Publicidad

Los robots delfín de Caltech estudian cómo se produce el deshielo en la Antártida

Los robots delfín de Caltech estudian cómo se produce el deshielo en la Antártida
3 comentarios

Publicidad

Publicidad

Intentando conocer mejor cómo se producen los deshielos en la zona oeste del continente antártico, los investigadores de Caltech han ideado unos robots planeadores - de ahí la semejanza con el delfín - que estudien las propiedades del medio.

Casi dos metros de largo para incluir un sistema de entrada y salida de agua en compartimentos, que le permiten mantenerse sumergidos en la profundidad deseada, el tiempo necesario. De hecho, los robots se pasan más de dos meses - cuentan con baterías - bajo el agua recogiendo información.

Información sobre la temperatura, salinidad y movimiento del agua, que son enviadas vía radio hacia la superficie. Lo habitual es que el control oceanográfico se realice vía satélite, o comprobando patrones de comportamiento y temperaturas de las mareas, pero en Caltech consideran que hay que estar más cerca del asunto.


En los últimos informes que van realizando - llevan cuatro años con el proyecto en funcionamiento -, se intenta comprender como aguas más calientes van comiendo terreno a las grandes superficies de hielo. Han encontrado que se producen tormentas bajo el agua, causadas por remolinos, que calientan la temperatura del agua.

Para los investigadores de Caltech, es esencial poder medir esas situaciones en un periodo de tiempo largo, para comprobar si es un hecho aislado - menos importante -, o se produce con bastante periodicidad.

Todavía queda mucho por investigar, y por evolucionar la idea de los robots sumergibles. Lo siguiente que están ideando es una especie de "waveglider", y no es más que una superficie que flotará y estará emparejada con los "delfines". Se tomará información al mismo tiempo arriba y abajo, contrastando los cambios que se producen.

Caltech

Más información | Caltech

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir