La mayor empresa de reproducción asistida del mundo es española y acaba de venderse por 3.000 millones de euros

La mayor empresa de reproducción asistida del mundo es española y acaba de venderse por 3.000 millones de euros
11 comentarios

3.000 millones de euros. Finalmente, y si todo sale según lo acordado, el fondo neoyorkino Kohlberg Kravis Roberts pagará 1.000 millones más de lo previsto hace solo un par de meses, cuando IVI, la multinacional valenciana líder mundial en reproducción asistida, anunció que salía a la venta. ¿Pero qué es el Instituto Valenciano de Infertilidad y por qué alguien está dispuesto a pagar esa cantidad de dinero por él?

El gigante sanitario español. En 1990, un grupo de profesionales del Hospital Clínico de Valencia (algo insatisfechos con el modelo de reproducción asistida que se ofrecía en ese momento) decidieron crear un grupo privado que introdujera en España prácticas y procedimientos que habían aprendido en Estados Unidos. Desde entonces, liderados por Antonio Pellicer y José Remohí, el Instituto Valenciano de Infertilidad ha tenido un papel muy destacado en el desarrollo de las tecnologías de reproducción asistida.

Desde que en el 93 consiguieran el primer embarazo de España (el segundo del mundo) utilizando espermatozoides testiculares porque el padre se había hecho una vasectomía. No han dejado de introducir nuevos procedimientos en el país consiguiendo a lo largo de la década de los 2000 los primeros hijos sanos de parejas con VIH (2002), fibrosis quística (2002) y atrofia muscular espinal (2003). Desde 2004, es un instituto universitario vinculado a la Universidad de Valencia y, desde 2017, con la fusión con RMANJ se trata del mayor grupo de reproducción asistida del mundo.

El IVI, en números. Hoy por hoy, el IVI tiene más de 65 clínicas en 11 países, factura unos 300 millones de euros al año y ha cerrado 2021 con un ebitda (beneficio neto) de 135 millones de euros. Es decir, el precio final representa 21 veces el beneficio anual obtenido. Sin embargo, está en consonancia con otras compras del sector. A mediados del año pasado, Vitrolife compró la empresa de reproducción asistida Igenomix, que factura 90 millones de euros anuales, por 1.250 millones.

Una venta muy disputada. Desde el principio se daba por hecho que el proceso de venta se cerraría rápido. Una docena de fondos habían mostrado su interés en la empresa (Carlyle, CVC, KKR, PAI Partners, Bain Capital, Blackstone, Partners Group o Permira) y la cuestión no solo era financiera, sino también estratégica.

Por eso, según fuentes del sector, parece que ha pesado mucho la reciente compra por parte de KKR de General Life (también en el ámbito de la sanidad y la fertidilidad) y, sobre todo, el hecho de que los fundadores, Antonio Pellicer y José Remohí, continuarán liderando el proyecto con alrededor de un 20% de las acciones de la compañía.

Temas
Inicio