Los paneles QD-OLED son lo mejor que les ha pasado a los televisores: qué certezas e incertidumbres nos deja esta tecnología

Los paneles QD-OLED son lo mejor que les ha pasado a los televisores: qué certezas e incertidumbres nos deja esta tecnología
19 comentarios

Los primeros televisores equipados con un panel QD-OLED (Quantum Dot-OLED) ya están aquí. Y los hemos probado. Hace tan solo dos días publicamos nuestro análisis en profundidad del modelo A95K MASTER Series de Sony, un televisor con una calidad de imagen objetivamente tan alta que por primera vez hemos decidido otorgar a un producto un 10 en esta categoría. Sí, sin duda este dispositivo marca un antes y un después en el mercado de los televisores.

La otra propuesta equipada con una matriz orgánica QD-OLED que dentro de unos días podremos encontrar en las tiendas es el modelo S95BA OLED de Samsung. Todavía no hemos tenido la oportunidad de analizar a fondo y en nuestras propias instalaciones este televisor, pero lo hemos visto en acción con la debida calma durante un seminario técnico, por lo que hemos podido formarnos una idea bastante certera acerca de su rendimiento.

Por el momento estos son los dos únicos televisores equipados con un panel QD-OLED que encontraremos durante los próximos meses en el mercado, pero su rendimiento nos invita a prever que en el futuro llegarán más. Muchos más. De estas marcas, y posiblemente también de otros fabricantes.

En cualquier caso, nuestra experiencia con ellos nos ha permitido descubrir cuáles son sus fortalezas, qué los hace tan atractivos, y también qué margen de incertidumbre nos interesa conocer a los usuarios dada la inevitable inmadurez de las matrices QD-OLED.

Su calidad de imagen es un bastión inapelable

Un buen televisor debe satisfacer una larga ristra de requisitos, pero posiblemente todos estaremos de acuerdo en que el más importante es su calidad de imagen. Y en este terreno los dos televisores QD-OLED que hemos probado son sobresalientes. No obstante, todo lo que voy a exponer a continuación procede de nuestro análisis del modelo A95K MASTER Series de Sony porque es el que hemos tenido la oportunidad de analizar a fondo.

En mi opinión su cualidad más importante, y lo que realmente permite al panel QD-OLED brillar, es el volumen de color que es capaz de reproducir. Según Samsung esta matriz orgánica restituye el 100% del espacio de color DCI-P3, y más del 80% del espacio BT.2020. Y mis pruebas después de más de una semana dándole duro al A95K lo corroboran.

Además, su capacidad de entrega de brillo también es sobresaliente, aunque en este ámbito los nuevos paneles OLED evo de tercera generación de LG rinden a un nivel similar. La capacidad mínima de entrega de brillo de los paneles QD-OLED, según Samsung, es 0,0005 nits (cuanto más baja sea, mejor). Y la máxima asciende a 1000 nits. Además, su brillo residual es de 158 nits, una cifra más atractiva que los 200 nits en los que se mueven los televisores LCD con retroiluminación LED.

Por otro lado, esta matriz orgánica es capaz de manejar una escala de luminancia muy amplia, una propiedad que combinada con un procesado de la imagen muy bien ejecutado permite al televisor A95K de Sony recuperar muchísimo detalle tanto en las regiones en sombra como en altas luces. Y, de propina, las imágenes adquieren una tridimensionalidad y una profundidad que hasta ahora solo había visto en los televisores micro-LED, cuyo precio es abrumadoramente más alto que el de estos primeros televisores QD-OLED.

Qd Oledpanel

Estas son las incertidumbres que (por ahora) ponen sobre la mesa los paneles QD-OLED

Como acabamos de ver, en lo que se refiere a la calidad de imagen estas matrices orgánicas, después de haber probado una de ellas de forma exhaustiva, no arrojan ninguna duda. Sin embargo, lo que aún no hemos tenido la oportunidad de comprobar es si la estructura física de estos paneles, que es muy diferente a la de las matrices W-OLED de LG, incrementa su inmunidad a la retención de las imágenes estáticas.

Si realmente se confirma que son menos sensibles a los quemados será una excelente noticia para los aficionados a los videojuegos

En teoría debería ser así, pero no estaremos seguros hasta que estos televisores lleven varios meses en las tiendas y los usuarios tengamos la oportunidad de probarlos durante periodos de tiempo más prolongados. Si realmente se confirma que son menos sensibles a los quemados será una excelente noticia para los aficionados a los videojuegos que tienen la intención de hacerse con un televisor OLED durante los próximos meses.

La otra gran incógnita que merece la pena que pongamos sobre la mesa es la posibilidad de que otras marcas sigan los pasos de Sony y decidan comprar a Samsung sus paneles QD-OLED para integrarlos en sus televisores prémium.

Actualmente Panasonic, Philips, Bang & Olufsen o HiSense, entre otras marcas, apuestan por las matrices de LG en algunos de sus modelos más avanzados, pero quién sabe... Quizá el panorama cambie en el futuro y Samsung le arrebate completa o parcialmente algunos de sus clientes. Sacaremos las palomitas y los observaremos con atención desde la primera fila.

Temas
Inicio