Compartir
Publicidad

ARmKeypad, el teclado de Realidad Aumentada que NEC quiere que lleves en el antebrazo

ARmKeypad, el teclado de Realidad Aumentada que NEC quiere que lleves en el antebrazo
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

NEC es una compañía más reconocida por sus trabajos de investigación que por la tecnología de consumo que lleva con su marca al mercado. Eso no impide que la marca japonesa no sea interesante, al revés, de vez en cuando nos sorprenden con avances muy atractivos y hoy han enseñado uno de de los proyectos que llegarán a 2016 a nuestras manos, o a los antebrazos más bien.

ARmKeypad es una combinación de tecnologías basadas en Realidad Aumentada que nos permitirán tener un teclado virtual en nuestro brazo. Usando unas gafas y un reloj conectado (en este caso un ASUS ZenWatch) han logrado crear una proyección que podemos teclear. Echadle un ojo al siguiente vídeo y descubriréis que parece algo más propio de la ciencia ficción.

Cuando miremos a nuestro brazo con las gafas puestas nos aparecerá un teclado con el cual podemos interactuar. El reloj sirve como una marca fiduciaria que el software utiliza para saber dónde está nuestro brazo y así poder superponer este elemento de forma natural y adaptándose a la forma y la posición.

En el vídeo se muestra que la pulsación es intuitiva y que solo hace falta hacer el gesto para ir tecleando. Además, se puede ver que se pueden acceder a diferentes menús con tan solo tocar con los dedos las imágenes virtuales. Según NEC, la intención es comercializarlo a lo largo del año que viene pero de momento no tiene ni fecha ni precio.

Realidad aumentada para el trabajo

Seguro que os estáis preguntando sobre la utilidad de esta herramienta y si es algún tipo de sustituto de, por ejemplo, el teclado que usáis habitualmente en vuestro smartphone. No temáis: ARmKeypad es una solución orientada al mundo profesional para utilizar con otras herramientas de este tipo. En algunas industrias llevan años haciendo pruebas para introducir esta tecnología en la rutina de los trabajadores.

Hace tiempo en la industria del automóvil se hicieron demostraciones de cómo la Realidad Aumentada podía usarla para hacer reparaciones de vehículos y ayudar también a los mecánicos. En esa línea hay también algunos cascos que usan esta mezcla de lo real y lo virtual para producir gafas que permitan ver datos digitales mientras trabajan.

De momento está todo muy verde y vamos a tardar en ver incorporaciones de este tipo al mundo laboral. Si además esperáis verlas en el mercado de consumo, vais a tener que esperar más. Recordad que experimentos como Google Glass son proyectos a largo plazo y es que esta forma de mirar todavía necesita mucho desarrollo para ser viable.

Vía | WSJ

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio