Compartir
Publicidad

Especial controles de videojuegos: la pistola

Especial controles de videojuegos: la pistola
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Seguimos con nuestro especial sobre controles de videojuegos, en el que ya hemos repasado el paddle, el gamepad y el joystick, y lo hacemos con otro periférico que ha gozado de cierta popularidad: las pistolas.

Las denominamos pistolas (suelen ser conocidas como pistolas de luz, por la tecnología que usaban inicialmente), aunque han existido muchos modelos con diferentes formas, no solo de pistola sino de diversos tipos de armas: rifles, escopetas, bazookas,...

Light Phaser

Uno de los periféricos de este tipo más conocidos es el NES Zapper, que se vendía como complemento para la NES, pero no fue el primero en aparecer en el mercado, ya que otras consolas como la Magnavox Odissey dispusieron de su propio accesorio, en este caso un rifle.

El NES Zapper no disponía de demasiados juegos compatibles con él, apenas unos 20, pero se hizo bastante famoso por Duck Hunt, en el que debíamos cazar patos y otros objetos volantes disparando a ellos cuando cruzaban la pantalla. Un perro bastante malintencionado nos acompañaba y se cachondeaba de nosotros cuando no conseguíamos acertar.

El nombre de pistola de luz cobra sentido cuando conocemos el funcionamiento de este accesorio, que se basa en un fotodiodo situado en la propia pistola y que detecta cambios de luz en pantalla. Cuando pulsamos el gatillo en el Zapper, la consola genera un frame completamente negro y, a continuación, otro frame con un cuadrado blanco donde se encuentra el objetivo. El diodo comprueba, así, si estamos apuntando a ese rectángulo y sabe si hemos acertado (nunca mejor dicho) en el blanco.

Sega también lanzó su propia pistola para la Master System, llamada Light Phaser, aunque la cantidad de juegos soportados era incluso menor que en la NES.

Super Scope

Cambiamos de arma y nos pasamos al bazooka con el Nintendo Scope, un accesorio para la SNES con la forma de esta arma. En esta ocasión, no se utilizan cables para conectarlo a la consola, sino un receptor de infrarrojos, siendo, probablemente, la primera pistola inalámbrica que se puso a la venta. Funcionaba con seis pilas de tipo AA que duraban unas cuatro horas.

La tecnología del Scope era distinta a la del Zapper, ya que se basaba en el funcionamiento de los televisores CRT, que dibujan la imagen punto a punto, por lo que se utiliza un fotodiodo para saber cuando se ilumina el punto al que estamos apuntando. Esto hace necesario calibrar la pistola antes de jugar, ya que su funcionamiento depende de cada televisor.

Al basarse en el funcionamiento del CRT, no funciona con televisores más modernos, como los LCD o los de plasma, ya que estos mantienen los puntos encendidos en todo momento y no puede detectar esos cambios de brillo. De todos modos, el Nintendo Scope no tuvo demasiado éxito, debido a lo incómodo de su uso y a los pocos juegos soportados.

Para la Megadrive aparecieron un par de pistolas, la Menacer y la Sega Lock-On. La Playstation también tuvo su propio periférico en forma de pistola, el G-Con, que venía con el juego Time Crisis, y que ha tenido sucesores tanto para Playstation 2 como para PS3.

Wii Zapper

Finalmente, podríamos considerar el Wiimote como un pistola, puesto que cumple algunas de las características de esta, sobretodo si utilizamos el accesorio Wii Zapper, que combina el Wiimote con el nunchuk. Utiliza posicionamiento mediante infrarrojos, al igual que otros modelos como la G-Con 3 para PS3.

Operation Wolf

Como curiosidad, en algunos salones de recreativas tenían máquinas, como Operation Wolf o Terminator 2: Judgement Day, que disponían de una pistola fijada en la base. En realidad, la tecnología que usaban estas era muy distinta, ya que se basaba en un joystick analógico que detectaba la posición de este en lugar de hacia donde estaba apuntando el usuario con él.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos