Compartir
Publicidad
Publicidad

La ardilla que recorre España de WiFi en WiFi

La ardilla que recorre España de WiFi en WiFi
Guardar
10 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hubo una época en el que las conexiones a Internet en el móvil escaseaban ¿os acordáis? Por entonces muchos eramos los que ya contábamos con smartphones pero recurríamos a redes WiFi, abundantes en muchos lugares. Pero tras el boom de las tarifas de datos y el 4G ¿cuál es la situación actual del WiFi en España?

En el siguiente artículo vamos a hacer un repaso a que pasó con aquellas redes WiFi públicas que tanto dieron que hablar, pero también de cómo ofrecer WiFi gratuita puede ser un buen negocio, de una de las grandes comunidades de usuarios, cuál es la posición de los operadores respecto al WiFi o de la presencia de estas redes en aeropuertos u hoteles.

¿WiFi público gratuito? Si, pero con limitaciones

Hace tiempo que no llegan noticias acerca de ayuntamientos multados o redes WiFi municipales clausuradas. El fin de ese tipo de noticias llegó en 2010, año en el que la extinta Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones emitió una circular que aclaraba cuales eran las condiciones para que cualquier administración pública pudiese ofrecer WiFi.

Las condiciones para que ayuntamientos u otras entidades públicas puedan ofrecer WiFi son muy sencillas:

  • Registrarse como operador ante la CNMC.
  • Separación contable.
  • Respetar los principios de neutralidad, transparencia y no discriminación.

Además si la administración quiere ofrecer el servicio de manera gratuita deberá poner a la conexión ciertas limitaciones:

  • La velocidad máxima de conexión tendrá que ser de 256 kbps de bajada.
  • No ofrecer cobertura a edificios residenciales.

Si se sobrepasa alguno de estos límites se deberá limitar el acceso en tiempo (previa autorización del regulador), financiar la conexión mediante patrocinios o publicidad o limitar la navegación a la web de las administraciones públicas en cuestión, lo que haría de la red un servicio bastante limitado.

Free Wifi Spot

No debemos confundir estas limitaciones que se establecieron en su día, principalmente para que este servicio público no entrase en conflicto con los servicios de los operadores, con los servicios que ofrecen ciertos negocios a sus clientes. Un restaurante, cafetería, hotel, museo ... que quiera ofrecer WiFi a sus clientes no tiene que cumplir los anteriores requisitos, siempre que limiten el uso de su red a sus clientes y sus dependencias.

Con estos límites, que como decimos fueron fijados en 2010 teniendo en cuenta la Ley de Telecomunicaciones de 2003, el servicio que pueden prestar las distintas administraciones es bastante limitado, orientado más bien a ciudadanos con necesidades puntuales o visitantes extranjeros en búsqueda de una conexión a Internet gratuita.

De hecho este tipo de servicios fueron desarrollados por las propias administraciones públicas, pero viendo en los problemas que se metieron algunas de estas muchas de ellas optaron por externalizar el servicio, dejándolo en manos de empresas especializadas en este tipo de servicios, como de la que vamos a hablar en continuación.

Gowex, el WiFi también es un buen negocio (aún siendo gratis para el usuario)

Hablando no de WiFi público pero si de redes con acceso gratuito sería un gran error no mencionar a Gowex. La empresa española no es una simple empresa que va plantando puntos de acceso WiFi en distintas ciudades, ofreciendo una conexión básica gratuita a los usuarios, que también pueden optar por conexiones más veloces pasando por caja. La estrategia de Gowex es distinta.

Gowex trabaja con ayuntamientos, empresas de transporte y todo aquel interesado en desplegar redes inalámbricas para sus habitantes, usuarios o clientes, de manera que la empresa pone la conectividad, obteniendo los beneficios generados por la publicidad que ven los usuarios, las cuotas de los que optan por una suscripción de pago y el coste del servicio que asume la institución o empresa interesada. Y aunque parezca mentira este negocio es rentable, de hecho Gowex cotiza en el Mercado Alternativo Bursatil, es uno de los valores más fuertes, y obtuvo en 2013 más de 100 millones de euros en ingresos.

Gowex en Nueva York
Es posible que si visitáis Manhattan encontréis algún punto Gowex

En estos momentos además de tener una fuerte presencia en España Gowex ofrece WiFi gratuito a los visitantes de más de 80 ciudades, entre las que destacan Nueva York, San Francisco, París, Dublín o Dubai entre otras. Pero además de ciudades la empresa también tiene acuerdos con importantes compañías de transporte para cubrir sus trayectos o dotar de conectividad a sus vehiculos. Ejemplos en este caso también hay muchos, como el acuerdo con Euskotren, la Empresa Municipal de Transporte de Madrid, los buses turísticos de Barcelona, la red suburbana de París ...

Para los usuarios Gowex puede ser una alternativa al uso de redes móviles fuera de nuestro país de origen. Personalmente he usado el servicio tanto en España como en Dublín y basta con crearnos un usuario para conectarnos a sus puntos de acceso allá donde vayamos. Para facilitar la conexión Gowex cuenta con una aplicación que además de permitirnos localizar sus puntos de acceso nos conecta automáticamente a ellos cuando tengamos uno al alcance.

Fon, el ejemplo de una gran comunidad de usuarios

Otra importante alternativa para tener conexión a Internet asegurada allá a donde vayamos es la conocida Fon. Fundada en 2005 por Martín Varsavsky más que una empresa que busca el beneficio económico, que obviamente también lo hace, es una comunidad de usuarios, ya son más de 12 millones, que comparten entre si sus conexiones, disponiendo de una conexión allá donde viajen y se encuentren con otro usuario.

Fon, el ejemplo de una gran comunidad de usuarios

Para hacernos usuarios de la comunidad necesitamos disponer de un router de un operador socio de Fon, en el caso español no hay ninguno, o hacernos con una Fonera, que actualmente tiene un precio de 39 euros. La Fonera no es más que un pequeño router que se conecta al que ya tengamos en casa, creando una nueva red WiFi a la que podrán acceder otros usuarios, siempre manteniendo segura y con prioridad nuestra conexión casera. Otra opción, por si no tenemos conexión en casa, no la queremos compartir o cualquier otra razón, es conectarnos a un punto Fon previo pago.

En nuestro caso local, Fon cuenta con más de 50.000 usuarios registrados en España, aunque desconocemos la cifra de usuarios realmente en activo. Los puntos de conexión disponibles los podemos encontrar mediante el siguiente mapa. Ahora, como siempre dependerá de en que tipo de poblaciones pongamos nuestra mirada encontraremos más o menos puntos disponibles.

Comunidades de vecinos y WiFi compartido

Fon es una gran comunidad de usuarios pero con esa idea a escala mundial podría surgirnos una idea más local ¿por qué no compartir una conexión de Banda Ancha fija mediante WiFi con nuestros vecinos? La idea no es precisamente nueva, y es que se ha puesto en marcha en distintas localidades, aunque al igual que con los WiFi públicos hay condiciones.

Una comunidad de vecinos puede perfectamente compartir una misma conexión, algo que habitualmente no gusta a los operadores, y para ello no es necesario que se registren como operador, aunque si cumplir con ciertas condiciones. Los vecinos contratarán la conexión a un operador y deberán repartir los costes de esta, no pudiendo tener animo de lucro su asociación, además de no poder dejar abierta la red a no vecinos.

Wifo comunidad de vecinos

Estas condiciones se establecieron tras organizar una comunidad de vecinos de Torredonjimeno (Jaén) una red WiFi para todos ellos en 2010 y tras la consulta planteada por una promotora de pisos de protección oficial en Sant Cugat (Barcelona). Por tanto, los vecinos pueden compartir sin problemas y siempre que el operador se lo permita una conexión, algo más posible ahora con la creciente penetración de conexiones de alta velocidad.

Operadores y Wi-Fi, descargando la red móvil

Ya hemos pasado por administraciones públicas, empresas del sector, comunidades más o menos grandes de usuarios que comparten su conexión a Internet mediante WiFi ... pero nos faltan unos actores importantes en esto de las conexiones, los propios operadores de Banda Ancha fija y móvil.

Más de una vez se ha señalado el uso del WiFi como una manera de intentar descargar las redes móviles, cada vez más cerca de la saturación por el creciente número de usuarios y dispositivos. Y aunque en otros países nos llevan años de ventaja en España también hay operadoras que apuestan por el WiFi como alternativa.

Quien más tiempo lleva apostando por el WiFi es Movistar. El operador ofrece a sus clientes conectarse de manera gratuita a sus centenares de puntos WiFi situados en lugares públicos pero también hace negocio con ello. Un usuario cualquiera puede conectarse a un hot spot del operador pasando por caja, y precisamente sus precios no es que sean muy económicos.

Puntos WiFi de Movistar y ONO en Valencia ciudad

Movistar vs ONO

A la izquierda los puntos WiFi de Movistar en Valencia y a la derecha los de ONO

Quien también ha realizado una apuesta más reciente por este tipo de conexión es ONO, aunque a su manera. Con un comienzo algo polémico en el verano de 2012, se rumoreó con que el operador usaba los routers de sus clientes sin permiso, la red de la cablera se ha ido expandiendo poco a poco, llegando ya a más de 50 municipios de más de 10 provincias.

Ahora mientras Movistar cuenta con un número limitado de puntos de acceso por ciudad, es el operador el que los despliega, ONO cuenta con numerosos puntos en cada ciudad, al usar como punto de acceso los routers de los clientes que autorizan al operador su uso. A cambio los clientes de ONO disponen de entre 1 y 10 GB de tráfico mensual mediante sus puntos de acceso WiFi mientras que los no clientes solo pueden consumir 500 MB una única vez.

WiFi en hoteles, aeropuertos ...

Para cerrar el repaso por los distintos tipos de redes WiFi donde podría ir saltando una ardilla pasemos a lugares públicos y negocios. Conectarnos a una red WiFi en un aeropuerto español puede ser una idea poco recomendable. En vez de dar un servicio público, aunque fuese de velocidad reducida, AENA prefirió hacer negocio con el WiFi, espantando a muchos usuarios por mucho que el año pasado se estirase ofreciendo 15 minutos de conexión gratuita.

Un caso similar ocurre en los hoteles, que abusan en muchas ocasiones de sus huéspedes. Según un estudio el precio medio por una hora de conexión WiFi en un hotel español es de 4.26 euros y el WiFi gratuito solo llega a un 56.8% de ellos, siendo uno de los países recogidos en el estudio más "agarrados".

Wifi hoteles

Ahora, los hoteleros deberían pensarse muy bien su estrategia respecto a las redes WiFi en sus hoteles, y es que un 43% de los clientes de hoteles no tienen en consideración hoteles que no ofrezcan WiFi gratuito, aunque sea con una conexión limitada en velocidad o tráfico. En resumen, si no me das WiFi gratis no me alojaré en tu hotel.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos