Publicidad

Los organismos microscópicos también saben jugar al Pacman

Los organismos microscópicos también saben jugar al Pacman
4 comentarios

Publicidad

Un grupo de investigadores del University College of Southeast en Noruega acaba de demostrar que trabajar e innovar con micro y nanosistemas no está reñido con pasárselo bien.

Liderado por el profesor Erik Andrew Johannenssen, el grupo ha desarrollado un 'Pacman microscópico', una microestructura que imita al legendario pacman pero que, además, nos permite estudiar de forma más natural (y divertida) el comportamiento de organismos muy muy pequeños.

Una forma llamativa de investigar lo muy pequeño

Tradicionalmente, los científicos estudian el comportamiento de las células y los animales microscópicos en placas de Petri. Las placas de Petri son unas placas redondas en las que las bacterias, mohos y otros microorganismos nadan sin más limitación que las paredes del recipiente. Además, a efectos prácticos, funcionan como entornos bidimensionales.

En cambio, en la naturaleza estos seres microscópicos se encuentran con entornos mucho más complejos llenos de canales y estructuras. Por eso, el Pacman microscópico pese a ser una innovación sencilla permite extraer información más valiosa y más cercana al comportamiento natural de los microorganismos. En este caso euglenas y cilifóros como pacmans y rotiferas como fantasmas.

Además de eso, el proyecto trata de acercar la investigación tecnológica de alto nivel a la vida cotidiana de la gente. "Queremos que la nanotecnología deje de ser algo abstracto" dice el profesor Erik Andrew Johannenssen. Y a juzgar por la pinta que tiene el proyecto, podemos decir que lo han conseguido.

Vía | USN

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir