Este asteroide sólo necesita 113 días para dar una vuelta al Sol: únicamente el planeta Mercurio va más rápido

Este asteroide sólo necesita 113 días para dar una vuelta al Sol: únicamente el planeta Mercurio va más rápido
1 comentario

Descubrir nuevos asteroides deambulando por el sistema solar no es nada excepcional, tenemos millones de estos pequeños cuerpos estelares orbitando el sol y llevamos décadas catalogándolos. Pero 2021 PH27, el asteroide que han descubierto recientemente en el Carnegie Institution for Science, tiene varias peculiaridades que lo hacen casi único.

Esta roca de aproximadamente 1 km de diámetro sólo tarda 113 días en dar una vuelta al sol, a una distancia de 20 millones dela estrella. Eso lo convierte en el asteroide con la órbita más corta conocido en nuestro sistema solar, y el segundo si tenemos en cuenta la órbita de 88 días del planeta Mercurio.

Un asteroide que se irá desintegrando lentamente por acercarse demasiado al Sol

El descubrimiento lo ha hecho Scott Shepard, quien comenta en 9News que "pocas veces se ven asteroides de este tamaño" con unas órbitas tan cercanas al Sol. Ésta sólo cruza las órbitas de Mercurio y Venus, la Tierra ya queda como algo lejano para 2021 PH27.

Shepard tiene dos teorías para el origen de este asteroide. O bien es un cometa cuya cola se ha evaporado completamente o bien se trata de un antiguo inquilino del cinturón de asteroides que se vio desviado por la atracción gravitacional de los planetas interiores del sistema solar. Independientemente de uno u otro, el profesor estima una temperatura de 900º C para cuando 2021 PH27 está más cerca del Sol. Y como esta temperatura es capaz de fundir el plomo, se sospecha que el asteroide está formado por rocas y metales más resistentes a las altas temperaturas.

2021 PH27 no tiene un futuro demasiado prometedor. Se prevé que en algún momento durante los próximos 20 millones de años (un "ratito" en la gran escala temporal del universo), la gravedad planetaria y el calor del Sol vayan fragmentando el asteroide poco a poco hasta terminar desintegrándolo del todo. Y eso si no acaba chocando con Mercurio o Venus, claro.

Mientras eso no ocurra, 2021 PH27 pasa a formar parte de una lista corta y exclusiva de los llamados asteroides Atira, formada por aquellos cuerpos cuyas órbitas quedan dentro del recorrido orbital terrestre. Es una zona que nos queda relativamente cerca, que por el brillo del Sol no hemos explorado demasiado respecto al resto del cielo.

Temas
Inicio