Es difícil esconder un yate de 300 millones, pero se ha intentado: el Launchpad ya está en Mallorca esperando a Zuckerberg

  • Estas van a ser las primeras vacaciones que el millonario pase en su nuevo superyate. Ha elegido Mallorca como su primera parada

  • El yate está valorado en 300 millones de dólares y tiene capacidad para 24 invitados y 48 tripulantes

Zuckerberg
3 comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail

Lo típico de la crisis de los cuarenta es querer comprarse un deportivo descapotable (aunque algunos nos tenemos que conformar con intentar subirnos a uno). Sin embargo, Mark Zuckerberg, como buen millonario que es, ha puesto el listón un poco más alto y por su cuarenta cumpleaños se compró dos superyates. Uno para él, y otro de apoyo para que no le falte de nada.

Como el verano está ya a la vuelta de la esquina, Mark Zuckerberg se ha dispuesto a estrenar su regalo de cumpleaños y, como no, se ha venido a las paradisiacas costas mallorquinas a hacerle el rodaje, según apunta El Diario de Mallorca.

Un superyate que quiere pasar inadvertido. El Launchpadha sido visto en aguas mallorquinas tras una travesía desde aguas de Florida donde fondeaba apenas hace unas pocas semanas. El lugar que Mark Zuckerberg ha elegido para atracar ha sido el nuevo dique exterior del Club de Mar de la capital mallorquina, permaneciendo lejos de las miradas curiosas.

Sin embargo, el Launchpad no es una embarcación que pase inadvertida por el diseño bicolor de su casco, los acabados de los suelos en madera y, sobre todo, los 118 metros de eslora que son difíciles de disimular.

Navegar en modo incógnito. La navegación en modo incógnito no es exclusiva para internet. Todas las embarcaciones de un cierto tamaño están obligados por la Organización Marítima Internacional (OMI) a utilizar un sistema de ubicación obligatorio (AIS). Este sistema permite monitorizar los movimientos de las embarcaciones, ofreciendo datos de su rumbo y velocidad, evitando así accidentes.

Para evitar ser monitorizados y preservar la privacidad de su propietario, tanto el Launchpad como su sombra de soporte, Wingman, desactivaron dichos sistemas de posicionamiento. Con esto, pudieron navegar "de incognito" para el resto de navíos, ocultando que su destino era el puerto balear. 

Ocultar la posición tiene multa. Apagar estos transpondedores viola la legislación marítima española. Atendiendo a la jurisprudencia de sentencias anteriores en otros casos en los que pesqueros españoles han navegado con estos sistemas apagados, la sanción para los yates de Mark Zuckerberg podría ser de hasta 20.000 euros cada uno.

Un yate controvertido. Mark Zuckerberg compró la pareja de yates por 330 millones de dólares, de los cuales 300 millones fueron destinados a pagar el Launchpad, mientras que los 30 restantes se destinaron al Wingman, un yate de 65 metros de eslora que Zuckerberg utiliza como soporte para el Launchpad, pero que perteneció a Gabe Newell, cofundador de Valve.

El Launchpad tiene su propia historia porque su anterior propietario era una sociedad vinculada al oligarca ruso Vladímir Olégovich Potanin. Un banquero millonario ruso que hizo fortuna en la minería del níquel bajo el paraguas de poder de las altas esferas políticas rusas. Tras el bloqueo de Estados Unidos y Europaa las fortunas rusas, los bienes de origen ruso se embargaron y el Launchpad fue uno de los bienes que quedaron confiscados en Países Bajos. Así que la entidad gestora estatal se hizo cargo de subastarlo y Mark Zuckerberg fue el mejor postor.

Palma: pasarela de superyates en verano. El dique exterior del puerto de Palma se construyó para dar cabida a embarcaciones de gran tamaño como es el caso del Launchpad o el supervelero de Jeff Bezos. Además, se encuentra relativamente cerca de la terminal de aeropuerto de Mallorca, por lo que resulta un buen punto de inicio para comenzar unas vacaciones.

Eso hace que, en su estancia en el puerto de Palma, Mark Zuckerberg comparta amarre con titanes como el Yasmine of the Sea, propiedad de la familia real de Catar con 80 metros de eslora, o el superyate Tango del también millonario ruso Viktor Vekselberg, que cumple ya dos años amarrado en este puerto bajo embargo, esperando a correr la misma suerte que el Launchpad.

Un verano de lujo a bordo. Si de algo no cabe duda alguna, es de que a Mark Zuckerberg no le va a faltar un detalle para disfrutar del máximo nivel de comodidad y lujo a bordo. El Launchpad se fabricó en los astilleros de Feadship en Países Bajos sobre el diseño del prestigioso estudio de diseño Espen Øino Internacional y con interiores de Zuretti Interior Design, un estudio reconocido por su excelente gusto por el lujo a la hora de equipar el interior de sus embarcaciones.

El yate tiene capacidad para 24 invitados y 48 tripulantes y personal de servicio a bordo. Por el momento, las fuentes locales no han informado de la presencia de Mark Zuckerberg en la isla. Pero paciencia, si el Launchpad se encuentra amarrado en este rincón del mundo, su propietario no tardará en llegar. Aunque el tiempo no acompañe.

En Xataka | 325 millones de dólares y un helipuerto privado: este superyate propiedad de un oligarca ruso es el nuevo objetivo de EE.UU

Imagen | Superyatch Times, Wikimedia Commons (TechCrunch)

Inicio