Compartir
Publicidad
Coches a gas natural comprimido: cómo funcionan y 17 modelos que ya puedes comprar
Automóvil

Coches a gas natural comprimido: cómo funcionan y 17 modelos que ya puedes comprar

Publicidad
Publicidad

A principio de año, con datos actualizados a 2018, repasamos cuánto cuestan realmente los coches eléctricos, y qué tal salen parados con respecto al resto de alternativas. Un resultado interesante de aquel artículo fue comprobar que ahora mismo, en España, los coches a GNC son muy competitivos tanto por precio de compra, como por coste de uso.

Parecen por tanto una alternativa recomendable durante unos años, como tecnología de transición menos contaminante que la gasolina o el gasóleo, y mientras los coches eléctricos terminan de progresar y reducen sus precios. Vamos a ver en este artículo cómo funcionan, qué ayudas existen, cuánto consumen y contaminan, así como todos los modelos que están a la venta en España.

Cómo funciona un coche a GNC

Mercedes Benz Clase B Gnc

Un coche a GNC es un tipo de vehículo automóvil con motor de combustión interna adaptado para utilizar un gas como combustible, concretamente Gas Natural Comprimido, en lugar de un combustible líquido como la gasolina. Puede estar adaptado de fábrica o bien se puede realizar la adaptación una vez ya comprado.

La adaptación consiste básicamente en incorporar:

  • Los tanques para acumular el gas natural
  • Un sistema de inyección especial, para la gasolina y para el gas
  • Un sistema electrónico de gestión del motor un poco diferente, para elegir entre gasolina o gas natural, ya sea automáticamente, por la temperatura, ya sea manualmente, a elección del conductor
  • Y algunos otros cambios para que no haya problemas debidos al uso del gas (por ejemplo refuerzo del asiento de válvulas, o diferentes segmentos de los pistones).
Para aprovechar mejor el espacio disponible, los coches que vienen de fábrica preparados para utilizar GNC suelen incluir 2, 3 y hasta 4 tanques cilíndricos para el gas natural

Tiempo atrás os explicamos con más detenimiento diferentes cuestiones técnicas sobre los coches a GNC, GNL y GLP, por si queréis conocer más detalles.

Los coches que utilizan GNC son por tanto coches bifuel: son coches con un solo motor, de combustión interna, pero que pueden utilizar indistintamente dos combustibles, gasolina o gas natural.

No son coches híbridos porque no hay dos motores que utilicen diferente fuente de energía, como podría ser el caso de un coche híbrido eléctrico, que combina un motor de combustión interna, que utiliza como fuente de energía para funcionar un combustible, con un motor eléctrico que utiliza como fuente de energía la electricidad acumulada en una batería.

Boquerel Gnc

Los coches a GNC tienen al menos dos depósitos de combustible (y dos bocas de rellenado): el de la gasolina y el del gas. Para acumular el gas natural este se almacena en uno o más tanques cilíndricos que lo acumulan a 200 bar de presión.

El Gas Natural Comprimido es fundamentalmente metano. Es menos denso que el aire, así que en caso de fuga de los tanques se dispersa y ventila con cierta facilidad. Molecularmente hablando contiene una mayor proporción de hidrógeno frente al carbono que la gasolina, el gasóleo y el GLP.

Un coche a gas natural se reposta casi igual que se reposta gasolina o gasóleo, en unos pocos minutos (no es tan rápido como se reposta gasolina, pero es poco más lento)

El GLP es Gas Licuado del Petróleo, otro gas que se utiliza como combustible para automóviles, que fundamentalmente es una mezcla de butano y propano, pero no nos ocuparemos de él en este artículo por varios motivos, entre ellos por resultar menos ventajoso económicamente que el GNC y por no suponer tanta reducción en las emisiones contaminantes como el GNC con respecto a la gasolina y al gasóleo.

Menos contaminación que con otros combustibles

Etiqueta Ambiental Dgt Eco

El Gas Natural es un combustible que se puede obtener en yacimientos subterráneos en la naturaleza. De los diferentes combustibles de tipo fósil que emplea el ser humano, es más limpio que el carbón, fuel, gasolina, gasóleo y GLP.

Su combustión se realiza de manera muy completa, así que deja menos depósitos en inyectores y válvulas, por lo que el motor se mantiene limpio de manera natural, y se minimizan los problemas de obstrucción en los inyectores. Es este (junto con su composición molecular) uno de los principales motivos por los que se generan menos emisiones contaminantes, que la gasolina, el gasóleo e incluso el GLP.

Un automóvil a GNC, comparado con el mismo automóvil diésel, viene a generar alrededor de un 10% menos de emisiones de CO₂

Es así considerando tanto el dióxido de carbono, uno de los principales causantes del incremento del efecto invernadero de La Tierra, como el monóxido de carbono (comparado con la gasolina y el GLP), los óxidos de nitrógeno y partículas en suspensión, gases contaminantes nocivos para la salud, y que tanto preocupan en las grandes ciudades con mucho tráfico, como por ejemplo Madrid y Barcelona, pero también en muchas otras capitales.

Comparado con el mismo vehículo diésel Euro 6, equipado ya con filtro de partículas y reducción catalítica selectiva, el vehículo a GNC emite aproximadamente un 10 % menos de dióxido de carbono (CO₂), más o menos un 33 % menos de óxidos de nitrógeno (NOx), y alrededor de un 95 % menos de partículas en suspensión (PM).

Los coches a GNC tienen la etiqueta ambiental de la DGT tipo 'Eco', mitad verde, mitad azul

Debido a las menores emisiones de los coches a GNC, junto con los coches a GLP y los coches híbridos eléctricos (no enchufables, o enchufables con menos de 32 km WLTP de autonomía exclusivamente eléctrica), a estos les corresponde la etiqueta ambiental de la DGT tipo 'Eco' (de color mitad verde, mitad azul).

Menor coste por km

Cuadro Gnc

La eficiencia de un motor de combustión de GNC es algo mayor que la de uno de gasolina, principalmente porque puede trabajar con una mayor compresión. Es muy parecida a la de un motor diésel.

Como además el índice de octano del GNC es notablmente más alto que en la gasolina, alrededor de 115-120, esto significa que la autodetonación es menor, y aporta la ventaja de un menor ruido y vibraciones durante el funcionamiento del motor.

Comparado con la gasolina, el gasóleo y el GLP, un coche a GNC tiene el menor coste por km, en términos de combustible. En Madrid por ejemplo se puede encontrar GNC a 0,944 euros/kg.

Por una menor carga fiscal que la gasolina o el gasóleo, el kg de GNC suele costar menos de 1 euro

Considerando un coche compacto de tipo medio:

  • En gasolina de inyección directa tendríamos un consumo combinado de 5,0 l/100 km según el obsoleto ciclo NEDC, considerando un aumento del 25% en condiciones reales, vendrían a ser unos 6,25 l/100 km (gasolina a 1,26 euros/l).
  • En diésel de inyección directa tendríamos un consumo de 3,9 l/100 km, pero consideraremos 4,9 l/100 km de consumo real (gasóleo a 1,19 euros/l).
  • En GLP el consumo sería de 6,9 l/100 km, que serían unos 8,6 l/100 km reales (GLP a 0,66 euros/l), más 0,3 l/100 km de gasolina.
  • En GNC tendríamos 3,5 kg/100 km de consumo medio NEDC, pero consideraremos 4,37 kg/km en condiciones reales (GNC a 0,95 euros/kg), más 0,3 l/100 km de gasolina.

De esta manera tenemos que realizar 100 km costaría en condiciones reales:

  • Con gasolina: 7,88 euros.
  • Con gasóleo: 5,83 euros.
  • Con GLP: 6,05 euros.
  • Con GNC: 4,53 euros (el menor de los cuatro).
Skoda Gnc

Si te has fijado, en el caso del GLP y del GNC hemos considerado además que se consumen 0,3 l/100 km de gasolina de media. Esto es así porque un coche a gas consume algo de gasolina con el motor en frío, recién arrancado (y por mi experiencia, de manera aproximada viene a ser alrededor de 0,3 a 0,5 l/100 km).

Este valor puede ser diferente dependiendo de las circunstancias: en invierno el motor suele tardar más tiempo en calentarse que en verano, por ejemplo, y no es lo mismo realizar trayectos cortos por ciudad donde apenas da tiempo a que se caliente el motor, en los que pesará más el tiempo que el motor pasa utilizando gasolina, que trayectos largos por autopista, donde pesará mucho más el tiempo que el motor pasa utilizando GNC.

Cuando hay plan y todavía quedan fondos, se pueden solicitar 2.500 euros de ayudas del Estado para la compra de un coche a GNC (y otros 1.210 euros de descuento que debe poner el concesionario)

Cuando hay fondos, otra ventaja importante a tener en cuenta es que los coches a GNC pueden solicitar ayudas a la compra del Estado, como por ejemplo las del último Plan MOVALT. Esta ayuda es de 2.500 euros, más otros 1.000 euros más IVA (o sea, 1.210 euros), que debe aportar el concesionario adherido al plan.

Eso sí, hay que tener presente que para que un coche a GNC pueda solicitar estas ayudas, su precio antes de impuestos, incluidos los extras opcionales, ha de ser como máximo de 25.000 euros (serían por ejemplo 30.250 euros, si pensamos en un coche que pague el 21 % de IVA y 0 % de impuesto de matriculación debido a las emisiones de CO2).

Tanques Gnc

Otras ventajas a considerar también son:

  • Según el ayuntamiento los coches con etiqueta ambiental Eco pagan menos IVTM (el impuesto municipal de circulación): un 75 % menos (pero solo durante 6 años), por ejemplo en Madrid y Barcelona.
  • Pueden pagar también menos en los parquímetros, un 50 % menos.
  • Pueden circular en los episodios de alta contaminación atmosférica, aunque haya restricciones de circulación.
  • Pueden circular por el carril BUS/VAO.
  • Pagan un 30 % menos de peaje en Cataluña.
  • Pueden aparcar en el centro de la ciudad en episodios de alta contaminación atmosférica, aunque haya restricciones de aparcamiento.

Pero también hay alguna desventaja

Maletero Gnc

El precio de compra de los coches a GNC, al menos el precio oficial de tarifa, suele ser más alto que el de un coche a gasolina e incluso que el de un coche diésel. Otra cosa es que después haya ayudas a la compra o que la diferencia de precio se pueda amortizar con el menor coste por km.

La autonomía a GNC es menor que la autonomía a gasolina o gasóleo. Suele estar entre 300 y 400 km aproximadamente, pero en condiciones reales será algo menos.

Al conservar el depósito de gasolina, para alojar los tanques de gas, bajo el suelo, bajo el asiento posterior y bajo el maletero, lo habitual es que al final se tenga menos maletero que en el mismo coche con motor de gasolina o gasóleo. Depende de cada coche, pero es relativamente habitual perder alrededor de 100 l de maletero.

La regulación europea ECE R 110 obliga a que los coches a GNC revisen cada 4 años la parte de gas del coche

Aparte de las revisiones típicas de un coche con motor de gasolina, para el caso concreto de los coches a Gas Natural Comprimido es obligatorio realizar una revisión cada 4 años de los tanques a presión, de las conducciones de gas y de las válvulas de seguridad, conforme al reglamento (regulación europea ECE R 110).

Los tanques de acumulación de GNC en los automóviles son quizás el punto más delicado. Al estar sometidos a una presión alta (200 bares), y verse sometidos a cambios de presión por descarga y carga, y a cambios de temperatura, sufren más fatiga y aunque son muy resistentes, es importante tener presente que tienen fecha de caducidad.

En Europa la regulación ECE R 110 especifica que los tanques de acumulación de GNC en automóviles tendrán una vida útil máxima de 20 años. Si los tanques se homologaron antes de esta norma, tendrán una vida útil máxima de 15 años.

Dónde repostar

Gnc Gnl En amarillo estaciones solo GNC, en azul estaciones GNC+GNL, en verde estaciones solo GNL

La otra desventaja de los coches a gas natural comprimido es que no todas las gasolineras de España tienen surtidores para repostar GNC. De hecho casi no hay: aunque en España hay unas 11.000 gasolineras, tan solo podemos encontrar gas natural comprimido en 51 estaciones de repostaje. De esas, 28 son estaciones exclusivas de GNC y otras 23 estaciones mixtas de GNC y GNL.

No hay que confudir el GNL, Gas Natural Licuado, con el GNC, pues los coches a GNC no pueden repostar en una estación que sea exclusivamente de GNL (además de las 51 que acabamos de mencionar, en España hay otras 6 estaciones de repostaje exclusivamente de GNL).

En España, a marzo de 2018, había operativas 51 estaciones de repostaje para automóviles GNC (son pocas, para que nos vamos a engañar)

Según informa GASNAM, la Asociación Ibérica del Gas Natural comprimido (GNC) y gas natural licuado (GNL), en España está prevista la apertura en breve de otras 34 estaciones donde repostar Gas Natural Comprimido (14 exclusivamente de GNC y otras 20 mixtas, GNC + GNL).

Por cierto, el gas natural no se encuentra en gasolineras convencionales como sucede con el GLP (Gas Licuado del Petróleo), hay estaciones de repostaje específicas, como ejemplo las 28 que tiene Gas Natural Fenosa.

Estos son los coches a GNC a la venta en España

Vamos a repasar por orden alfabético de marca los diferentes modelos de coches a GNC que se venden en España, recordando de paso sus principales características y el precio de tarifa base, de la versión más económica, con impuestos incluidos.

Si hay más versiones o se añaden equipamientos extra opcionales, el precio puede ser más alto. En principio recogemos el precio oficial sin descuentos, aunque si los hay, también os lo indicamos aparte. No incluimos el importe de las ayudas a la compra del Plan MOVALT (pero cuando hay fondos, recuerda que serían 2.500 euros del Estado + 1.210 euros del concesionario a descontar).

Ahora mismo tan solo 5 marcas venden coches a GNC en España, que suponen en total 17 modelos o versiones diferentes

Si nos lees desde América te darás cuenta de que en España, en esto del gas vehicular, ya sea GLP (un poco menos), ya sea GNC (bastante más), estamos muy retrasados. Allí, destacando sobre todo Argentina, y también en otros países europeos como Italia o Alemania, utilizar gas como combustible en los coches es mucho más habitual desde hace 15 o 20 años.

En España la oferta de coches a gas natural comprimido es bastante reducida y además se concentra en muy pocas marcas (como por ejemplo las del Grupo Volkswagen). Vamos a verlos.

Audi

Audi A3 Sportback

Audi vende en España varios modelos diferentes que pueden funcionar con gas natural comprimido. Para empezar tenemos el Audi A3 Sportback g-tron, una berlina compacta de 4,31 m de largo, 5 puertas, 5 plazas, maletero de 280 l y motor TFSi de 110 CV. Su consumo medio NEDC es de 5,4 m3/100 km, que vienen a ser unos 3,6 kg/100 km. Está disponible a partir de 28.670 euros, y se puede pedir cambio automático opcional.

Audi A4 Avant

Más grande que el anterior, con casi 4,73 m de largo, encontramos el Audi 4 Avant g-tron, una berlina familiar de tamaño grande de 5 puertas, maletero de 415 l y motor de 170 CV. Su consumo medio NEDC es de 3,8 kg/100 km. Con cambio automático está diponible a partir de 43.010 euros (esta versión se está renovando ligeramente y llegará después del verano).

Audi A5 Sportback

Por último tenemos también el Audi A5 Sportback g-tron, una berlina coupé grande de 5 puertas, 4,73 m de largo, maletero de 390 l e igualmente motor de 170 CV. Su consumo medio NEDC es de 3,8 kg/100 km. También viene con cambio automático de serie, por un precio a partir de 46.000 euros (esta versión también se está renovando ligeramente y llegará después del verano).

FIAT

Fiat Panda

En la marca italiana FIAT podemos encontrar también varios modelos que funcionan con Gas Natural Comprimido, aparte de otros que pueden funcionar con GLP (que quizás son más conocidos). En su país natal los FIAT a gas son además muy populares.

Para empezar tenemos el FIAT Panda 0.9 TwinAir Bifuel Metano, un pequeño utilitario de 5 puertas, 3,65 m de largo y 200 l de maletero, con motor de 80 CV. Su consumo medio NEDC es de 3,1 kg/100 km. Se vende por 16.780 euros (aunque hay unos 2.335 euros de descuento).

Fiat Punto

Un poco más grande que el anterior, con casi 4,07 m de largo, aunque muy veterano por edad y necesitado de una renovación profunda, encontramos el FIAT Punto Bifuel Metano, un utilitario de 5 puertas, 5 plazas y 200 l de maletero, con 70 CV de potencia. Su consumo medio NEDC es de 4,2 kg/100 km. Se vende por 16.570 euros (aunque hay 4.020 euros de descuento).

Fait 500l

El último coche a GNC de FIAT sería el FIAT 500L 0.9 TwinAir Bifuel Metano, monovolumen mediano de 4,24 m de longitud, 5 puertas, 330 l de maletero y 80 CV de potencia. su consumo medio NEDC es de 3,9 kg/100 km. Se vende a partir de 20.920 euros (y hay 1.920 euros de descuento).

Fiat Doblo Panorama

Aunque no sea exactamente un turismo, cabe mencionar también al vehículo mixto FIAT Dobló Panorama T-Jet Natural Power, una furgoneta mediana pensada para pasajeros, que mide casi 4,41 m de largo, tiene 5 puertas y 5 plazas, y un maletero gigante de 790 l (también hay una versión más larga con 7 plazas).

Es además más potente que cualquier otro de los modelos FIAT que hemos visto, gracias a sus 120 CV. Homologa en el ciclo NEDC un consumo de 4,9 kg/100 km. Se vende por 25.767 euros (aunque se quedaría en menos, ya que hay 8.093 euros de descuento).

SEAT

Seat Mii

En SEAT podemos encontrar cuatro modelos diferentes a Gas Natural Comprimido, y como en FIAT, a precios bastante razonables y asequibles.

El más económico es el SEAT Mii GNC, un pequeño utilitario de 3,56 m de largo, con 5 puertas y 4 plazas, que cuenta con un maletero de 213 l y un motor de 68 CV. Su consumo medio según el ciclo de homologación NEDC es de 3,0 kg/100 km. Se vende a partir de 10.865 euros.

Seat Ibiza Tgi

También utilitario, pero más grande que el Mii, con 4,06 m de largo, encontramos el nuevo SEAT Ibiza TGI, con carrocería de 5 puertas, maletero de 262 l y motor de 90 CV. Su consumo combinado en el obsoleto ciclo de homologación europeo NEDC es de 3,3 kg/100 km. Se vende a partir de 14.210 euros.

Seat Leon

El SEAT León es uno de los coches más populares en España y está disponible también con gas natural. Por un lado tenemos el SEAT León TGI, berlina compacta de 5 puertas, 4,28 m de longitud, 5 plazas y 275 l de maletero.

La versión SC, de 3 puertas, no está disponible con motor de GNC. Su motor (teóricamente el mismo que el del Audi A3, el Volkswagen Golf y el Škoda Octavia a GNC) entrega 110 CV y declara un consumo combinado NEDC de 3,6 kg/100 km. Su precio de tarifa arranca en los 18.460 euros.

Seat Leon St

El SEAT León ST TGI es la versión familiar de 5 puertas y 5 plazas de esta berlina compacta. Equipa el mismo motor de 110 CV y dice consumir también lo mismo, 3,6 kg/100 km de gas natural comprimido. Gracias a que mide 4,55 m de largo tiene un maletero más grande de 482 l. Se vende a partir de 19.470 euros.

Škoda

Skoda Octavia

En la marca checa Škoda, también del Grupo Volkswagen, encontramos un coche a gas natural comprimido y dos versiones posibles. El Škoda Octavia ha sido durante años el modelo que mejor ha vendido esta marca, y de hecho muchos han estado en manos de taxistas.

Es una berlina de tamaño medio de 4,67 m de largo, 5 puertas, 5 plazas y un maletero bastante digno de 460 l. En el Octavia GNC el motor, de nuevo, es el cuatro cilindros de inyección directa y turbo de 110 CV que se emplea en otros modelos del Grupo. Su consumo combinado NEDC es de 3,8 kg/100 km, y se puede adquirir por un precio de tarifa a partir de 23.730 euros (aunque luego resulta que tiene un descuento de 6.640 euros y se queda en 17.090 euros).

Skoda Octavia Combi

Si el Škoda Octavia berlina era la primera versión, la otra es el Škoda Octavia Combi GNC, familiar de 4,67 m de longitud, 5 puertas y 5 plazas, pero con un maletero de 480 l. La potencia del motor es la misma, los 110 CV, y el consumo medio NEDC también, los 3,8 kg/100 km. El precio es un poco más alto, son 24.680 euros sin descuento (o bien 17.900 euros con él).

Volkswagen

Volkswagen Polo

Aunque hasta hace poco se vendía el Volkswagen UP! a GNC en España, un modelo más pequeño que el Polo, recientemente la marca alemana ha dejado de vender este modelo con motores de combustión interna, y ya solo tiene a la venta el e-Up! (eléctrico). Así que comenzamos con el Volkswagen Polo TGI, primo del SEAT Ibiza TGI del que hablamos antes.

El Polo a GNC es un utilitario de 5 puertas, 5 plazas y 251 l de maletero, que mide 4,05 m de longitud. Su motor tiene una potencia de 90 CV y consume de media, según el condenado a desaparecer ciclo NEDC, 3,1 kg/100 km. Su precio de tarifa comienza en 19.620 euros.

Volkswagen Golf

El Volkswagen Golf TGI también funciona con GNC. Esta berlina compacta de 4,26 m de largo está disponible solo con 5 puertas, tiene 5 plazas y un maletero de 291 l. Su motor turbo bifuel gasolina/GNC tiene una potencia de 110 CV. Teóricamente consume 3,6 kg/100 km según el ciclo de homologación NEDC. Su precio parte de los 25.160 euros.

Volkswagen Golf Variant 02

Como sucedía también en el SEAT León, si quieres un coche un poco más grande y con más maletero, puedes optar por la versión familiar del Golf: el Volkswagen Golf Variant TGI, que equipa el mismo motor y consume lo mismo, o sea que tiene igualmente 110 CV y gasta 3,6 kg/100 km, pero tendrás que aparcar 4,56 m de coche a cambio de tener 424 l de maletero para cargar. Se vende a partir de 26.075 euros.

Volkswagen Caddy

Tal y como sucedía también en FIAT, hay un automóvil más de Volkswagen del que podemos hablaros, aunque no sea exactamente un turismo, sino un vehículo mixto con una versión para pasajeros. Se trata del Volkswagen Caddy TGI, una furgoneta mediana de 4,41 m de largo, 5 puertas y 5 plazas, con 750 l de maletero.

Tiene 110 CV (¿a que te suena el motor?) y consume de media 4,3 kg/100 km (según NEDC). Se vende a partir de 32.531 euros (precio de tarifa, IVA incluido), aunque hay hasta 5.690 euros de descuento. Está disponible también con cambio automático, y una versión con carrocería más larga (pagando más, claro).

En Motorpasión | ¿Qué necesitan los coches de gas natural para ser una opción real entre los conductores españoles?
En Xataka | ¿Son caros los coches eléctricos? El coste oculto de nuestro vehículo: eléctrico contra tradicional

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos