Punto y final a Paolo Vasile, posiblemente la persona más importante de la historia de la televisión en España

Punto y final a Paolo Vasile, posiblemente la persona más importante de la historia de la televisión en España
18 comentarios

Entre dimes y diretes, Paolo Vasile deja Mediaset España, donde llevaba como CEO desde 1999. Durante toda la tarde del lunes 17 de octubre y la mañana del día siguiente, se han sucedido filtraciones, desmentidos y comunicados, que acaban con esta versión oficial, en boca del propio Vasile: no le echan, sino que se va en una salida que lleva pactada desde 2019.

Dos días de intriga(s): Unas primeras informaciones el lunes, filtradas por el diario 'El Mundo', afirmaban que Vasile había sido despedido de Mediaset, una información que muchos medios dieron por buena dado el bache de audiencias que atraviesa la compañía, que cumple un año con Tele 5 siendo superada cada mes por Antena 3. La empresa matriz del grupo, Media For Europe, declaró como reacción que las relaciones con Vasile eran "excelentes" y no había despidos.

Un día después, el diario 'Invertia' ha podido hablar con Paolo Vasile, que cuenta su versión: desde 2019 ya había pactado abandonar Mediaset al año siguiente. La pandemia impidió ejecutar el plan y es ahora cuando Vasile puede abandonar el grupo mediático. E insiste afirmando que "es rotundamente falso que me hayan despedido", y que se va por motivos principalmente personales: "Le prometí a mi mujer que al cumplir los 67 años volvería a Italia".

40 años de revolución televisiva. Vasile lleva en Mediaset nada menos que cuarenta años, más de dos décadas como cabeza de los mayores éxitos de la televisión española desde hace décadas. 'Gran Hermano' o 'Supervivientes' son algunos de los realities que en su momento arrasaron en las audiencias y que llevan su sello. Sin duda un legado polémico porque Tele 5 siempre ha estado asociado a cifras astronómicas y, a la vez, a televisión tradicionalmente considerada de baja calidad.

Después de un tiempo trabajando como productor de cine (heredando el negocio familiar, que quedó arruinado tras el fracaso de 'Roma' de Fellini), entró en la Mediaset de Silvio Berlusconi. Estuvo en Roma hasta 1998 y en 1999 se trasladó a España, donde fue nombrado consejero delegado. Antes de él Telecinco estuvo funcionando una década, con dirigentes como Valerio Lazarov -responsable de la etapa, digamos, vintage de la cadena, con sus Mamá Chicho, 'VIP Noche' y demás- y Maurizio Carlotti -que consiguió catapultar la imagen de Telecinco con una fuerte apuesta por la producción de ficciones de éxito como 'Médico de familia' o 'Los Serrano', y por la franja del late night, donde arrasó 'Crónicas marcianas'-.

El estilo Vasile. La gran aportación de Vasile a Telecinco es la telerrealidad. Es bajo su mandato cuando Telecinco apuesta por el formato de 'Gran Hermano', con sus seguimientos 24 horas en canales específicos, y sobre todo, su capacidad para que esos programas generen contenido para otros programas. De unos debates semanales y resúmenes diarios iniciales se pasó con el tiempo a programas del corazón, que dedicaban gran parte de su maratoniano tiempo a este contenido generado por la telerrealidad, y a dar voz a los concursantes que automáticamente se convertían en fauna televisiva.

Podría decirse que Vasile montó un "universo compartido" antes de que Marvel lo pusiera de moda: los programas como 'Sálvame' convertían a los presentadores en personajes, y lanzaban nuevos programas con ribetes de telerrealidad donde se iban dejando ver. Era necesario ver programas dispersos por toda la parrilla, de la mañana a la madrugada, para entender cameos, referencias, acusaciones cruzadas y tramas culebroneras protagonizadas por los protagonistas de los programas estrella ('Sálvame' y los realities), lo que generaba una enorme audiencia cautiva. Antena 3 intentó replicar la fórmula durante años sin conseguirlo.

Un enfoque de la programación que no solo le ha reportado éxitos, sino también polémica, ya que el paso del tiempo ha acabado proporcionando a Telecinco acusaciones de estar anquilosada en una fórmula ganadora. Los éxitos de Vasile en este tiempo son indiscutibles: Gestevisión Telecinco entró en el mercado de valores en 2004 y rubricó un liderazgo en audiencias de cinco años consecutivos, parte de los trece años en total en los que Telecinco ha estado en el número uno.

Entra Borja Prado. En 2020 Antena 3 puso la pica en Flandes arrebatando a Telecinco 'Pasapalabra', lo que genera una onda expansiva. De este modo, el informativo de Pedro Piqueras caía del 20% de cuota al 12% y tanto el informativo de Vicente Vallés en Antena 3 como 'El Hormiguero' ven multiplicadas sus audiencias.

Borja Prado, nombrado presidente de Mediaset España el pasado mes de abril, sucederá con toda probabilidad a partir de ahora a Vasile y casi con total seguridad marcará un cambio en la orientación de la programación, que ya ha demostrado que está agotada tras un año de caída libre en audiencias. Vasile se va por la puerta grande después de haber proporcionado al canal sus mayores éxitos, pero deja a su antigua empresa en una situación muy comprometida.

Temas
Inicio