Publicidad

La GSMA quiere que el gobierno declare la alerta sanitaria en el MWC de Barcelona: es la clave de quien pagará las facturas

La GSMA quiere que el gobierno declare la alerta sanitaria en el MWC de Barcelona: es la clave de quien pagará las facturas
18 comentarios

Publicidad

Publicidad

Mientras la celebración del Mobile sigue pendiendo de un hilo, las máximas autoridades sanitarias del país se han reunido en el Hospital Clinic de Barcelona para aclarar la posición del Gobierno y la Generalitat ante la cascada de cancelaciones que está viviendo la feria tecnológica. Tras las informaciones internacionales que aseguraban que la organización del MWC estaba pidiendo al Gobierno que declarara la alerta sanitaria para poder cancelar el congreso sin que ello supusiese una debacle económica.

La clave de esta negociación estriba en que la posición de la GSMA de cara a la negociación con los seguros y con las ayudas públicas difiere en caso de que se declare una alarma sanitaria frente a la cada vez más probable cancelación por parte de la organización. Como explicamos en el artículo sobre el impacto económico en Barcelona y España que tendría la cancelación del MWC, hay subvenciones y exenciones fiscales de las que disfruta el evento.

Las autoridades llaman a la tranquilidad

Y la respuesta de las autoridades no ha podido ser más clara: "No hay ningún motivo de salud pública para cancelar, retrasar o replantearse ningún evento que pueda celebrarse en Barcelona", decía Alba Verges, la consellera de salut de la Generalitat y el ministro de sanidad, Salvador Illa, apostillaba que, de hecho, ni siquiera "hay alguna razón sanitaria que nos aconseje tomar ninguna medida adicional".

Según han explicado en rueda de prensa, cuatro criterios han guiado todas las medidas tomadas hasta ahora: la "evidencia científica y criterio de los expertos", el "seguimiento diario", la "coordinación con autoridades sanitarias europeas y la OMS" y la "transparencia informativa". En estos momentos y con las medidas que se están tomando, la posición de Gobierno y Generalitat parece firme: no solo no hay razones para declarar ningún "evento de salud pública de importancia" local, autonómica o nacional, sino que, bajo su punto de vista, "el peor virus es el del miedo".

Sin embargo, no parece probable que estas declaraciones vayan a conseguir frenar la "histeria" que se ha desatado en torno al Mobile. Mientras tanto la organización del evento sigue buscando una forma de salir del atolladero en el que se ha convertido la edición de 2020 del MWC.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios