Compartir
Publicidad
Twitter cambia estrellas (favs) por corazones (likes) e Internet se vuelve loco
Empresas y economía

Twitter cambia estrellas (favs) por corazones (likes) e Internet se vuelve loco

Publicidad
Publicidad

Twitter ha anunciado hace un rato que a partir de hoy desaparece el icono de la estrella para marcar los tuits como favoritos. En su lugar, tenemos un corazón que hará las funciones de 'Me gusta'. El anuncio se ha realizado hace unos instantes pero las redes sociales ya se están llenando con comentarios de todo tipo.

Según explica Twitter en el blog oficial, el motivo de este cambio está en el valor del corazón como símbolo universal. Es, defienden, más expresivo y permite "transmitir un mayor abanico de emociones y es fácil de conectar con la gente". Este añadido no sale de la nada y es que la red social lleva tiempo probando con algunos usuarios este botón.

Una de las explicaciones que dan en Twitter es que detrás de este cambio está la unificación del signo para marcar un mensaje como algo especial: ya lo hacen en Periscope y ahora se lo llevan a Vine y Twitter. A su vez, con este movimiento quedan unificados a esa corriente de 'Me gusta' que popularizó Facebook y hace tiempo diversificó con nuevos tipos de emociones.

La actualización ha comenzado hace un momento y ya podemos ver los corazones en la web y en los clientes oficiales de iOS, Android, Windows 10 y Tweetdeck. En las aplicaciones de terceros irá llegando en función del interés que tenga cada equipo de desarrollo en introducir este nuevo elemento.

¿Por qué sustituye Twitter la estrella por el corazón?

Arde, por enésima vez, Twitter. La red social ha anunciado hace un rato que abandona la estrella de favoritos para dar paso al corazón, al 'Me gusta' que a día de hoy sigue siendo una seña de identidad de Facebook. Internet se vuelve loco con lo que a simple vista parece un sencillo cambio de imagen. Hay más detrás y de ahí la indignación de algunos.

Un fav era algo más que decirle a alguien que te había gustado su tuit, era una herramienta para leer más tarde con fórmulas como la de IFTTT y su automatización de acciones. También servía para guardar un mensaje que en el futuro íbamos a usar para restregarle a esa persona. Era muchas cosas y ahora han unificado todo eso en un sencillo y universal ‘Me gusta’.

En el blog de Twitter han explicado el motivo oficial por el cual hacen este cambio. Apelan a la muerte de los favoritos para dar paso a un lenguaje más universal y reconocido por todos, pero a la vez una simplificación del mensaje. Ya no es favorito por muchos motivos, ahora es un sencillo ‘Me gusta’.

Como algunos usuarios apuntan en Twitter, podría ser peor. Facebook hace poco introdujo su sistema de diversificación de emociones, consciente de que con un ‘Me gusta’ no era suficiente para recoger varios tipos de expresiones y reacciones. Que esta red social haya decidido seguir el camino de la compañía de Zuckerberg no es ningún casual.

La explicación oficial está muy bien y es bonita pero la realidad es que, sorpresa, Twitter es una empresa y como tal busca ganar dinero. Recientemente está viviendo una serie de transformaciones internas que poco a poco se irán materializando en cambios que los usuarios veremos.

Con Costolo fuera y Dorsey en el sillón de CEO, hemos visto que Twitter se ha ido abriendo más (y ha recortado puestos de trabajo): mensajes directos más largos, campañas de publicidad en televisión, dejar caer que en el futuro los tuits podrían tener más de 140 caracteres, Moments, las recién estrenadas encuestas… Quieren atraer al público que Twitter ya les resulta anticuado, el que a día de hoy está en Snapchat, Vine o Instagram por citar algunos ejemplos.

Si nos vamos a la parte económica, las cifras de Twitter no son muy esperanzadoras. En el primer trimestre completo con Jack Dorsey al mando solo han sido capaces de captar cuatro millones de usuarios para sumar un total de 320 millones de personas activas cada mes.

Resultados Twitter

En los últimos tres meses, Twitter ingresó 569 millones de dólares que terminaron traduciéndose en 132 millones en pérdidas netas. Con movimientos de este tipo (las encuestas, los me gusta…) quieren atraer usuarios y que las finanzas de la empresa mejoren lo antes posible.

La perspectiva de negocio es positiva aún así. La tasa de crecimiento de usuarios por otra parte no es tan optimista, esos cuatro millones es una de las subidas intertrimestrales más pírricas que ha tenido la compañía desde 2013. La introducción del fav es la sumisión de Twitter, de aceptar que su modelo ya no funciona y que necesitan acercarse a esa moneda común que es el signo del corazón para integrarse con otros servicios: Vine, Instagram, Facebook, Periscope…

Por supuesto sería muy inocente pensar que un simple corazón va a arreglar las dificultades financieras (para eso están impulsando acciones más directas como el e-commerce) de Twitter pero es de entender que detrás de estas decisiones hay estudios de mercado sólidos que sustentan el cambio y creen en la recuperación. El tiempo lo dirá.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos