Los sueldos españoles valen menos que nunca: la diferencia entre salarios e IPC alcanza su máximo histórico

Los sueldos españoles valen menos que nunca: la diferencia entre salarios e IPC alcanza su máximo histórico
122 Comentarios

Un mes más los españoles pierden poder adquisitivo. La inflación sigue al alza, aunque con un crecimiento mucho más moderado que el de meses anteriores, mientras que los sueldos continúan prácticamente estancados, por lo que la brecha entre ambos se acrecienta y vuelve a batir el récord histórico que ya fue batido en junio de este mismo año.

La brecha. Durante el mes de julio, último del que se tienen datos, el Índice de Precios de Consumo (IPC) alcanzó el 10,8%, 0,6 puntos más que el anterior máximo anual que se registró en junio, según el avance de este indicador compartido por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Un aumento que es bastante más moderado que el anterior, cuando se pasó del 8,7% de mayo al 10,2% de junio, pero que sigue restando poder adquisitivo a los españoles.

Y es que, según las Estadísticas de Convenios Colectivos de julio del Ministerio de Trabajo, los sueldos sólo han crecido hasta el momento en un 2,56%, por lo que la brecha entre la inflación y el crecimiento de los salarios se sitúa por primera vez desde que se registran estos datos por encima de los 8 puntos. En junio, cuando se alcanzó el anterior máximo histórico, la diferencia era de 7,75 puntos.

El último precedente, en 1984. Para encontrar una diferencia entre la subida de los costes de productos y servicios y de los sueldos tan acusada anterior a junio de este año hay que remontarse a hace casi 40 años. En 1984, el Índice de Precios de Consumo (IPC) se alzó un 11,3%, mientras que los salarios escalaron un 7,8%, lo que arroja una diferencia de 3,5 puntos. Ahora doblamos ampliamente esa cifra.

Perspectivas halagüeñas, realidad cruda. Los datos, por tanto, vuelven a asestar un duro golpe a la economía española, pese a que analistas e instituciones económicas siguen llamando al optimismo. Desde el Ministerio de Asuntos Económicos, la ministra Nadia Calviño asegura que los analistas consultados por el Gobierno prevén que la inflación remita durante la segunda mitad del año, sin especificar más, gracias a los planes tanto de Europa como del propio Ejecutivo español para combatirla.

Por otra parte, el Banco de España también ha informado de que, según sus previsiones, los sueldos subirán de media un 4% a lo largo de este 2022. Una estimación que podría ser demasiado optimista si atendemos a la evolución de la variación salarial que se ha producido en los siete primeros meses del año, en los que se ha pasado de un crecimiento de las retribuciones del 2,01% en enero a la ya citada del 2,56% de julio.

Pacto de rentas. La pérdida de poder adquisitivo de los españoles podría aliviarse si Gobierno, sindicatos y patronal lograsen alcanzar un consenso para firmar un pacto de rentas. Como ya explicamos en Xataka, Calviño retomó las negociaciones con los representantes de los empresarios y de los trabajadores el pasado mes de julio después de que las conversaciones anteriores, mantenidas durante la primavera de 2022, fracasasen. Ahora, la ministra espera conseguir un acuerdo para otoño de este año.

En aquellas negociaciones las partes estaban de acuerdo en el porcentaje de subida salarial, un 8% repartido en tres años de la siguiente manera: 3,5% en 2022, 2,5% en 2023 y 2% en 2024. Sin embargo, los sindicatos también exigían que en el pacto se incluyese una cláusula de revisión salarial vinculada al Índice de Precios de Consumo (IPC), esto es, que el aumento pactado de los sueldos sea variable en función del mencionado indicador económico. Algo que la patronal no estaba dispuesta a aceptar y que, a la postre, fue lo que hizo que las conversaciones fracasasen.

Imagen | Anna Shvets

Temas
Inicio
Inicio