Compartir
Publicidad

Google ya prueba su propia plataforma para compartir coche: ¿va a por Blablacar?

Google ya prueba su propia plataforma para compartir coche: ¿va a por Blablacar?
9 Comentarios
Publicidad
Publicidad

RideWith, así se llama la aplicación que Google ha diseñado y que permitirá que los usuarios puedan compartir coche en sus trayectos para ahorrar gastos. Por ahora, eso sí, está en fase de pruebas en Tel Aviv y no es seguro que lleguemos a verla algún día a nivel mundial. ¿Por qué Tel Aviv? Sencillo: porque Israel es el país de origen de Waze, la app de navegación que el gigante buscador compró en su día y cuyo sistema utilizará RideWith.

No se conocen muchos detalles sobre la nueva plataforma, pero sí sabemos que limitarán el uso a los conductores para que realmente sea un servicio de compartir coche y no un Uber con conductores privados bajo demanda. En concreto, en Reuters explican que cada conductor sólo podrá compartir coche en dos trayectos cada día y no recibirá dinero por parte de la compañía, sino de los propios pasajeros.

¿Son legales los servicios de compartir coche?

¿Por qué son importantes estos límites? Porque mientras que Uber está teniendo problemas en medio mundo por el transporte de pasajeros sin licencia, Blablacar y otras plataformas de compartir coche se están librando de la quema. Los usuarios que utilizan éstas últimas no tienen ánimo de lucro (de hecho los precios por trayecto van limitados por los propios servicios) y los conductores no hacen viajes desde A hasta B porque se lo pide alguien, sino porque tienen que hacerlos y, de paso, llevan a varios pasajeros extra para compartir gastos.

En el caso de España, ya vimos cómo el Ministerio de Fomento advertía a servicios como Uber pero decía que los usuarios de Blablacar podían estar tranquilos ya que compartir coche es legal siempre que el conductor no quiera lucrarse con ello. A pesar de esto, las patronales de autobuses han anunciado su intención de denunciar a Blablacar ante los tribunales, ya que consideran que sus actividades no son legales (quejándose entre otras cosas de que los conductores no pagan seguro extra, no declaran lo ingresado, etc.)

De nuevo, y en el caso de las limitaciones que tendrá RideWith, insisto en que se trata de un servicio en fase de prueba y beta privada que podría (o no) llegar a otros países en el futuro y en el que podríamos (o no) ver algún cambio. Lo que no parece raro es que Google quiera entrar en el sector: en el caso de Blablacar, ya poseen más de 20 millones de usuarios y su expansión sigue fuerte por todo el mundo gracias a las potentes inversiones.

Vía | Reuters
Imagen | Google Waze (Travis Wise)
En Xataka | BlaBlaCar en el laberinto legal: por qué Fomento va tras Uber y permite el compartir coche

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio