Compartir
Publicidad
Publicidad

Sony Xperia Tablet Z, análisis

Sony Xperia Tablet Z, análisis
Guardar
33 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Como en el caso de los smartphones, Sony ha alcanzado la madurez con su nueva generación de tablets Xperia. El modelo S del año pasado ya daba bien la talla, pero con el nuevo Xperia Tablet Z se han superado.

Este tablet Xperia Z increíblemente delgado y resistente al agua llega a España y en Xataka ya tenemos su análisis para que sepas qué esperar de él.

Características técnicas del Xperia Tablet Z

Tras las primera aventura con sus tablet Xperia S y su formato de hoja doblada, Sony mantiene su apuesta por ofrecer algo diferente en diseño. El Xperia Tablet Z adopta las formas asociadas al diseño Sony OmniBalance, y además añade resistencia al agua como elemento principal.

A continuación un vistazo rápido a sus principales características:

Sony Xperia Tablet Z
Pantalla 10.1 pulgadas
Resolución 1920x1200 píxeles
Grosor 6.9 mm
Peso 495 gramos
Procesador Qualcomm APQ8064 4x1.5 Ghz
RAM 2 GB
Memoria 16/32 GB + microSD
Modelos Wifi // WiFi+LTE
Cámara 8 PM // 2.2 MP
Sistema operativo Android 4.1
Acabado Plástico // Resistente al agua
Conectividad NFC // DLNA
Precio 499 euros

Sony Xperia Tablet Z, análisis en vídeo

Arrancamos nuestra prueba del Sony Xperia Tablet Z con su análisis en vídeo:

Diseño

En muchos modelos de tablets con Android, el diseño es un elemento que los diferencia más que el interior, que suele ser similar.

Precisamente este Xperia Tablet Z tiene sus dos grandes valores en este apartado. Para empezar, adopta las líneas rectas y limpias de OmniBalance de Sony, y el resultado es muy bueno. Como con el Xperia Z en su versión smartphone, puede que algunos consideren este diseño falto de personalidad, pero es algo demasiado subjetivo.

El poco peso y grosor junto con su diseño plano le dan una sensación en mano inigualable ahora mismo en el mercado

En mi caso me gusta, sobre todo si con él ganamos un grosor y peso sin igual en este segmento. Y es que, pese a su diagonal de 10.1 pulgadas (crece respecto al modelo del año pasado), nos encontramos con un tablet cuyo grosor es menor incluso que el de los mejores smartphones del mercado. Son solo 6.9 mm, con un peso también de récord: 495 gramos.

Estas dos cifras junto con su diseño plano le dan una sensación en mano inigualable ahora mismo en el mercado. El tablet es manejable, muy ligero, incluso con cierta sensación de fragilidad por todo eso que os comento. Pero tranquilos, no lo es.

Xperia Tablet Z grosor

Este Xperia Tablet Z refuerza su parte delantera de cristal Gorilla Glass y la trasera de policarbonato con un borde del mismo material que protege las esquinas y laterales rectos de golpes ocasionales.

Por cierto, sí, la trasera es de plástico en vez del cristal templado del smartphone, pero creo que le queda bastante bien. No da la sensación de calidad premium de un material como el cristal, pero cumple. Ha sido un acierto darle algo de textura a esta parte para evitar que el tablet resbale de las manos. De hecho, el agarre es bastante bueno.

Xperia Tablet Z acabado
Buen acabado pese a ser plástico, pero un imán para las huellas y grasa

Y bajo esa capa de aparente fragilidad por lo delgado y ligero que es el Xperia Tablet Z, realmente se esconde un dispositivo que quiere que lo maltratemos sin miedo … en entornos donde el agua y la suciedad es protagonista.

A nivel práctico su protección significa que podemos mojar y derramar líquidos sobre el tablet sin temor

El Sony Xperia Tablet Z cumple las normas IPX5/7 (resistente al agua) e IP5X (resistente al polvo), siempre que sus puertos estén convenientemente cerrados, lo que resulta ser un engorro. A nivel práctico esta protección significa que podemos mojar y derramar líquidos sobre el tablet sin temor, incluso sumergirlo a un metro de profundidad durante media hora.

Xperia Tablet Z con agua

A nivel de conexiones, todas ocultas como he indicado, en el diseño de este Xperia Tablet Z encontramos algunas limitaciones más allá de que las mismas vayan con su correspondiente "puerta":

  • Los dos altavoces están situados en las esquinas inferiores, lo que resulta una mala elección ya que los tapamos siempre al coger el tablet en modo apaisado por esa misma zona, algo habitual.

  • Control de volumen: muy pequeño y con poco perfil. Tan poco que no nos ha resultado cómodo de usar por el recubrimiento de los bordes del tablet.

El resto son los puertos microUSB y ranura para tarjetas microSD que se encuentran ambos en la parte inferior del tablet, y el indicado para colocar el tablet de Sony en una base que se vende como accesorio cargador.

Pantalla

La pantalla del Xperia Tablet Z alcanza en este modelo las 10.1 pulgadas. Personalmente era muy fan de las dimensiones de 9.4 pulgadas del modelo S, pero Sony ha optado por unirse al estándar bajo Android.

Sony se ha quedado a las puertas de ofrecer lo mejor del mercado en pantallas al renunciar a pasar de los 1920x1200 píxeles de resolución

La pantalla es una Reality Display con tecnología Mobile Bravia Engine 2 que de nuevo cumple con lo que promete: muy buena reproducción cuando estamos viendo vídeo y colores bastante cálidos. Pero Sony se ha quedado a las puertas de ofrecer lo mejor del mercado en pantallas al renunciar a pasar de los 1920x1200 píxeles de resolución.

Son 224 ppp, es cierto que suficiente para tener una buena densidad y nitidez, pero cuando hay rivales como el iPad de Apple o el Nexus 10 que ofrece más densidad y se puede apreciar diferencia en la nitidez de textos y elementos del sistema operativo, hay que pedir más a Sony en este apartado.

Xperia Tablet Z pantalla Bravia

De la pantalla nos ha gustado mucho también los ángulos de visión, algo elemental para un tablet de estas características, así como el diseño de marco indistinguible de la pantalla cuando la misma está apagada. Nos hubiera gustado un extra de brillo en la pantalla para que mejorara su comportamiento en exteriores especialmente.

Xperia Tablet Z pantalla
Apagado, es imposible determinar dónde acaba la pantalla y empieza el marco. O viceversa

Rendimiento y autonomía

Al ritmo actual de renovación y presentación de novedades, tras anunciar un nuevo gadget, la espera de unos cuantos meses hasta su salida al mercado solo puede significar una cosa: que te adelantes los rivales en algunos aspectos.

Eso le ha pasado a Sony, que puede ver como en unos pocos meses hay renovación de tablets de la competencia que integrarán los últimos procesadores del mercado.

En el caso de la Xperia Tablet Z, estamos hablando de un chip de cuatro núcleos S4 Pro de Qualcomm a 1.5 Ghz acompañado de 2 GB de memoria RAM. Con esos credenciales, el tablet se basta para mover con fluidez contenido, juegos y por supuesto la versión Jelly Bean de Android.

Xperia Tablet Z en mano

Por cierto, como otros modelos que ya hemos probado, el Xperia Tablet Z tiende a calentarse cuando jugamos o reproducimos contenido. En el caso de este modelo, ese calor se concentra en la parte inferior izquierda de la carcasa trasera.

A nivel de resultados en test, aquí tienes los tres principales que usamos:

Antutu Quadrant 3D Mark
Sony Xperia Tablet Z 19815 7642 10105

En conexiones, el Xperia Tablet Z va bien equipado. El puerto miniUSB se encarga de hacer las veces de HDMI vía MHL, hay NFC, DLNA, Bluetooth 4.0 así como Wifi Direct y Miracast. Además, su puerto IR facilita que podamos usar el tablet como mando a distancia con la aplicación correspondiente.

En el mercado podremos encontrar el modelo solo Wifi, disponible con 16 o 32 GB de memoria interna, así como el LTE, solo con 16 GB. En el modelo que hemos probado, con 16 GB de memoria interna, para el usuario quedan libres 11.4 GB.

Xperia Tablet Z

La batería que Sony ha incluido en este delgadísimo tablet es de 6.000 mAh. El rendimiento de la misma nos ha gustado, y en la prueba de reproducción continua de vídeo nos hemos quedado siempre por encima de las siete horas, una cifra que nos dejaría unas 9 horas de uso habitual navegando, por ejemplo.

Multimedia y cámara

Sony siempre ha cuidado el factor multimedia de sus equipos. Este Xperia Tablet Z no iba a ser menos, y con la tecnología Bravia Engine 2 tenemos asegurados buenos momentos reproduciendo vídeo.

El el caso de los altavoces no estamos ya tan satisfechos. Se escuchan bastante bien para lo delgado que es el tablet, pero la colocación, como os he adelantado, no nos acaba de convencer. En mi caso, es habitual coger el tablet por las esquinas inferiores, por lo que tapo los dos altavoces que están precisamente situados ahí. Las marcas, si quieres darle protagonismo al sonido en smartphones y tablets, deberían adoptar diseños más atrevidos donde los mismos estén integrados en el diseño (como el caso del HTC One) y no escondidos o en mala posición.

Xperia Tablet Z

Respecto a la cámara de fotos, no es importante en un tablet, pero no hay marca que no le coloque las dos correspondientes. En este Xperia Tablet Z tenemos una de 2.2 MP como cámara secundaria, capaz de grabar vídeo a 1080p y con buen resultado, aunque se echa en falta que sea gran angular.

La principal, con sensor de 8 megapíxeles, cumple para sacarte de un apuro pero poco más, en buena parte por el excesivo tratamiento para reducir el ruido que tan mal aplica Sony. No tiene flash por cierto. Verte con un tablet haciendo fotos ya es bastante chocante como para encima avisarlo con un "flashazo".

Software

El Xperia Tablet llega al mercado con la versión 4.1.2 de Android. Esto significa que algunas mejoras de la 4.2 todavía no se pueden disfrutar en este modelo, pero Sony promete que llegará pronto.

Xperia Miniapps

La personalización de Sony sobre Android es ligera. Destacamos el botón para acceder directamente al mando a distancia, junto al cual está el lanzador de miniaplicaciones que pueden ser de utilidad para algunos usuarios.

Y no falta, por supuesto, el arsenal de aplicaciones y servicios propios de Sony, con especial hincapié en los contenidos.

Sony Xperia Tablet Z, la opinión de Xataka

Sony ha dado un salto de calidad interesante en su nuevo modelo de tablet con Android. La Sony Xperia Tablet Z no tiene igual en grosor ni peso, y si añadimos a eso que se puede mojar sin peligro, hay está el factor que puede desequilibrar la balanza de una compra. Además, este modelo amplía la pantalla hasta las 10.1 pulgadas, con buena densidad de 224 ppp pero sin ponerse a la cabeza de los modelos del mercado. Por otro lado, como con su Xperia Z, ha escogido salir en un momento en que en poco tiempo pueden haber nuevos rivales más actualizados en potencia bruta y calidad de pantalla. Pero sin duda, por 499 euros es un tablet Android tentador y del que no hay otro igual ni que se le parezca.

A favor

  • Peso y grosor sin igual
  • Resistente a los líquidos
  • Buena pantalla

En contra

  • Sus especificaciones pueden ser superadas pronto
  • La resolución de la pantalla no alcanza a los mejores modelos
  • Sale sin Android 4.2 de serie

El tablet ha sido cedido para la prueba por parte de Sony. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos