Compartir
Publicidad

Desentierran en El Cairo un coloso atribuido a Ramsés II de ocho metros y 3.000 años de antigüedad

Desentierran en El Cairo un coloso atribuido a Ramsés II de ocho metros y 3.000 años de antigüedad
Guardar
12 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Un equipo de arqueólogos de Egipto y Alemania ha desenterrado una gigantesca estatua de ocho metros en un barrio de El Cairo, Egipto. El descubrimiento fue hecho cerca de las ruinas del templo de Ramsés II en la antigua ciudad de Heliópolis, y los arqueólogos ya hablan de que podría tratarse de una representación del popular faraón que gobernó hace más de 3.000 años.

La estatua está hecha de cuarcita, y su hallazgo ya ha sido considerado como uno de los más importantes de la historia por el Ministerio de Antigüedades egipcio según informa Reuters. Ya se han sacado varias piezas del pozo donde ha sido desenterrada, y los arqueólogos ya las están restaurando mientras continúan excavando para tratar de encontrar más partes o reliquias de la época.

"El martes pasado me llamaron para anunciarme el gran descubrimiento de un coloso de un rey, muy probablemente Ramsés II, hecho de cuarcita", explica el Ministro de Antigüedades, Khaled al-Anani. "Hemos encontrado el busto de la estatua y la parte inferior de la cabeza, y ahora hemos quitado la cabeza y encontrado la corona, la oreja derecha y un fragmento del ojo derecho".

Ramses F3

Este nuevo descubrimiento ha sido realizado en el humilde distrito obrero de Matariya, entre edificios en obras y caminos de barro. Como decimos ha sido realizado cerca del templo del Sol en Heliópolis, que fue levantado por el propio Ramsés II, y por eso creen que la estatua puede ser una representación suya.

Heliópolis, según los arqueólogos, es el lugar donde los antiguos egipcios creían que vivía el Dios Sol. Eso quiere decir que es una zona a la que no tuvieron acceso ni siquiera los miembros de la familia real, por lo que Ramsés II posiblemente nunca vivió allí, aunque dejó multitud de templos, estatuas y obeliscos en la zona. De hecho, la expedición arqueológica también ha encontrado la parte superior de una estatua de piedra caliza del nieto de Ramsés II, el faraón Seti II, que está hecha a tamaño real midiendo unos ochenta centímetros de largo.

Egipto sigue desenterrando su pasado

Ramses F2

Ramsés II es uno de los gobernantes más famosos y poderosos del antiguo Egipto, y se cree que gobernó entre los años 1279 a 1213 antes de Cristo. Bajo su mandato se realizaron varias campañas militares con las que se amplió el territorio del imperio egipcio desde Siria en el este hasta Nubia, actual Sudán, en el sur.

La intención de arqueólogos y expertos ahora es la de extraer todos los fragmentos que puedan de ambas estatuas y restaurarlas lo mejor posible para colocarlas después en la entrada del Gran Museo Egipcio que se inaugurará en 2018. Con el hallazgo y el museo, Egipto espera revitalizar su industria turística, muy perjudicada por los continuos conflictos de la zona.

Vía | Reuters
Imágenes | Nigel J.Hetherington
En Xataka | Egipto quiere construir una nueva pirámide, pero no como las que conocemos

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos