el evento de LG no era 8K, sino una OLED enrollable de 65 pulgadas. Pero la marca surcoreana es uno de los fabricantes que más está invirtiendo en el desarrollo de estos paneles 8K. Por el momento la compañía ya tiene lista sus paneles OLED de 88 pulgadas con resolución 8K y además preparan para 2020 la producción de paneles OLED 8K de 65 pulgadas. Unos televisores que ofrecerían una densidad de píxeles mucho mayor y nos incitarían a verla a bastante menos distancia.

Pese a que la tecnología OLED es la prioridad de LG, también disponen de televisiones LCD 8K. Y su producción estaría bastante más avanzada respecto al OLED, según indican algunos analistas.

¿Cuál es la posición de LG respecto al 8K? Para ello hablamos con Jaime de Jaraiz, presidente de LG España, quién nos explica así las ventajas del 8K: "La resolución lo que te permite es verla de más cerca. Un televisor 8K de 88 pulgadas te permite verlo a por ejemplo un metro y medio. Y te envuelve de una manera increíble. Te permite hacerlo. Lo normal es que la gente lo vea más lejos, pero el 8K te permite verla más cerca."

Todo sea dicho, Jaime añade la siguiente reflexión: "En el mundo de la tecnología la gente quiere lo último. En el caso de Netflix con 4K, yo solo veo de vez en cuando alguna película sin darme cuenta. Con el 8K va a pasar lo mismo. Pero queremos poner en el mercado un televisor 100% compatible con lo que está estandarizado, con los códecs de vídeo adecuados. Creemos que es bueno que lancemos una tele 8K, pero cuando se clarifiquen un poco más las cosas. Lo que en España creemos que pasará en el segundo semestre del año"

La industria ha abrazado el 8K, el contenido deberá esperar

Sharp 8k

Para las marcas, apostar por el 8K también significa no quedarse atrás. Toda la industria se está moviendo hacia esta resolución. Aquí estamos hablando de televisores, pero para que haya contenido también deberán aparecer nuevas cámaras que graben en esta resolución. Durante este CES 2019, una de las marcas que más esfuerzos ha realizado por normalizar el 8K ha sido Sharp. Allan Hsieh, director asociado de producto en Sharp Display, explica desde el stand que "estas teles 8K ofrecen un mejor rendimiento en los ángulos de visión, añaden HDMI 2.1 y un buen escalado con el Sharp 8K Revelation Engine"

En su stand pudimos observar una cantidad enorme de televisiones en esta resolución y de todos los tamaños; desde 60 hasta 219 pulgadas. Adicionalmente, la compañía japonesa ha presentado un nuevo prototipo de cámara 'mirrorless' 8K.

Huawei 8k

Incluso un fabricante ajeno al sector de las televisiones, como es Huawei, también hizo acto de presencia en el evento con un pequeño stand separado donde mostraba tecnologías relacionadas con las pantallas 8K. Sin tener su marca visible en las pantallas, lo cierto es que el gigante chino lleva ya varios años siguiendo con atención el avance del 8K.

Los televisores 8K tienen un precio prohibitivo y el contenido es de momento prácticamente inexistente, pero los primeros modelos ya están aquí y toda la industria parece determinada a expandir su uso. Sea por una cuestión de realismo, de escalado o de distancia, el 8K acabará conviviendo con el 4K en un periodo que quizás no se alargue tantos años como pensábamos.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir