Publicidad

Estos investigadores proponen que fue los restos de un cometa y no un asteroide lo que acabó con los dinosaurios

Estos investigadores proponen que fue los restos de un cometa y no un asteroide lo que acabó con los dinosaurios
13 comentarios

Durante años los investigadores de diferentes ramas de la ciencia han buscado determinar qué acabó exactamente con los dinosaurios. Teorías han habido unas cuantas, aunque la más plausible de todas es el impacto de un objeto de fuera de la Tierra. ¿Un asteroide? Eso es lo que siempre se ha pensado, pero unos investigadores de Harvard ahora dicen que en realidad fueron los restos de un cometa.

El origen del final de los dinosaurios parece encontrarse en el impacto de un asteroide. Un impacto perfectamente letal según las investigaciones provocó que se liberase una ingente cantidad de toneladas de azufre. Esto en consecuencia modificó la atmósfera y el clima de la tierra durante una buena temporada, provocando así al extinción de los dinosaurios que no fueron capaces de adaptarse al cambio.

Screenshot 1

De la Nube de Oort a México

El impacto de dicho asteroide se dio hace 66 millones de años en México, en el crater Chicxulub. La teoría principal sugiere que el objeto que impactó provenía de cinturón de asteroides entre Marte y Júpiter. Un asteroide que por su órbita, atracción gravitacional de la Tierra y otros factores acabó impactando en México. Ahora bien, un equipo de investigadores de Harvard dice que en realidad ni era un asteroide ni provenía del cinturón de asteroides entre Marte y Júpiter.

Según relatan en una publicación de Harvard Gazette, el objeto que impactó en la Tierra en realidad era el trozo de uno mas grande. Tras simulaciones realizadas y análisis de los restos encontrados en el crater Chicxulub, creen que se trataba de los restos de un cometa. Un cometa que provenía de la Nube de Oort, a las afueras del Sistema Solar.

Las simulaciones realizadas contemplan la posibilidad de que en algún momento un cometa proveniente de la Nube de Oort tuvo su trayectoria afectada por la gravedad del Sol. Esta trayectoria además se vio influenciada por Júpiter, que modificó su órbita para pasar cerca de la Tierra y provocar el catastrófico impacto.

s

Eso sí, creen que no fue el cometa entero el que acabó en la Tierra, sino tan sólo un trozo. Los cometas, debido a la influencia del Sol, van perdiendo partes a medida que orbitan el Sol. Creen que una de estas partes, de unos 80 kilómetros de diámetro, es la que acabó en la Tierra provocando un crater de unos 20 kilómetros de profundidad.

Lo que ocurrió después del impacto ya lo tenemos más estudiado. Tsunamis, incendios, hollín en la atmósfera, cambios en las precipitaciones... Una serie de catástrofes naturales que acabaron provocando la extinción de las grandes criaturas del planeta. Un cambio de era.

Vía | Harvard Gazette
Más información | EurekAlert

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio