Publicidad

A pesar de la crisis del COVID-19, el índice S&P500 sube: el peso de las empresas tecnológicas es cada vez mayor

A pesar de la crisis del COVID-19, el índice S&P500 sube: el peso de las empresas tecnológicas es cada vez mayor
13 comentarios

Publicidad

Publicidad

El 20 de febrero de 2020 el S&P500, uno de los índices más famosos del planeta que agrupa a las 500 empresas más importantes de EEUU, marcó su máximo, en 3.373,21 puntos. Entonces empezó la crisis del Covid-19, que arrastró al índice en apenas un mes (23 de marzo) hasta los 2.237,40 puntos, un 33,67% de caída.

Sin embargo ahora mismo nos encontramos en los 2930,32 puntos, una subida de un 31% de subida desde los mínimos de marzo y una caída de únicamente un 13,13% desde los máximos de febrero. No parece mucho teniendo en cuenta la dificultad de las empresas para vender debido al parón producido por los confinamientos masivos por todo el mundo.

Sin embargo estos datos podrían estar distorsionados por un fenómeno que no es nuevo pero se está agravando. El peso de ciertas compañías tecnológicas en el S&P500 es cada vez mayor. Y por tanto el índice es cada vez un peor predictor de la gravedad de las crisis.

¿Cómo se calcula el S&P500?

Sp500 S&P500 en los últimos seis meses

Lo primero que hay que entender es cómo se calcula el S&P500. El índice, como todos los índices modernos (la gran excepción es el Dow Jones Industrial Average), es un índice de capitalización. La capitalización de una empresa es su valor en bolsa, es decir, el número de acciones multiplicado por el precio de la acción.

Si el peso de las empresas grandes crece, estas mueven el índice y el resto de empresas son despreciables

El S&P500 suma la capitalización de todas las empresas y lo divide entre un número para normalizar el índice a números manejables. Es más fácil decir que el S&P500 ha llegado a 3000 que decir que son 24 billones de dólares (billones en castellano, en inglés serían trillion).

Por tanto las empresas más grandes tienen más peso en el índice. Si por ejemplo una empresa valiera el 99% de lo que valen todas y el resto solo el 1%, el índice realmente variaría lo mismo que dicha empresa, pues su peso es el que mueve el índice y el resto de empresas son despreciables.

El índice FAANG+

Ahora bien, ¿existe una empresa que pese el 99% del índice? No, ni de lejos. La mayor compañía del índice es Microsoft, que pesa un 5,66% del total. Lo cual, sin embargo, es bastante. Hay que tener en cuenta que si las 500 compañías del índice fueran igual de grandes estaríamos hablando de que cada una pesaría un 0,2%.

En los años 90 el peso de las empresas tecnológicas en el S&P500 era de aproximadamente un 10%

Y es aquí donde entran los FAANG o los FAANG+, las compañías tecnológicas más exitosas. Técnicamente FAANG es un acrónimo para Facebook, Amazon, Apple, Netflix y Google. Este término se popularizó gracias al gran crecimiento que tienen dichas compañías y se llegó a crear un índice algo más completo llamado FAANG+, que además de las mencionadas anteriormente incluyen a Alibaba, Baidu, NVIDIA, Tesla y Twitter. Es importante ver que en dicho índice no está Microsoft, que es en la actualidad la empresa más grande del índice.

En los años 90 el peso de las empresas tecnológicas en el S&P500 era de aproximadamente un 10%. En la actualidad únicamente las FAANG son aproximadamente un 12% del índice. Y eso sin sumar a Microsoft, que aportaría llegar al 18%. Y es que tanto Microsoft como Apple cotizan con tanto peso como las 100 empresas más pequeñas del S&P500.

Faangplus Índice FAANG+ en los últimos seis meses

Las subidas de la bolsa desde el 23 de marzo están muy correladas con la subida de las empresas tecnológicas, que no están sufriendo la crisis sino todo lo contrario: en un mundo confinado el resto de actores cada vez dependen más de soluciones tecnológicas y las ventas de este pequeño y destacado grupo de empresas se están disparando.

Desde el 23 de marzo el índice FAANG+ ha subido un 36% y la caída desde finales de febrero solo es de un 5,6%. Es decir, este grupo de empresas ha empujado al índice global hacia arriba. Una subida de Microsoft, Apple o Google pueden estar ocultado que hay 100-150 empresas que se están desplomando porque tienen un riesgo muy real de quebrar.

Estamos ante una tendencia importante

Sin embargo esta posibilidad, que el S&P500 esté nublado por las empresas tecnológicas, no es nuevo. Como he explicado antes el peso de las tecnológicas en el índice es mucho mayor ahora que en los 90. Es, además, difícil de calcular, ya que empresas como Facebook o Amazon no están clasificadas como tecnológicas en el índice (comunicaciones y retail, respectivamente).

Indicadores proxy, como los índices bursátiles, que tradicionalmente indicaban lo bien o mal que estaba haciendo la economía, pueden no estar funcionando ya

Lo bueno de las empresas cuyo principal negocio es la tecnología es su escalabilidad. Una empresa normal si tiene que crecer necesita más personal, nuevos procesos, inversiones costosas... el crecimiento está limitado en la práctica. Las empresas tecnológicas cuyo negocio es el software pueden vender mucho más con solo un poco más de estructura. La excepción son Apple y Amazon, que han sido capaces de escalar su negocio como si vendieran software cuando venden productos físicos.

Y esto hace que este tipo de empresas crezcan con fuerza, entren en mercados nuevos con facilidad, generen caja que le permitan hacer apuestas arriesgadas que, si salen bien, les hagan triunfar en entornos donde antes no estaban.

Esto genera problemas para las autoridades, ya que empresas muy grandes pueden traer problemas para el consumidor y la sociedad, pero también para los que exploramos la salud de la economía mundial. Indicadores proxy, como los índices bursátiles, que tradicionalmente indicaban lo bien o mal que estaba haciendo la economía, pueden no estar funcionando ya.

Imagen | Unsplash

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios