Amazon empezará a probar su internet satelital a finales de 2022: no hay tregua en la ‘guerra de las galaxias’ entre Musk y Bezos por el dinero espacial

Amazon empezará a probar su internet satelital a finales de 2022: no hay tregua en la ‘guerra de las galaxias’ entre Musk y Bezos por el dinero espacial
7 comentarios

El espacio ha dejado de ser solo un lugar para la investigación científica y las fantasías interestelares de los más aventureros para convertirse en un rico filón por explotar. Viajes comerciales, estaciones espaciales particulares y servicios como el internet satelital han puesto de manifiesto que el sector privado está decidido a tomar el cielo por asalto, y dos contendientes destacan sobre los demás en esta particular ‘guerra de las galaxias’: Elon Musk y Jeff Bezos.

El último episodio de esta contienda por el dinero espacial entre los dos magnates tecnológicos es el 'Project Kuiper' de Amazon, con el que Bezos quiere hacer la competencia al Starlink de SpaceX. Se trata de un proyecto de internet satelital del que tuvimos noticias por primera vez en 2019, y que ahora ha anunciado que comenzará a probar sus servicios a finales de 2022, cuando ponga en órbita sus dos primeros satélites, según ha informado el gigante del comercio electrónico en su blog.

En esta particular batalla de la guerra por el espacio comercial Bezos llega algo tarde con respecto a Musk. Y es que el fundador de Tesla y SpaceX ya lanzó sus primeros satélites para ofrecer acceso a internet desde el cielo en 2019, por lo que va a llevar más de tres años de ventaja al que quiere ser su principal competidor en este mercado. De hecho, en estos momentos Starlink ya tendría en órbita alrededor de 1.800 satélites, y para cuando se lancen los dos primeros de 'Project Kuiper' podría tener unos 3.000.

Es más, Starlink lleva varios meses ofreciendo el servicio en fase beta y está a punto de salir de ese estado, por lo que cuando Amazon esté preparada para ofrecer su internet satelital su competidor tendrá ya un servicio con varios años de experiencia.

Los de Bezos son muy conscientes de que no van tener la ventaja de ser los primeros en este mercado, por lo que ya han desarrollado una estrategia para hacer frente a Musk: ofrecer tarifas más económicas. Aunque los costes de 'Project Kuiper' para los clientes aún no se conocen, Amazon señala en el comunicado que su objetivo es “brindar un servicio rápido y confiable a un precio más asequible”.

Y es que uno de los principales hándicaps que, hasta el momento, tiene el servicio de Starlink son sus elevados precios, al menos los que ha establecido para la fase beta del proyecto. Así, hace unos meses supimos que el coste del hardware -antena, cables y router- era de 499 euros, los gastos del envío 60 euros y la cuota mensual de 99 euros al mes.

Temas
Inicio