De la escasez de chips al exceso: la tormenta perfecta entra en una nueva fase y eso son buenas noticias para los consumidores

De la escasez de chips al exceso: la tormenta perfecta entra en una nueva fase y eso son buenas noticias para los consumidores
45 Comentarios

El mensaje de la industria de semiconductores ha cambiado. Tras varios años con escasez de chips, ahora ya se habla de justo lo contrario. Con la baja demanda por la incertidumbre económica y la producción aumentada para compensar la situación anterior se ha pasado a una nueva etapa. Una fase donde, al fin, los consumidores podríamos salir ganando con precios más bajos.

TSMC alerta de exceso de stock. El gran fabricante de chips taiwanés ha tenido un trimestre excepcional, con unos beneficios que han crecido un 76%. Sin embargo, también avisa que tienen un exceso de inventario. Un exceso de chops que, calculan, tardará unos cuantos trimestres en compensarse a niveles lógicos. Las previsiones, según describe Nikkei Asia, es que hasta la primera mitad de 2023 tendrán exceso de stock.

Según describe Reuters, los fabricantes acumularon chips durante la pandemia como lo hicieron algunos consumidores con el papel higiénico durante la cuarentena. Caso aparte son los chips de última generación para dispositivos como los de Apple o los utilizados para la industria automovilística, donde no se espera que haya exceso.

La demanda de chips para móviles y ordenadores se ha derrumbado. El sector de la telefonía móvil ha dejado atrás sus mejores días y la demanda de ordenadores y otros bienes de consumo electrónico también han disminuido estos meses. La solución de fabricantes como TSMC es fijarse en los fabricantes de vehículos y centros de datos, donde la tendencia sí parece seguir siendo positiva y se intentarán compensar las bajas ventas.

Otros fabricantes como Intel, Micron o Samsung también esperan una segunda mitad de 2022 complicada para sus cuentas. En el caso de Samsung, incluso han solicitado a sus proveedores que detengan los envíos de componentes mientras repasan la cantidad de chips que tienen a su disposición.

GPUs, memorias o teléfonos más baratos. En abril ya informamos que la pesadilla con los precios de las tarjetas gráficas estaba terminando. En esta nueva situación, donde los fabricantes han producido suficiente y no han logrado vender tanto, se prevé un efecto contrario con los precios.

Como apunta Mixx.io, la caída de precios del hardware puede ser generalizada los próximos meses, desde componentes para ordenadores hasta teléfonos móviles. Una bajada en el nivel de precios para ayudar a equilibrar el nivel de stock y fomentar la demanda.

Atentos a este Black Friday 2022. Los consumidores llevamos dos años con precios bastante altos en el sector de la electrónica. Esta situación se espera que cambie de cara a finales de 2022 y principios de 2023, principalmente en aquellos dispositivos que incorporen chips de esta generación o la anterior.

Este exceso de stock puede reflejarse en buenos precios y ofertas durante la campaña promocional del último trimestre. Habrá que estar atentos. Si nuestra economía personal aguanta, puede ser un buen momento para renovar nuestros dispositivos.

Temas
Inicio