Compartir
Publicidad
Qué es el artículo 13 y por qué Google y YouTube están haciendo campaña contra él
Legislación y Derechos

Qué es el artículo 13 y por qué Google y YouTube están haciendo campaña contra él

Publicidad
Publicidad

La Unión Europea ha presentado su reforma de la Ley de Copyright, una propuesta que podría terminar con el contenido de Internet tal y como lo conocemos ahora. Uno de los puntos más relevantes y polémicos de este texto es el conocido como 'artículo 13', un apartado donde se regula el contenido que puede publicarse en las grandes plataformas y páginas web.

En una primera votación, las nuevas medidas han salido adelante en el Parlamento Europeo pero todavía queda margen de acción ya que en enero de 2019 debe refrendarse en una segunda votación. Mientras tanto, empresas afectadas como Google han iniciado una campaña para presionar a la Unión Europea e intentar modificar esta reforma que por ejemplo afecta directamente al tipo de vídeos admitidos en Youtube.

Vamos a explicar qué dice exactamente el artículo 13, cuál es la postura de Google, cómo afecta a los creadores y qué puede pasar a partir de ahora. Una nueva regulación que muchos usuarios ven con recelo ya que obligaría a cambiar radicalmente el tipo de contenidos que se consumen actualmente.

Qué dice el artículo 13 de la nueva Ley de Copyright de la UE

Articulo 13

Según el texto aprobado hasta el momento por la Unión Europea, las plataformas tendrán que velar porque el contenido que alojan no suponga violaciones de copyright. Es decir, servicios como Facebook, Twitter o Google pero también Wikipedia o GitHub tendrán que adoptar medidas y usar técnicas de reconocimiento de contenidos para bloquearlos directamente.

Hasta la fecha, para que se diera la situación de borrar un vídeo debía existir una denuncia del poseedor de los derechos, pero no se monitorizaba la subida de este tipo de contenidos. Con esta nueva ley las grandes plataformas deberán monitorizar el contenido a escala masiva y detectar posibles infracciones.

Seguramente debido al coste de este tipo de monitorización, el requisito del artículo 13 solo se aplica a "grandes plataformas que alojen una cantidad significativa de contenido y que lo promuevan". Quedan por tanto fueras webs más pequeñas, aunque la línea entre un tipo y otra no está bien definida.

Uso de contenidos protegidos por parte de proveedores de servicios de la sociedad de la información que almacenen y faciliten acceso a grandes cantidades de obras y otras prestaciones cargadas por sus usuarios.

  1. Los proveedores de servicios de la sociedad de la información que almacenen y faciliten acceso público a grandes cantidades de obras u otras prestaciones cargadas por sus usuarios adoptarán, en cooperación con los titulares de derechos, las medidas pertinentes para asegurar el correcto funcionamiento de los acuerdos celebrados con los titulares de derechos para el uso de sus obras u otras prestaciones o para impedir que estén disponibles en sus servicios obras u otras prestaciones identificadas por los titulares de los derechos en cooperación con los proveedores de servicios. Esas medidas, como el uso de técnicas efectivas de reconocimiento de contenidos, serán adecuadas y proporcionadas. Los proveedores de servicios proporcionarán a los titulares de derechos información adecuada sobre el funcionamiento y el despliegue de las medidas, así como, en su caso, información adecuada sobre el reconocimiento y uso de las obras y otras prestaciones.

  2. Los Estados miembros velarán por que los proveedores de servicios contemplados en el apartado 1 implanten mecanismos de reclamación y recurso a los que puedan acceder los usuarios en caso de litigio sobre la aplicación de las medidas a que se refiere el apartado 1.

  3. Los Estados miembros facilitarán, cuando proceda, la cooperación entre los proveedores de servicios de la sociedad de la información y los titulares de derechos a través de diálogos entre las partes interesadas para determinar las mejores prácticas como, por ejemplo, las técnicas de reconocimiento de contenidos adecuadas y proporcionadas, teniendo en cuenta, en particular, la naturaleza de los servicios, la disponibilidad de las tecnologías y su eficacia a la luz de la evolución tecnológica.

Por qué Youtube y Google hacen campaña en contra

Contenido Youtube

Una vez conocida la resolución, empresas como Google han decidido colocarse en contra y hacer campaña por intentar cambiar la ley. Richard Gingras, VP de Google News explica a The Guardian que esta nueva regulación podría afectar a servicios como Google News y a Youtube. Y al contrario que el primero, la plataforma de vídeo sí es una importante fuente de ingresos para Google.

La compañía pone de ejemplo el vídeo de "Despacito" de Luis Fonsi. Explican que el vídeo contiene varios derechos de autor, desde grabaciones de sonido hasta múltiples derechos de publicación. ¿Dónde radica el problema? Que pese a que Youtube sí mantiene acuerdos con varias entidades para publicarlo, algunos de estos derechos son desconocidos. Según el artículo 13, Google debería bloquear este vídeo por una posible violación de derechos. Se trata de un ejemplo extremo donde hay muchos actores implicados, pero evidencia la dificultad de establecer qué vídeos deberían bloquearse.

Google ya dispone de 'Content ID' para filtrar los vídeos dependiendo de si cumplen con los derechos de autor. Pero la nueva ley de la Unión Europea les obligaría a utilizar esa herramienta de forma mucho más estricta.

Si a eso le sumamos los millones de vídeos que hay alojados en Youtube, resulta en una situación muy difícil de gestionar incluso para una empresa con tantos recursos como Google. Cada minuto se suben 400 horas de vídeo y revisar todo ese contenido de manera preventiva no es fácil. Aún así, Youtube ya dispone de una herramienta denominada Content ID que sí analiza todo el contenido que se sube a su plataforma. Un añadido que ya enfrentó a Google con los artistas en el pasado por cuestiones de copyright pero que esta vez tendría a la empresa técnicamente al lado de los creadores de contenido.

Youtube ya dispone de una base de datos enorme que recoge licencias y políticas de uso a través de Content ID. ¿Qué cambia ahora? Básicamente que la Unión Europea estaría formalizando que esta herramienta de filtración debe usarse de manera más exhaustiva y bloquear todo el contenido que haya sido identificado como contenido protegido. Google está de acuerdo en el fondo y los objetivos del artículo 13, pero avisa que "la versión actual tal y como está redactada podría tener graves consecuencias".

Qué propone Google

Save Your

Google ha recalcado que apoya los objetivo del artículo 13, pero aporta soluciones alternativas. Desde la compañía quieren que se redacte una legislación más equilibrada, que proteja de las infracciones de derechos pero sin privar a los usuarios y creadores del derecho a compartir sus voces en internet.

Entre los objetivos de Google está la colaboración entre las plataformas y los titulares de los derechos para identificar claramente el contenido que les pertenece. En segundo lugar que exista un mecanismo de notificación previo a la retirada y finalmente una negociación de buena fe donde identificar fácilmente las licencias y los derechos. Google argumenta que hasta ahora con Contend ID ya se gestiona el 98% de los derechos y se han pagado más de 2.500 millones de euros.

La propia Youtube ha alentado a los creadores que expliquen en un vídeo su postura sobre el artículo 13 e incluso a creado una web dedicada, 'Save Your Internet', donde resumen su postura frente a la nueva ley de copyright.

Cómo afecta a los creadores de contenido

La nueva norma supondría, según Google y otros expertos, una amenaza a la libertad de expresión de muchos artistas, youtubers y creadores de contenido.

Las consecuencias de esta ley para los creadores de contenido son impredecibles. La restricción de contenido protegido por derechos de autor podría cambiar radicalmente la parrilla de vídeos que se alojan actualmente en Youtube. Excepto vlogs o contenido directamente grabado, todos los vídeos que utilizan material adicional como refuerzo deberían ser bloqueados.

Entre el contenido susceptible podemos encontrar gameplays, canciones o trozos de una película para ser comentada. Actualmente en Youtube hay miles de vídeos que utilizan este material como recurso sobre el que basar su opinión o trabajo, pero según la UE deberían bloquearse. Algo que para muchos creadores de contenido supondría prácticamente quedarse sin vídeos permitidos.

Jaime Altozano, un popular creador de contenido especializado en temática musical, ha comentado en su propio canal las consecuencias que tendría para él este artículo 13 en caso de reafirmarse.

Actualmente el filtro de contenido de Youtube ya se le ha activado en varias ocasiones y ha tenido que reclamar alegando un uso legítimo de los fragmentos. Con la aplicación de esta nueva directiva, las propias compañías como Youtube, Instagram o Twitter serían las responsables y se prevé que la aplicación del bloqueo sea mucho más estricta.

Alesya

Nuestra compañera Alesya Crocodile, editora de reportajes para Magnet y Xataka y creadora de contenido en Youtube, explicaba a Genbeta que "muchas veces hago referencias culturales a películas, cine, fotos, frases... con las que el contenido no es lo mismo, porque sin esas referencias culturales comunes que tengo con mi audiencia, se perdería mucho de la esencia".

Qué queda a partir de ahora

Articulo 13 Internet

Como indica el propio Altozano, una de las soluciones que pueden realizar los creadores de contenido es pasarse al inglés. En el mercado anglosajón no se aplicaría esta normativa y esto les permitiría saltarse el filtro de Youtube para poder crear contenido sin temor a ser bloqueado.

Por otro parte, el texto final se someterá a segunda votación en enero de 2019. La nueva Ley de Copyright todavía no ha entrado en vigor y los distintos representantes podrían modificarla. Es turno por tanto de negociaciones entre los usuarios y creadores, los agentes políticos, los gestores de derechos de autor y las plataformas de Internet.

En este periodo de tiempo, las plataformas contrarios a la nueva ley están intentando crear presión a los eurodiputados para que adopten un cambio de postura. Diversos activistas a favor de los derechos digitales se han mostrado disconformes con el texto y también animan a los ciudadanos a mostrar su rechazo.

Entre ellos, Vinton Cerf y Tim Berners-Lee, quienes en una carta abierta consideraban que "el artículo 13 da un paso sin precedentes hacia la transformación de internet de una plataforma abierta para compartir e innovar a una herramienta para la vigilancia automatizada y el control de sus usuarios". Habrá que esperar a principios del año que viene para conocer finalmente cómo se aplicará y sobre quién correrá la responsabilidad de controlar qué tipo de contenido suben los usuarios.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio