En su guerra con Rusia, Ucrania acaba de recibir un arma crítica: los drones "kamikaze" Switchblade

En su guerra con Rusia, Ucrania acaba de recibir un arma crítica: los drones "kamikaze" Switchblade
152 comentarios

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha anunciado el envío de 800 millones de dólares adicionales en armamento militar a Ucrania. Se trata de un paquete que, entre otros elementos, incluye 100 drones tácticos Switchblade, conocidos como "kamikazes" por su singular naturaleza de un solo uso para destruir objetivos con alta precisión.

A diferencia de los drones Predator de largo alcance, que requieren pilotos entrenados para controlarlos a distancia y que disparan misiles sobre sus objetivos, los Switchblade son fáciles de transportar y requieren poco entrenamiento para ser utilizados contra tanques, vehículos brindados y hasta aviones, según The New York Times.

Drones pequeños y letales

La administración de Biden no ha revelado que tipo de drones Switchblade enviarán, pero existen dos modelos que, básicamente, se diferencian por su tamaño y capacidad de infringir infligir daño. No obstante, ambas son armas de un solo uso que se lanzan desde una base portátil y pueden volar en dirección a su objetivo para dañarlo o destruirlo con el impacto.

Dron Kamikaze 3

Switchblade 300: las capacidades del dron lo convierten en un "misil portátil de alta precisión". Puede ser operado de forma manual o automática a corta y larga distancia. Gracias a su pequeño tamaño puede ser transportado en una mochila y su motor silencioso le permite pasar desapercibido por las fuerzas enemigas.

La ficha técnica disponible en la página del fabricante detalla que el dron pesa 2,5 kg, tiene un rango de operación de 10 km y puede mantenerse en el aire hasta 15 minutos. La velocidad máxima es de 160 km/h. El modelo cuenta con sistema GPS y cámaras incorporadas que brindan información al operador de la misión en tiempo real.

Como se puede ver en el vídeo de abajo, el Switchblade es capaz de funcionar en diferentes áreas de combate, tanto en tierra como en mar. Y, para objetivos que se encuentran fuera del área de visión, los operadores pueden analizar el terreno con drones de reconocimiento que permiten extender el alcance y la precisión de ataque.

Switchblade 600: es la nueva generación de estas armas. Se puede configurar y poner en funcionamiento en 10 minutos. Las principales novedad de este modelo son su elevado alcance, la capacidad de atacar objetivos de largo alcance sin el apoyo de drones patrulla y una potencia de ataque suficiente para inutilizar vehículos blindados.

En este caso, la ficha técnica especifica un peso de 54,4 kg, un rango de operación de 40 km, la capacidad de mantenerse en el aire más de 40 minutos. Puede volar a una velocidad máxima de 180 km/h. El dron también cuenta con GPS, sistema de vídeo y sensores infrarrojos para facilitar al tarea del operador.

Ambos modelos se comunican con el operador mediante un enlace de datos digital (DDL) encriptado y seguro. El sistema reduce las probabilidades de interferencia e interceptación de la señal, además de permitir el funcionamiento simultáneo de varios drones Switchblade como enjambre para atacar múltiples objetivos.

¿Cómo funcionan los Switchblade?

Los Switchblade vienen en un tubo de lanzamiento que se pone en el suelo como si de un pequeño mortero se tratara. El operador, desde un centro de control, lanza el dron y sigue en vivo su trayectoria tanto por el sistema de posicionamiento GPS como por la señal de vídeo transmitida en directo.

Switchblade Drones 1

Una vez que el operador identifica una amenaza, ya sea un francotirador o un vehículo, da la orden de ataque desde el centro de control. El dron vuelva hacia el objetivo para lanzarse sobre él y dañarlo. Además, los algoritmos del sistema brindan una capacidad de seguimiento para objetivos en movimiento.

Los Switchblade también tienen un sistema de seguridad que les permite abortar una misión. Esta característica podría ser útil si aparecen civiles en la escena o si el objetivo empieza a moverse y la autonomía de la aeronave no es suficiente para alcanzarlo.

Los drones Switchblade son unos viejos conocidos de las tropas estadounidenses. Estos fueron utilizados en 2010 para atacar objetivos talibanes en Afganistán. El fabricante AeroVironment dijo a principio de mes que estaba listo para ayudar a Ucrania a “ganar contra el ejército ruso y disuadir estratégicamente futuras agresiones”.

AeroVironment es, además, un contratista fiable de la NASA. El equipo desarrolló junto al Laboratorio de Propulsión a Reacción de la agencia estadounidense el Ingenuity, que se convirtió en la primer aeronave en volar en Marte, superó los veinte vuelos y ahora se prepara para su misión más arriesgada.

En Xataka | Hay otro ejército luchando contra Rusia con teclados y ratones: 300.000 "hackers" ya forman parte de él

Temas
Inicio