Publicidad

Los Mac ARM desafían a los escépticos: las primeras pruebas del Mac mini para desarrolladores dejan Surface Pro X mordiendo el polvo

Los Mac ARM desafían a los escépticos: las primeras pruebas del Mac mini para desarrolladores dejan Surface Pro X mordiendo el polvo
218 comentarios

La transición los Mac a "Apple Silicon" supone un cambio radical para esos equipos, que dejan atrás los chips de Intel. El cambio genera muchas preguntas, pero una es evidente: ¿cómo de potentes serán esos chips y esos Mac?

Ahora comenzamos a vislumbrar la respuesta: las primeras pruebas de rendimiento de los equipos para desarrolladores se comportan mejor que los Surface Pro X con los chips más potentes de Qualcomm, y lo hacen además con una desventaja importante.

Un rendimiento que destaca y que sobre todo promete

Varios han sido los desarrolladores que han utilizado el conocido benchmark Geekbench 5 para publicar los resultados que arrojaba en esta prueba el Apple Developer Transition Kit (DTK).

Este "Mac mini ARM" es un equipo que Apple ha comenzado a enviar a desarrolladores para que vayan trasladando sus aplicaciones a los nuevos procesadores y preparar así la transición. Se trata de un equipo con un SoC Apple A12Z, 16 GB de RAM y 512 GB de SSD y que lleva macOS Big Sur preinstalado en su versión para desarrolladores y que también cuenta con la plataforma de desarrollo Xcode.

Las puntuaciones en Geekbench 5 de estos equipos son notables: sacando la media de varios resultados publicados el equipo logra 811 puntos en Single Core y a 2.871 puntos en Multi Core en esa prueba. Un Surface pro X basado en el Qualcomm SQ1, el chip más potente de la firma -que corre a 3 GHz- para convertibles basados en Windows 10, logra 726 en Single Core y 2.831 en Multi-Core.

Rendimiento

Como explican nuestros compañeros de Applesfera, esto es aún más notable cuando tenemos en cuenta que el DTK está ejecutando Geekbench en emulación a través de Rosetta 2 con un procesador de hace dos años que corre a menor frecuencia (2,4 GHz frente a 3 GHz en los núcleos del Snapdragon SQ1) y que teóricamente está en desventaja.

El desarrollador Steve Throughton-Smith indicaba que según sus cuentas Rosetta 2 permitía que el benchmark se ejecutase con más o menos el 70% de lo que sería el rendimiento en la aplicación nativa. Eso tiene también mérito porque el chip es como decimos ya veterano y no estaba diseñado para poder correr macOS. De hecho otros desarrolladores apuntan a que solo está utilizando cuatro de los ocho núcleos de los que dispone el A12Z (los cuatro más potentes, eso sí).

Todo ello hace pensar que el margen de maniobra para Apple aquí es notable, y desde luego el rendimiento de estos equipos tan "crudos" es prometedor para los futuros equipos de Apple que cuenten con chips dedicados y que teóricamente serán notablemente superiores en potencia al estar diseñados no para móviles o tabletas, sino para portátiles o equipos todo en uno como el iMac.

¿Qué pasa al comparar con máquinas Intel?

Lo cierto es que comparar ese Developer Transition Kit con el Apple A12Z con un Surface Pro X puede no ser tan llamativo cuando precisamente lo que se pretende es saber cómo se comportarán los futuros Mac ARM al compararlos con máquinas equivalentes basadas en micros de Intel o AMD.

Geekbench5

Aquí de momento no hay pruebas directas que permitan hacer esa comparación, pero sí tenemos por ejemplo el análisis que SixColors hizo de los MacBook Air con los Core i5 en su edición más reciente de 2020.

Al comparar el rendimiento de estos equipos con el de los iPad Pro de 2018 los resultados eran también sorprendentes a favor de los chips ARM de Apple. En la prueba de Geekbench 5 el iPad Pro superaba al MacBook Air tanto en rendimiento de un núcleo como en el de la prueba multi-núcleo.

El chip del iPad Pro (2018) es de hecho el Apple A12X, mientras que el Apple A12Z usado en esos Apple DTK es según los expertos una versión "refinada" del anterior con un núcleo más para su GPU.

Hay que aclarar que en esa comparación el iPad Pro corrió la versión de Geekbench para iOS y sus micros ARM mientras que el MacBook Air corrió la versión para macOS y su micro Intel con arquitectura AMD64/x86-64. En la comparación con el Surface Pro X ese "Mac mini ARM" ejecutó Geekbench para Intel a través de emulación, insistimos, algo que lo pone aún en mayor desventaja al comprobar los datos.

Queda por ver hasta dónde puede llegar Apple con esos futuros Mac basados en "Apple Silicon", pero desde luego estos primeros datos -y todo lo que hemos visto antes- hace que las expectativas sean notables para esos equipos.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios