Compartir
Publicidad

Project Natal será caro, casi tan caro como una consola

Project Natal será caro, casi tan caro como una consola
Guardar
31 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Como si tuviesemos que comprar una consola nueva. El Project Natal de Microsoft, cuya fecha estimada de lanzamiento podría situarse a lo largo del próximo 2010, se estima que tendrá un precio de entre 100 y 200 euros.

Aunque aún no se ha confirmado, es un precio que entra dentro de la lógica si atendemos a la cantidad de accesorios que no son en absoluto baratos: los musicales, principalmente, pero también cámaras adicionales o incluso los accesorios para la propia consola (como el de la red WiFi de la Xbox). Sin embargo, pagar 100 o 200 euros a mayores por una nueva forma de jugar que, aunque pintaba muy bien, en la realidad se está comportando con un potencial muy inferior, es quizá algo desmesurado.

El precio definitivo y final de Project Natal dependerá en gran medida de lo que cueste el PS3 Motion Controller, una solución con un fin similar pero que varía en el manejo, y que también podría ser mucho más barata al ser más simple. El nuevo modo de juego para PS3 ya se confirmó que saldrá a la venta en primavera, con lo que si Project Natal sale unos meses más tarde podrá tener algo de ventaja a su favor.

Proyect Natal announce

De todas formas, a mi me parece desmesurado tener que pagar una cantidad tan alta por esta nueva forma de juego, más aún cuando tenemos la Wii por 200 euros (y que parece que funciona de forma similar, al menos en lo visto hasta ahora). ¿Es Project Natal interesante? Desde luego que sí, aunque habrá que ver cómo implementan las desarrolladoras de videojuegos las funcionalidades que aporta el dispositivo. ¿Añadirán de forma opcional el control a todos los videojuegos, o serán unos pocos los que lo incluyan? ¿O tal vez algunos títulos puntuales y que sólo podrán jugarse con Natal?

Aún es muy pronto para sacar las primeras conclusiones, pues hay multitud de datos desconocidos y que faltan por confirmarse. Yo creo que inicialmente fue una bomba de relojería, una revolución en el mundo de control de los videojuegos más potente incluso que el Wiimote… pero, lamentablemente, parece que poco a poco está apagándose y haciéndose más real y mucho menos potente que lo que en un inicio prometía llegar a ser.

Veremos a ver cómo acaba este culebrón.

Vía | VidaExtra.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos