Caos en DC: la última semana cuestiona todos los futuros planes de James Gunn para los superhéroes de Warner

Caos en DC: la última semana cuestiona todos los futuros planes de James Gunn para los superhéroes de Warner
27 comentarios

Vaya semana de locos está viviendo DC, y por extensión, Warner. Digamos que la mecha que ha hecho estallar la bomba ha sido la discreta recaudación en taquilla de 'Black Adam', que como un castillo de naipes que se desploma ha puesto en duda todo: el plan del recién llegado James Gunn para el futuro del Universo DC en el cine, las propias películas que parecían garantizadas. ¡Ni siquiera Henry Cavill se salva! Esto es todo lo que ha pasado.

Black Adam no ha ido tan bien. Aunque recibió toda la atención del mundo y la jugada de la aparición del Superman de Henry Cavill fue anunciado como un regreso al universo compartido DC que los fans esperaban, 'Black Adam' no ha ido tan bien. Según 'Variety', las cuentas no salen: costó unos 195 millones de dólares, más otros 80-100 invertidos en marketing. Es decir, que la película precisaba de unos 600 internacionalmente para obtener beneficios, contando con el corte que se quedan salas y demás porcentajes.

Todo parece apuntar a que la película no pasará de 400 millones de dólares en recaudación global, lo que no la convierte en un fracaso, pero sí en un éxito muy justito. Por supuesto, esto son cálculos muy aproximados: 'Variety' recuerda que, según la fuente, hay que tener en cuenta el mercado doméstico y de streaming (ahora se recicla la campaña publicitaria de cines para que impacte en las plataformas), donde por cierto, 'Black Adam' está a punto de aterrizar.

Siguiente víctima: Wonder Woman. 'Black Adam' arrancó fuerte, con 67 millones de dólares, pero no es comparable con los éxitos de Marvel, y deja claro que la gente quiere superhéroes (incluso podría decirse que quieren superhéroes DC), pero también que el boca a boca pone en su sitio las propuestas menos lucidas. Algo de lo que sin duda hablarán James Gunn y Peter Safran, responsables de DC Studios, en su reunión de la semana que viene con el CEO David Zaslav. Los rumores apuntan a que una de las primeras caídas será la de la tercera 'Wonder Woman' de Patty Jenkins.

Según 'The Hollywood Reporter', una nueva película de la amazona "no encaja con los planes" de Gunn y Safran, entre otras cosas por los elevados costes que supone el regreso de Gal Gadot y Patty Jenkins. Otra versión que circula sobre el tema es que lo que no interesa es el enfoque de Jenkins (o que no quiere acogerse a las intenciones de Warner de crear un universo compartido, como cuenta 'The Wrap'), pero sí la permanencia de Gal Gadot en el papel, motivo por el que la estrella posteó en Instagram tranquilizando a los fans.

Choque de egos. Según 'The Hollywood Reporter', en realidad el anuncio de que Cavill volvía como Superman después de ese primer fin de semana más o menos triunfal de 'Black Adam' (es decir, cuando todo jugaba a favor de la película) contaba con el respaldo de los directivos de DC. Porque aquí hay intereses en juego que van más allá del fandom (desengañémonos, aquí los últimos monos de la función son los fans de los superhéroes): Johnson y Cavill tienen una agente (y coproductora, y ex-mujer de The Rock) común, Dany Garcia, de ahí su repentina alianza. A ambos les interesa que la vieja guardia de DC siga.

Pero a la vez, brotan rumores sobre ese plan maestro de Gunn y Safran. El último: se van a deshacer de los héroes de Zack Snyder para poner en marcha un panteón de antihéroes más afín a los gustos del director de 'El Escuadrón Suicida'. Por ejemplo, cuentan con Jason Momoa para dar vida a Lobo, un sociópata galáctico y paródico que podría formar parte perfectamente de unos Guardianes de la Galaxia para adultos. Es solo un rumor, pero encaja perfectamente con esta nueva narrativa.

Días moviditos en DC. Ahora mismo, distintas posibilidades se abren de cara al futuro del Universo DC. Si la cancelación de 'Wonder Woman 3' es definitiva, puede conllevar consigo el cierre de todo el Snyderverso: una nueva película de Superman con Henry Cavill, la secuela de 'Aquaman' prevista para diciembre de 2023... porque ya solo 'The Flash', ya rodada, queda en pie (y que, para terminar de liarla, adelanta una semana su fecha de estreno en junio).

Pero frente a la posibilidad de que Gunn traiga bajo el brazo un nuevo universo DC con Lobo como centro (esto se ha llegado a decir, y sería una chaladura total... muy digna de Gunn), también tenemos un escalón intermedio: reboots de los grandes héroes con nuevos actores. O quizás con los mismos, como proponía hacer Andy Muschietti con Henry Cavill, devolviendo al héroe al estilo de las películas de Christopher Reeve de los setenta, la Piedra de Rosetta del cine de superhéroes. Pero... ¿aceptaría el público un reboot del héroe en un tono opuesto y con el mismo actor? Sabremos más en los próximos días.

Qué demonios: a este ritmo, en las próximas horas.

Temas
Inicio