Publicidad

Crean la primera lengua sintética impresa en 3D para estudiar cómo reaccionaríamos ante ciertos alimentos sin tener que probarlos

Crean la primera lengua sintética impresa en 3D para estudiar cómo reaccionaríamos ante ciertos alimentos sin tener que probarlos
Sin comentarios

Una lengua sintética de silicona que abre nuevas posibilidades para testear alimentos, tecnologías nutricionales o terapias para la boca seca. Científicos de la Universidad de Leeds han creado una superficie con una textura similar a la lengua utilizando técnicas de impresión 3D. Una reproducción que imita su forma, elasticidad y humectabilidad para estudiar cómo interactúan los alimentos o la saliva con la lengua.

Según explican los investigadores, esta lengua biomimética (que imita a la naturaleza) será "de gran ayuda para reducir la dependencia de los fabricantes de los ensayos en humanos en las primeras etapas". El proyecto ha recibido financiación del Consejo Europeo de Investigación con el programa Horizon 2020 y es un buen ejemplo de cómo la impresión 3D puede ayudar a la elaboración de superficies que posteriormente sean utilizadas para realizar estudios.

Estudiando cómo reaccionan los líquidos en la superficie de la lengua

Hasta la fecha, la compleja naturaleza de la superficie de la lengua ha sido un reto para los científicos. Esto ha provocado que sea difícil encontrar soluciones efectivas a malestares como la boca seca, que afectan aproximadamente al 10% de la población.

Según explica el Dr. Efren Andablo-Reyes, post-doc en la Facultad de Ciencias de la Alimentación y Nutrición en Leeds: "recrear la superficie de una lengua humana promedio conlleva desafíos arquitectónicos únicos. Cientos de pequeñas estructuras en forma de yemas llamadas papilas le dan a la lengua su textura rugosa característica que, en combinación con la naturaleza suave del tejido, crea un paisaje complicado desde una perspectiva mecánica".

Am0c12925 0008 Fuente: ACS

"Centramos nuestra atención en la sección dorsal anterior de la lengua, donde algunas de estas papilas contienen receptores del gusto, mientras que muchas de ellas carecen de tales receptores. Ambos tipos de papilas desempeñan un papel fundamental a la hora de proporcionar la fricción mecánica adecuada para ayudar a procesar los alimentos en la boca con la cantidad adecuada de saliva", explica Efren. El objetivo de la investigación es lograr replicar estas características mecánicas de la lengua humana en una superficie para después poder utilizarla en un laboratorio e intentar replicar cómo respondería la lengua ante determinadas acciones.

La investigación ha sido publicada en la revista 'ACS Applied Materials & Interfaces' y para su elaboración se obtuvieron muestras de la lengua de 15 adultos, tras más de dos horas sin comer ni beber.

Inicialmente se escanearon ópticamente las lenguas con una tecnología de la Escuela de Ingeniería Mecánica de Leeds para posteriormente poder imprimirlas en 3D. Entre los descubrimientos realizados durante el proceso, observaron que "la aleatoriedad en la distribución de las papilas parece jugar un papel sensorial importante para la lengua", según explica Rik Sarkar, coautor de la investigación.

Una vez obtenida la lengua sintética, se realizaron una serie de experimentos con fluidos para garantizar la humectabilidad de la lengua y observar cómo un líquido mantiene el contacto y se extiende por la superficie.

Lengua Aspecto de la lengua artificial utilizando un polímero suave. Imagen: Universidad de Leeds.

"Esta superficie biomimética de la lengua también podría servir como una herramienta mecánica única para ayudar a detectar falsificaciones en alimentos y bebidas de alto valor en función de los atributos de textura", explican los responsables. Si bien, el objetivo final pasa por comprender cómo funciona la biomecánica de la lengua.

Vía | Phys.org

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios