Compartir
Publicidad

El Toshiba Portégé Z20t-B apuesta por Core M... y por su conector Ethernet

El Toshiba Portégé Z20t-B apuesta por Core M... y por su conector Ethernet
22 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace poco hacíamos un repaso a doce de los portátiles más representativos de la nueva hornada de equipos en los que diseño, delgadez y rendimiento tratan de combinarse de la manera más acertada posible. Esa lista se amplía ahora con el Toshiba Portégé Z20t, un equipo en el que de nuevo destaca la apuesta por los procesadores Intel Core M.

Este Ultrabook de Toshiba orientado a los profesionales -la empresa deja claro que está orientado a la empresa- devuelve el concepto de 2 en 1 que permite utilizarlo como portátil o como tablet, y lo hace con una configuración que trata de ofrecer una productividad notable en cualquiera de los dos modos.

La sorpresa es la presencia de Ethernet

Una de las sorpresas que nos aguarda en este equipo de Toshiba es la presencia de una ranura Ethernet para poder conectarlo directamente a redes de este tipo sin necesidad de adaptadores. Eso tiene un impacto directo en la delgadez del equipo, que es claramente superior a otros productos de esa gama, pero también le da ventajas en entornos profesionales en los que esta conectividad es especialmente relevante.

Portege Z20t B 03 With Logo

Además del procesador Intel Core M contamos con discos SSD de hasta 512 GB, hasta 8 GB de RAM y puertos HDMI, USB 3.0, MicroSD y conectividad WiFi 802.11ac y Bluetooth 4.0. Existe opción de conectividad 4G en ciertos modelos, y en la pantalla de 12,5 pulgadas con resolución 1080p encontramos una cámara frontal de 1 Mpíxel y una trasera de 5 Mpíxeles. En esa pantalla encontramos puertos adicionales: miniUSB, mini HDMI, micro SD y conector de audio.

Será interesante comprobar si estos nuevos Ultrabooks para la empresa de Toshiba logran ofrecer esa capacidad de proceso que demandan algunos profesionales y que como vimos en nuestras pruebas y en nuestros análisis previos no parece que sean las más adecuadas para unos Core M que aún están algo verdes. Eso no obstante tiene sus ventajas: el diseño sin ventilación activa y una eficiencia destacable -la autonomía de la batería es según Toshiba de hasta 17 horas - podría compensar esa faceta si esos profesionales valoran más estos apartados. (basado en MobileMark 2012).

Más información | Toshiba

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio