Publicidad

La NASA ya prueba flaps capaces de variar su forma para ahorrar combustible

La NASA ya prueba flaps capaces de variar su forma para ahorrar combustible
3 comentarios

Los flaps son elementos mecánicos que se despliegan o recogen en las alas de un avión para facilitar la reducción de velocidad a la hora del despegue y aterrizaje principalmente. Su diseño no ha variado demasiado con el tiempo, y no resultan ni silenciosos ni aerodinámicos como otros elementos de una aeronave. Pero puede que les quede poco tiempo así.

Un proyecto de la NASA, denominado Adaptive Compliant Trailing Edge (ACTE), está probando un nuevo sistema de flaps más adaptables y modificables según las necesidades de cada momento y que resultan sobre el papel más aerodinámicos, por lo que podrían ahorrar combustible, y también resultar en una ejecución más silenciosa. Estos flaps son una evolución de unos alerones desarrollados por FlexSys y que cuentan con la posibilidad de variar su forma de forma sencilla como principal potencial.

Estos nuevos elementos se están probando en un avión Gulfstream III en la base Armstrong Flight Research Center de la NASA. De lo exitoso o no de estos vuelos de prueba dependerá que este desarrollo se pueda trasladar a modelos comerciales próximamente.

Las primeras pruebas se están realizando con configuraciones cerradas que servirán para recopilar información sobre las mejoras respecto al sistema actual, pero el objetivo final es incluir un tipo de flaps que se pueda adaptar a las necesidades de forma más flexible. Una ventaja del nuevo sistema de flaps es que se podrían integrar tanto en aviones de nueva construcción como integrar en los modelos actuales.

Más información | NASA.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio