China lanza con éxito su última misión a la Luna: busca ser el tercer país de la historia en traer muestras lunares a la Tierra

China lanza con éxito su última misión a la Luna: busca ser el tercer país de la historia en traer muestras lunares a la Tierra
7 comentarios

China busca hacer historia en la exploración espacial (una vez más). En las últimas horas ha lanzado con éxito su última misión lunar, con el propósito de traer a la tierra rocas y muestras lunares. De conseguirlo, será el tercer país del mundo en hacerlo a lo largo de toda la historia de la humanidad. Un logro que previamente sólo han conseguido Estados Unidos y la ya desmantelada Unión Soviética.

El lanzamiento se ha producido desde el Centro de Lanzamiento de Satélites Wenchang en el área costera de China. Según los medios estatales ha sido todo un éxito y el cohete Long March 5 (Chang Zheng 5 si lo traducimos directo del chino) ha puesto en órbita la nave espacial Chang'e-5. Una nave de 8,2 toneladas métricas que tiene como misión llegar a la Luna, recoger muestras y volver a la Tierra con ellas.

El tercer país de la historia

Si la misión tiene éxito China se convertirá en el tercer país en traer muestras lunares a nuestro planeta. Tanto Estados Unidos como la Unión Soviética lo consiguieron en las décadas de 1960 y 1970, desde entonces nadie más lo ha conseguido.

Change5

La nave espacial Chang'e-5 aterrizará (alunizará para los más puntillosos) en un área cerca de Mons Rümker. Se trata de una formación volcánica situada en la región del Oceanus Procellarum, el borde occidental del lado visible de la Luna. Se espera que llegue este 27 de noviembre y va a tener que darse prisa para recoger las muestras. A diferencia de otras naves chinas en la Luna, el Chang'e-5 no está equipado para resistir el frío extremo lunar, por lo que debe hacer completar la misión en unos 14 días terrestres (tiempo que dura un día en la Luna).

Chang E 5

La nave busca extraer de la luna unos 2 kilogramos de muestras que se recogerán perforando unos dos metros de profundidad la superficie. Una vez tenga las muestras tendrá que llevarse a cabo una compleja maniobra de ascenso que le permita a la nave volver a órbita y transferir las muestras a un módulo separado. Este módulo es el que volverá a la Tierra y se espera que llegue de vuelta en unos 23 días, cuando estiman que aterrizará en Mongolia.

Esta es la tercera fase en la exploración lunar de China. La primera y segunda fase fueron las misiones Chang'e-1, Chang'e-2, Chang'e-3 y Chang'e-4. La última de ellas fue la que nos regaló el histórico aterrizaje en el lado oculto de la Luna. Chang'e-6 es una "copia de seguridad" si Chang'e-5 falla. Después llegará Chang'e-7 y las siguientes en la fase 4, que preparará una instalación de investigación lunar para futuros aterrizajes con astronautas. La exploración espacial está, sin duda alguna, más viva que nunca.

Vía | NYT

Temas
Comentarios cerrados
Inicio