Compartir
Publicidad

Una patente nos enseña cómo funciona la realidad aumentada de Magic Leap

Una patente nos enseña cómo funciona la realidad aumentada de Magic Leap
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A principios de esta semana os hablamos de Magic Leap, un sistema de realidad aumentada en el que Google y Qualcomm habían hecho sendas inversiones económicas en esta pequeña compañía. Los rumores señalan que el producto final, el que llegará a nuestras manos, está cerca pero quedaba una gran incógnita: ¿cómo funciona este nuevo dispositivo?

De momento sus creadores no han querido desvelar nada al respecto pero una patente y un registro de la marca se ha hecho público. Gracias a estos dos documentos ya podemos saber un poco mejor cómo funciona Magic Leap y cómo pretenden darle un empujón a la realidad aumentada para hacer que sea una tecnología más atractiva.

Un casco con un visor algo particular

Magic Leap busca proyectar objetos virtuales sobre entornos reales con un accesorio en forma de casco. Hasta ahora habíamos visto que para proyectar imágenes 3D, con la sensación correspondiente de volumen, había que recurrir a ciertos trucos para "engañar" a nuestro cerebro proyectando dos imágenes planas, como por ejemplo hace Oculus Rift.

La patente que se ha hecho pública muestra una aproximación diferente. Según la patente el sistema utiliza una pantalla que crea el efecto tridimensional con rayos de luz en lo que ellos definen como "campos de luz". Esto nos permite concentrar nuestra mirada en la profundidad para crear la sensación artificial de volumen y hacer una mejor fusión entre lo real y lo virtual.

Magic

La forma de la pantalla, tal y como la describen, estaría compuesta por un conjunto de pequeños espejos curvados donde la luz que vendría de un cable de fibra óptica sería reflejada para crear la composición. Eso sí, también se explica que podría hacerse con una sola capa de espejos gracias a un campo magnético que permitiera ir al ritmo de nuestro ojo para mostrar las imágenes correctamente.

También se menciona la utilización de sensores de movimiento para resolver las distancias y los puntos donde estamos enfocando con los ojos. Resulta curioso que hablen de esto ya que, según expertos en imágenes computerizadas, nadie ha demostrado que exista una tecnología capaz de saber a dónde estamos enfocando con los ojos.

De momento solo se trata de ideas sobre el papel y, si hacemos casos a los rumores, deberíamos poder ver esta tecnología de forma oficial dentro de poco. Será interesante porque la realidad virtual, de la mano de Oculus Rift, ha dado pasos adelante muy grandes pero todo lo relacionado con la interección de objetos físicos con modelos 3D ha quedado menos atendida.

Vía | MIT Technology Review

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio