Compartir
Publicidad
Publicidad
Si eres fabricante de portátiles con Windows ¿cómo debes tomarte lo de Surface 4 y Book?
Ordenadores

Si eres fabricante de portátiles con Windows ¿cómo debes tomarte lo de Surface 4 y Book?

Publicidad
Publicidad

Boom. Esa era la palabra que Steve Jobs solía utilizar al presentar sus sorpresas en los distintos eventos que organizaba Apple. Hoy esa palabra hubiera servido para anticipar la presentación de algunos de los nuevos productos y características de Microsoft, y desde luego sus nuevos portátiles merecerían algún que otro "boom".

De hecho, Microsoft lo ha hecho aparentemente tan bien con sus nuevos Surface Pro 4 y el sorprendente -nada se filtró de él- Surface Book que uno vuelve a mirar de reojo a los fabricantes tradicionales, aquellos sobre cuyos hombros solía recaer la responsabilidad de fabricar los mejores equipos basados en Windows, y se plantea una pregunta para ellos. ¿Cómo es posible que Microsoft aparentemente os supere con estos productos?

La dimensión de la división de hardware de Microsoft ha cobrado otra magnitud tras el evento de hoy. Sus propuestas en el terreno de los portátiles han sido realmente sorprendentes y ofrecen una nueva perspectiva sobre lo que puede conseguir el mercado de los PCs y portátiles basados en Windows 10.

Superiores sobre el papel en tablets convertibles...

Lo hacen desde luego con el nuevo Surface Pro 4, del que Panos Panay hacía una reflexión. Y también una broma, aludiendo a los muchos competidores que le habían llegado al Surface Pro 3 tanto desde el ámbito de los equipos basados en Windows 10 como en el de los basados en otras plataformas de Apple o Google.

Pero en ese momento Panay explicaba como en Microsoft podían retirarse ante la presión, o volver a reinventar la categoría. Y eso es lo que han tratado de hacer de nuevo con el Surface Pro 4, que llega con mejoras a todos los niveles y con características que no habíamos visto combinadas hasta ahora.

La presencia del sensor de huella dactilar o de Windows Hello para el reconocimiento facial suponen un paso adelante para este tipo de equipos, que ganan prestaciones interesantes respecto a sus competidores también en sus accesorios: la nueva carcasa con teclado Type Cover también supone un paso adelante en la concepción de un accesorio que de nuevo se vuelve imprescindible -y eso sí, de nuevo vuelven a vender por separado- para obtener la experiencia completa que es capaz de ofrecer este equipo.

Las diferencias con los competidores también se notan en la nueva tecnología PixelSense que vuelve a poner como protagonista al lápiz o puntero. Solo Apple había parecido querer competir en este terreno con el iPad Pro, y salvo fabricantes independientes -aquí inevitable mencionar a Wacom- no había en el segmento experiencias tan completas como las que ofrecía Microsoft en sus pantallas táctiles.

Los 1.024 niveles de presión y los nuevos punteros -curioso, sin batería reemplazable, son "desechables a largo plazo"- vuelven a darle un "plus" a los dispositivos de Microsoft, que demuestran que escribir a mano y tomar notas puede ser un método igualmente válido en muchos escenarios que sus alternativas.

... y ahora también en portátiles convertibles

Buena jugada la de Microsoft, que le devuelve la pelota a Apple. Si éstos habían sacado un iPad con el apelativo "Pro" que hasta ahora usaban en Microsoft, ahora es ésta última la que utiliza el "Book" para calificar a su nuevo y reluciente portátil.

La sorpresa ha sido mayúscula en este sentido, porque nos encontramos ante el primer portátil "como tal" de la historia de Microsoft. Y vaya con este primer intento.

Todo en el Surface Book es destacable, desde su pantalla desplegable de 13,5 pulgadas con formato A4 y una resolución de lo más redonda: 3.000 x 2.000 píxeles, además de integrar la misma tecnología PixelSense que está presente en el Surface Pro 4 porque básicamente este es un Surface Pro 4 con teclado rígido y con aún más prestaciones.

Es un equipo que le da también una vuelta de tuerca enorme a los portátiles y Ultrabooks convertibles que habíamos conocido hasta ahora tanto por su diseño -esa bisagra tan peculiar es especialmente destacable- como por su combinación hardware.

La tecnología Windows Hello vuelve a estar presente -no así el lector de huella dactilar- pero además contamos con ventajas claras si buscamos potencia tanto en el ámbito de la GPU dedicada de NVIDIA -que se vende como opción- como en la batería, con una autonomía de hasta 12 horas.

Sobre el papel es difícil encontrar a competidores reales, y la pregunta es la que mencionábamos en el titular: ¿qué estarán pensando los fabricantes que hasta ahora estaban lanzando sus soluciones basadas en Windows 10 para tratar de ofrecer la mejor experiencia hardware/software?

Los fabricantes deben ver esto como una oportunidad de mejora

En Microsoft tienen unos recursos excepcionales, y eso se ha dejado notar en estos nuevos portátiles convertibles, pero eso puede haber hecho enfadar a los fabricantes. ¿Es la integración hardware / software mejor en los Surface Pro 4 y Surface Book que en equipos de otros fabricantes? Eso habrá que juzgarlo una vez estén disponibles, pero lo cierto es que Microsoft parte con una ventaja clara en ese sentido.

Surfacebook2

La integración de esas características tan novedosas, no obstante, será probablemente un acicate para el resto de fabricantes, y todo apunta a que este mes veremos cómo HP, Dell, Acer Toshiba y Lenovo presentan sus renovadas apuestas en este sentido. Hay eventos varios que prometen hacer que contemos con uno de los catálogos de producto más amplios en el ámbito de los PCs y portátiles basados en Windows 10.

Será interesante ver lo que ofrecen todos esos dispositivos, pero es de esperar que la renovación de las distintas gamas de producto haga que la decisión sobre tu próximo portátil con Windows 10 no sea nada fácil de tomar. Las propuestas de Microsoft son ejemplares y muestran precisamente lo que se puede lograr en un equipo con Windows 10.

Por lo tanto, los fabricantes no deberían enfadarse por lo que ha hecho Microsoft, sino más bien por lo que no han podido hacer ellos. Veremos si aprenden la lección y sacan pecho con productos que superen los presentados por la firma de Redmond.

En Xataka | Nuevos Lumia, Surface Book y más: éstas son las novedades de Microsoft

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos