Alphabet y su nueva empresa, Isomorphic Labs, quieren plantear una nueva era de medicamentos creados con inteligencia artificial

Alphabet y su nueva empresa, Isomorphic Labs, quieren plantear una nueva era de medicamentos creados con inteligencia artificial
4 comentarios

En diciembre de 2020 DeepMind dio un salto de gigante a la hora de resolver uno de los grandes misterios de la biología molecular. Aquel avance hizo que la inteligencia artificial predijese la estructura de una proteína con una exactitud fantástica.

Ahora Alphabet quiere ampliar el alcance de su división de inteligencia artificial DeepMind, y ha creado una nueva subsidiaria llamada Isomorphic Labs. Su objetivo: crear nuevos medicamentos con la IA como herramienta fundamental.

Buscando una forma (mucho) más barata de crear nuevos medicamentos

Dennis Hassabis, fundador y CEO de DeepMind, también lo es ahora de Isomorphic Labs,  al menos hasta que la nueva subsidiaria contrate al personal necesario y tenga bien encaminados sus pasos.

Hassabis comentaba en el anuncio de este nuevo proyecto que "creemos que el uso fundacional de métodos computacionales y de inteligencia artificial de última generación pueden ayudar a los científicos a llevar su trabajo a un nuevo nivel, y acelerar de forma masiva el proceso de descubrimiento de medicamentos".

Hay otras empresas embarcadas en esta misma idea, que no parece nada descabellada teniendo en cuenta el coste astronómico del desarrollo de nuevas medicinas.

Un estudio de 2020 revelaba que hacerlo cuesta de media 1.300 millones de dólares, y el propio proceso de descubrimiento, casi artesanal, tiene buena parte de la culpa.

Los investigadores sintetizan físicamente cada nuevo compuesto y lo prueban para ver si es seguro para su uso en humanos, pero dichos tratamientos, cada vez más enfocados a enfermedades más complejas, no superan con demasiada frecuencia las pruebas finales.

Más información | Isomorphic Labs

Temas
Inicio