Compartir
Publicidad

Qué es AlienVault y qué hace esta empresa española de ciberseguridad para que AT&T la haya comprado

Qué es AlienVault y qué hace esta empresa española de ciberseguridad para que AT&T la haya comprado
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Las empresas de seguridad informática españolas se han convertido en uno de los grandes objetivos de los grandes imperios tecnológicos. Google compró Virus Total en 2012, y ahora es AT&T la que acaba de anunciar la adquisición de AlienVault, otra compañía centrada en el análisis de amenazas seguridad.

No se conoce el precio que AT&T ha pagado por la firma española, pero sí que AlienVault había logrado "levantar" 120 millones de dólares en distintas rondas de inversión desde que sus fundadores iniciaron su actividad en 2007.

Open Threat Exchange como producto estrella

Hoy, once años después, AlienVault es una de las referentes del segmento de la ciberseguridad. Esta empresa privada —que estuvo cerca de cotizar en el mercado bursátil— fue fundada en 2007 en Madrid por Julio Casal, Alberto Román, Ignacio Cabrera y Dominique Karg.

Otx1

El producto más conocido de la empresa es Open Threat Exchange (OTX), una plataforma comunitaria gratuita de respuesta a amenazas de seguridad. A través de ella se permite a los expertos en seguridad investigar de forma colaborativa en nuevas amenazas, comparando los datos de diversas fuentes para luego integrar esa información en sus respectivos sistemas de seguridad.

Más de 80.000 profesionales de más de 140 países participan cada día en alimentar esa gran base de datos pública en el segmento de la ciberseguridad. Esta plataforma hace uso de tecnologías como el procesamiento del lenguaje natural y el aprendizaje automatico (machine learning).

Además de OTX y otras propuestas de uso gratuito, en AlienVault ofrecen un producto comercial: una plataforma de seguridad llamada Unified Security Management que integra la detección de amenazas, la respuesta a incidentes y la gestión de la seguridad.

Usm

Esa plataforma comercial se aprovecha precisamente de la plataforma gratuita OTX para nutrirse de información, y como sucede con otras soluciones en el mundo Open Source, esa gran plataforma colaborativa y abierta es el pilar del funcionamiento de su producto comercial.

La empresa cuenta con dos grandes fuentes de ingresos. La primera, los dispositivos para gestión de amenazas, que vende como soluciones hardware, máquinas virtuales y un servicio en la nube. Asociadas a esas soluciones están los servicios de soporte y las suscripciones a la información sobre "inteligencia de amenazas".

La otra fuente de ingresos es los acuerdos que llevan a cabo con distintos proveedores de servicios de seguridad, encapsulando productos de AlienVault en servicios que luego venden a los clientes: esta parte del negocio ya generaba entre el 20 y 25% de esos ingresos en 2015 según el CEO de la empresa, Marmak Meftah.

¿Por qué compra AT&T esta empresa de ciberseguridad?

Aunque la empresa se fundó en Madrid, hace años que su sede central está en San Mateo, California, aunque mantiene oficinas en Madrid y también cuenta con sede en Granada.

Att

El interés de AT&T por estas soluciones es notable, y de hecho el gigante de las telecomunicaciones —y de los medios, tan comprar Time Warner por 85.000 millones de dólaresya contaba con soluciones en este sentido.

Con esta adquisición AT&T refuerza esa oferta de servicios de seguridad que parecen ser una de las áreas de crecimiento de este imperio tecnológico que no para de comprar empresas. Thadeus Arroyo, CEO de AT&T Business, explicaba que esta operación "mejorará nuestra capacidad para ayudar a que otras empresas detecten y respondan a ataques de ciberseguridad".

Como señalan en VentureBeat, el segmento de la ciberseguridad está en auge en cuanto a grandes operaciones. Rivales de AlienVault como Zscaler o Carbon Black han dado el salto al parqué bursátil, mientras que otras como Illumio o Cloudflare plantean ese movimiento en un futuro próximo. AlienVault se lo planteaba desde hace tiempo, pero la adquisición por parte de AT&T descarta ahora esa opción.

El segmento de la ciberseguridad informática ha demostrado ser cada vez más crítico, y se espera que de hecho haya una demanda profesional enorme en los próximos años. AT&T gana aquí tanto en soluciones de seguridad como en talento, y como decía Arroyo, "el escenario actual ha hehco que [las soluciones de ciberseguridad] hayan pasado de ser un lujo para algunos a un requisito para todos".

La empresa espera completar la adquisición en el tercer trimestre de 2018. No se conocen las condiciones económicas de la operación, pero actualizaremos esta información si dichos datos salen a la luz.

Más información | AT&T | AlienVault

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos