Compartir
Publicidad

IDC: el 92,3% de los teléfonos distribuidos en el primer trimestre del 2013 son Android e iOS

IDC: el 92,3% de los teléfonos distribuidos en el primer trimestre del 2013 son Android e iOS
65 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si hubiera que resumir el estado actual del mercado de smartphones la respuesta es fácil: Android y iOS dominan. Un binomio que hemos visto que se repite en casi todos los países del mundo. De momento nadie los ha logrado bajar de allí y verlos en la primera y segunda posición se ha convertido en algo bastante normal.

Esta realidad la corrobora IDC en su último estudio del mercado donde afirma que el 92,3% de los smartphones distribuidos, que no vendidos, en el primer trimestre del 2013 pertenecen a esta dupla. Esto se traduce en 199,5 millones de unidades.

Desglosando un poco más los datos, vemos que Android en conjunto se lleva la primera posición con un 75%, o 162,1 millones si lo preferimos ver así. Hay que recalcar que estamos hablando de todo el conjunto de fabricantes que trabajan con este sistema operativo por lo que los 37,4 millones de Apple son elogiables.

Por detrás, en tercera posición, está Windows Phone con 7 millones y una cuota del 3,2%. Nokia es la principal compañía que apuesta por el sistema operativo de Microsoft y aunque no termina de arrancar, para desgracia de sus accionistas, tampoco está cosechando malos resultados.

Seguido de cerca tenemos BlackBerry con un 2,9%. Thorsten, CEO de BlackBerry, anunció hace unos días en su evento para desarrolladores, que estaban obteniendo beneficios y a día de hoy ya habían logrado poner en el mercado más de un millón de BlackBerries con la última versión de su sistema operativo.

¿Un duopolio difícil de cambiar?

Ante este escenario que nos dibuja IDC. Cabe plantearse si el dominio de Android y iOS es buena señal para el mercado. Es cierto que ni los fabricantes afines a Google ni Apple van a bajar el pedal y van a seguir innovando y lanzando novedades mientras que BlackBerry y los Windows Phone seguirán ahí también ofreciendo algo nuevo.

Nokia Lumia 925

Sin embargo, las capacidades de producción de mastodontes como Apple y Samsung están haciendo que sus productos tengan mucha visibilidad. No hablo ya en términos de marketing sino en la capacidad de poner unidades en las estanterías y sacar todo tipo de modelos para satisfacer la demanda.

Desde una visión un poco idealizada, quizá sería bueno que el reparto entre sistemas operativos fuera equitativo pero al final quien manda son los deseos de los usuarios aunque en esa saturación de Android y iPhone, otras ideas están teniendo menos visibilidad por que a veces no sólo vale con el marketing, que se lo digan a Microsoft con Windows Phone y, aunque no esté relacionado, con Windows 8.

También es cierto que estas situaciones no son eternas y ahí Nokia puede contar su historia de cómo pasó a ser líder mundial en fabricación y distribución de smartphones a ser un actor secundario eclipsado por otros fabricantes. También hay que destacar el papel de cada fabricante en el amalgama de Android, donde cada uno apuesta por ideas diferentes a pesar de ir todos unidos por el mismo sistema operativo.

Vía | Businesswire

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio