Publicidad

Así nos dan la bienvenida las consolas: sus "logos sonoros" se han convertido en símbolos generacionales
Videojuegos

Así nos dan la bienvenida las consolas: sus "logos sonoros" se han convertido en símbolos generacionales

Publicidad

Publicidad

En muchas ocasiones no necesitas mirar a la pantalla para saber qué consola acabas de encender o a qué servicio te has conectado: muchos de estos productos y desarrollos han convertido su mensaje de bienvenida, su "logo sonoro", en seña de identidad.

Lo hemos visto con el reciente anuncio de Stadia y la animación y el audio que la acompaña con un grito final de "Stadia!", pero es tan solo el último ejemplo de las secuencias de inicio de las consolas de sobremesa. Todos ellos se han convertido en símbolos generacionales reconocibles por millones de personas que los han hecho suyos.

Una pequeña canción vale más que mil palabras

El aspecto visual del logo es el recurso al que las marcas recurren para hacerse reconocibles, pero los publicistas llevan tiempo hablando del llamado "sonic branding" o asociación de un producto o marca a una música.

Consolas1

El avance de este tipo de técnica es cada vez mayor y hay sonidos ya muy asociados a marcas como ocurre con Intel o con Nokia, pero hay muchas más que han ido acompañando lo reconocible de sus logos a nuevos sonidos con los que también han comenzado a querer fortalecer esa otra parte de su marca.

De hecho algunos llaman ya a estos sonidos "logos sonoros", pero sea como fuere forman parte reconocible ya de un montón de marcas, productos y tecnologías de nuestro pasado y nuestro presente. Y para demostrarlo hemos querido hacer un repaso de algunos de los más destacados en el mundo de las consolas de videojuegos.

Nintendo Entertainment System (1983/1985)

Ochentera como ella sola, esta legendaria consola de 8 bits demostró que este mercado tenía un potencial enorme. Su secuencia de inicio es tan particular y reconocible como la propia consola.

SEGA Master System (1986)

La competidora de la Nintendo Entertainment System tardó en aparecer tres años, pero cuando lo hizo plantó cara, y por supuesto también creó su propia secuencia de inicio, simplona pero igualmente reconocible.

Neo Geo (1990)

Especialmente ambiciosa, esta consola de SNK que tuvo distintas versiones -con una tipo "recreativa", la MVS, especialmente espectacular- también contaba con su propio animación inicial en el que su sencillo pero característico logo se veía acompañado de una pequeña música.

SEGA Genesis / Mega Drive (1990)

Otra de las consolas más conocidas de nuestra niñez y juventud por su éxito tanto en Estados Unidos como en Europa -debutó en 1988 en Japón-, contaba con un Motorola 68.000 y se vendieron casi 31 millones de unidades. Su secuencia de inicio es sencilla, pero ese sonoro "¡SEGA!" desde luego dejó huella.

Super Nintendo (1990)

La evolución de la NES dio el salto a los 16 bits y fue otro de los éxitos rotundos de Nintendo. Su secuencia de inicio es una vez más otra demostración de esa visión diferente, alegre y simpática que la empresa japonesa siempre aporta en todos sus productos.

PlayStation (1994)

La secuencia inicial al arrancar la PlayStation hacía no solo mención a la consola en sí, sino también a su fabricante, a quien se le dedicadaba un buen primer fragmento de esa animación con una secuencia de sonido futurista que es ya todo un clásico.

SEGA Saturn (1995)

Esta consola de 32 bits, sucesora de la exitosa Sega Genesis, contaba con una CPU doble y con ocho procesadores, todo un logro tecnológico que no pudo competir con el éxito de la Nintendo 64 que se lanzó poco después. La secuencia de inicio es también clásica ya:

Nintendo 64 (1997)

La última gran consola de sobremesa en utilizar cartuchos fue un éxito significativo con 33 millones de unidades vendidas, y también disponía de su propia secuencia de inicio con una pequeña sintonía inicial. De hecho aquí tenemos un caso de secuencias que varían de región a región y de versión de firmware a versión de firmware. Hay más consolas con estas variaciones, pero aquí tenéis un vídeo con nada menos que 33 variaciones de esa secuencia de inicio en el caso de la N64.

SEGA Dreamcast (1999)

La primera de las consolas de sexta generación con la PS2, la Xbox y la GameCube fue también la última consola de sobremesa de SEGA. Se vio condenada definitivamente por la PS2, pero demostró ser original y valiente y muchos la consideraban adelantada a su tiempo. Su secuencia de inicio es también una pequeña joya.

PS2 (2000)

La secuencia de inicio de la PlayStation 2 es probablemente una de las más extrañas de la familia de consolas de Sony, porque no había un logotipo visual distinguible del todo, aunque ese sonido también se convirtió en omnipresente: no en vano ha sido la consola más vendida de la historia con cerca de 160 millones de unidades vendidas en todo su ciclo de vida.

Xbox (2001)

Aquel logotipo de la Xbox original hoy parece hasta tosco, pero lo cierto es que aquella animación y el sonido que la acompañó fue también seña de identidad clara de la primera consola de sobremesa de Microsoft.

Nintendo GameCube (2002)

Fue la primera consola de Nintendo en usar discos ópticos en lugar de cartuchos, y tuvo que competir con el avance imparable de la PS2 y la Xbox. No lo hizo mal en ventas (21,74 millones de unidades), pero quedó ensombrecida por la Wii. Su secuencia de inicio es simpática tanto en lo visual como en lo sonoro:

Nintendo Wii (2006)

La legendaria consola de Nintendo que nos enseñó a jugar mientras nos movíamos fue un éxito arrollador y original como solo podía serlo viniendo de esta empresa. Su secuencia de inicio es básicamente inexistente, y no hay logos visuales, pero sí una clara identidad sonora que se reconoce en esos primeros acordes de la sintonía que acompañaba a su menú de inicio.

PS3 (2007)

Hay varias versiones de la secuencia de inicio de la PS3, y aunque las variaciones visuales son claras -había por ejemplo variaciones en los colores de esa animación-, la música que la acompaña con ese claro guiño al inicio de un concierto en el que la orquesta afina sus instrumentos es también todo un clásico de este segmento.

Xbox 360 (2007)

El logo sonoro oficial de la Xbox 360 fue creado por Audiobrain, y la marca también diseñó "la sonificación del producto y la estrategia de marca sonora" para la segunda consola de sobremesa de Microsoft.

Xbox 360 (Kinect, 2010)

La llegada de Microsoft Kinect permitió que disfrutáramos de una nueva forma de jugar a diversos videojuegos, y aunque su historia acabó mal, este periférico hizo que Microsoft diseñara una secuencia introductoria ligeramente distinta.

Nintendo Wii U

El éxito de la Wii contrastó con la debacle de la Wii U, una consola que situó a Nintendo en una posición compleja. La consola, eso sí, también contaba con su propia secuencia animada para dar la bienvenida al usuario.

PS4 (2013)

También sencilla y elegante, la secuencia de inicio de la PS4 a nivel visual era minimalista al mostrar un logo en blanco sobre fondo negro para luedo dar pie a la animación inicial de su escritorio. El sonido al aparecer esa interfaz era también minimalista, apenas una pequeña pero desde luego reconocible sintonía.

Xbox One (2013)

Hubo también cambios para la Xbox One, que proponía una nueva arquitectura y que también permitió estrenar toda una serie de elementos para su branding visual y sonoro. Su secuencia de inicio es más sencilla y menos espectacular, pero el sonido es desde luego inconfundible a estas alturas:

Nintendo Switch (2017)

La gran sorpresa de esta generación la dio una Nintendo que parecía tener un futuro muy complicado tras el fracaso de la Wii U. La cosa cambió con el lanzamiento de la Nintendo Switch, que se ha convertido en un éxito rotundo y que también planteaba su propio "logo sonoro".

Xbox One X (2017)

Tanto la Xbox One S (2016) como la Xbox One S ALl Digital (2019) contaron con la misma secuencia de inicio de su antecesora, pero sí hubo cambios en la de la potente Xbox One X, que usaba la de la primera Xbox One pero añadiendo un guiño a su capacidad de proceso.

Google Stadia (2019)

Aunque no se trate de una consola de sobremesa como tal, sí hemos querido incluir esta plataforma que plantea esa alternativa a dichas máquinas y lo hace iniciando su camino justo ahora. La secuencia de inicio, por cierto, es curiosa, y nos recuerda a aquella de la SEGA Mega Drive porque ese grito final deja claro ante qué servicio de videojuegos nos encontramos.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir