Compartir
Publicidad

Amazon Kindle, algunas reflexiones

Amazon Kindle, algunas reflexiones
Guardar
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Tras la presentación oficial del Amazon Kindle nos quedó la duda de que tal funcionaría un dispositivo como este en el mercado. Estamos ante un producto que no resulta barato y cuya funcionalidad está bastante limitada: leer libros y poco más. Sí, dispone de un navegador web y un reproductor MP3, pero estos están en un menú titulado "Experimental".

Aunque Amazon no ha indicado cual fue la producción inicial, sí que nos cuenta que se vendió rápidamente, en unas cinco horas y media, lo que demuestra que hay un interés inicial por un producto de este tipo. El problema que yo le veo al Kindle no es el propio dispositivo (aunque su diseño me parece bastante horrible) sino en el contenido.

Si yo compro un libro en papel, cuando haya acabado de leerlo puedo dejárselo a quien quiera, venderlo o regalarlo. En cambio, con los libros electrónicos que vende Amazon esto no es posible. Con ese libro no puedo hacer otra cosa que leerlo yo en mi Kindle. De hecho ni siquiera puedo verlo en mi ordenador.

Otro problema del Kindle es la imposibilidad de leer documentos propios sin pasar, previamente, por un proceso de conversión que realiza Amazon y por el que hay que pagar una tarifa de 10 céntimos. Para ello, disponemos de una dirección de correo donde enviar los documentos que se convertirán al formato del lector y se recibirán en él.

Y si hoy en día el consumo de información se hace de forma intensiva a través de Internet, en la mayor parte de los casos de forma gratuita, ¿qué sentido tiene tener que pagar por poder leerlo en el Kindle? Sobretodo teniendo en cuenta que podemos utilizar el navegador integrado para acceder a esa información.

Amazon Kindle

Por otro lado, algo que si me parece muy interesante es la posibilidad de recibir el periódico de forma automática y tenerlo disponible desde primera hora. El no tener que gastar toneladas de papel y poder recibirlo con solo suscribirnos a él creo que supone una de las grandes ventajas de la red Whispernet que ha montado Amazon.

¿Se atreverá alguien a sacar algún dispositivo de este tipo en España? Por los comentarios que nos llegan a Xataka, hay público interesado en ellos, pero de momento es complicado acceder a los lectores de libros electrónicos de una forma sencilla y relativamente económica. Como casi siempre, aquí nos toca esperar a que llegue la tecnología que en otros sitios ya está funcionando.

ACTUALIZACIÓN: Justo acabo de escribir esto y llego a la entrada que hizo Eduardo en ALT1040 criticando el Kindle. Estoy de acuerdo con casi todos sus puntos y me recuerda que se me olvidó comentar que el teclado es algo totalmente fuera de lugar, quiero un libro, no un ordenador.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos